Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Juicio sobre Gran Tibidabo

Rafael del Barco Carreras
Redacción
jueves, 17 de mayo de 2007, 21:05 h (CET)
Trece años, pasó cuatro meses preventivo por 30.000 millones de 9.000 ahorradores, desaparecidos en tiempo record, y a través de más o menos los mismos firmantes de los desaparecidos 100.000 millones del Banco Garriga Nogués, 1985. Y yo tres años preventivo por encubrir a su padre, y condenado a los tres años pasados en La Modelo. Caso Consorcio de la Zona Franca, donde tres pagamos para que una buena legión de ciudadanos y partidos se agenciaran muchos millones (desfalco de 10.000 millones y juzgados 1,200, dice la sentencia, autor su padre Antonio de la Rosa).

A los tres años me juzgaron, ¿porqué trece ahora?, ¿es que hay más jueces con pisos de Juan Piqué Vidal, o trabajando en su bufete como el ya jubilado Adolfo Fernández Oubiña?, jefe de la sección, de “Ecología”, del bufete (lo anuncia internet), y formaba parte del tribunal que me condenó por “conocer la procedencia ilícita de los dineros de Antonio de la Rosa”, y además añadía la sentencia, "parte gastado en vicios”. Me gustaría que vieran comiendo en su terraza habitual al ex juez (a él y su corte le gusta el marisco, y los cócteles del Ideal, donde su amigo Javier se gastaba hace años 80.000 pesetas diarias) y comparándome dictara lo de “los vicios” (tenemos la misma edad 66 o 67 años), y si observara a otra de las víctimas del Consorcio, con 80 y pico, lo de “los vicios” lo creería un macabro invento.

Noticias relacionadas

El día de…

Nos faltan días en el año para dedicarlos a las distintas conmemoraciones y recordatorios

Como hamsters en jaula

​Hermanos: estaréis de acuerdo conmigo de que los acontecimientos políticos están pasando a una velocidad de vértigo

La revolución del afecto como primer efecto conciliador

Nuestro agobiante desconsuelo sólo se cura con un infinito consuelo, el del amor de amar amor correspondido, pues siempre es preferible quererse que ahorcarse

¿Qué se trae P. Sánchez con Cataluña?

Se dice que hay ocasiones en la que los árboles no nos dejan ver el bosque

¿Nuestros gobernantes nos sirven o les servimos?

Buscar la justicia, la paz y la concordia no estoy seguro de que sea al principal objetivo de los gobernantes
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris