Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   La tercera puerta   -   Sección:   Opinión

¿Sabemos qué es ANV?

Xabier López de Armentia
Opinión
martes, 1 de mayo de 2007, 08:12 h (CET)
Tres siglas, tres letras, que copan la actualidad política estatal. Tres siglas que preocupan a muchos y que esperanzan a otros tantos. ¿Qué es eso de ANV?, preguntan algunos. Acción Nacionalista Vasca, o lo que es lo mismo, Eusko Abertzale Ekintza, es un partido político que puede ser la alternativa electoral “real” para la presencia del colectivo “Batasuna” en las instituciones vascas los próximos cuatro años. ANV parece coger con fuerza la batuta de la ilegalizada Batasuna.

ANV es un partido que tiene su alumbramiento en 1930, y que es parte activa de la historia vasca. En la Década de los años 20, El legendario PNV se encontraba escindido en dos corrientes de base ideológica diferente. “CNV” (Comunión Nacionalista Vasca), de corte conservador y católico, un partido moderado y abierto a relaciones con España; y “Aberri”, de corte socialdemócrata y aconfesional, asumida la independencia como la única vía. En torno a la reunificación de estas dos corrientes surgió una “nueva vía”, una vía que abogaba por un cambio ideológico para Euskal Herria, una modernización de los principios ideológicos que asumiesen un carácter aconfesional y aparcasen el lema “Jaungoikua eta Lagi-Zarra” (Dios y Ley vieja), por la búsqueda de los derechos históricos y el derecho de autodeterminación del pueblo vasco. En pocas palabras, retomar el legado del, tan desconocido para muchos, Estatuto Europeo de Nabarra, aniquilado por Fernando “El Católico” (1512-1524).

De la reunificación de “Aberri” y “CNV” y su refundación en el histórico y legendario Partido Nacionalista Vasco, se “escaparon” esos que apostaban por la tercera vía, por crear una izquierda vasca, aconfesional e independentista. De esta forma nació ANV, una formación que revolucionó el prisma ideológico vasco, al dotarlo de una presencia nacionalista y de izquierdas que actuaba de forma trasversal con el Frente Popular, incluso luchando en la Guerra Civil en el bando republicano. ANV supuso la entrada en vigor de una ideología que rompía con la bases ideológicas del fundador nacionalista, Sabino Arana. En contraposición con la pureza de sangre, el “apellidismo” y la legendaria raza, nace la idea de que se es vasco por decisión individual y personal, por sentimiento y por ganas de trabajar para el restablecimiento de los derechos del pueblo vasco.

Después de su creación, pronto se inició la Guerra Civil, y a los cuatro días comenzó la dictadura franquista, que relegó a ANV al exilio, como la totalidad de partidos vascos, siendo una tumba para este. ANV, un partido sin recursos económicos y con escaso recorrido político – apenas fueron 6 años de actividad – , fue postergado al ostracismo político, en parte por la omnipresencia del PNV.

Con la vuelta de la “democracia”, ANV se presentó a las primeras elecciones, consiguiendo unos resultados nefastos. El exilio y las nuevas opciones políticas pasaron factura a este legendario partido. En 1978 dio un paso que marcará y esta marcando hoy en día, su futuro y su presente. Ese año decide entrar en la coalición “Herri Batasuna”, Una coalición entre la que destacan ESB (Eusko Sozialista Biltzarrea), HASI (Alderdi Sozialista Iraultzailea), LAIA (Langile Abertzale Iraultzaileen Alderdia) y el entrante ANV. Esta coalición independentista y socialista contaba con fuertes tensiones internas que supusieron la marcha de la coalición en 1980 de ESB y LAIA, quedando nada más que ANV y HASI y los partidarios de la Alternativa KAS.
ANV era una pieza importante del rompecabezas de Herri Batasuna, aunque no gozaba de la representación real que se merecía. ¿Qué tenia ANV que fuese tan querido por la coalición Herri Batasuna? ANV fue un partido republicano, un partido que luchó contra el franquismo, que luchó en la Guerra Civil por los derechos del pueblo vasco en el bando republicano, un partido histórico que sirve de memoria fotográfica para muchos votantes afectados por la barbarie de la dictadura. Por tanto ANV era el gancho perfecto para aquellos que sufrieron.

ANV terminó separándose de Herri Batasuna, cuando este, dejo de ser lo que era para convertirse en Batasuna, al igual que hizo la “corriente” Aralar, y su líder Patxi Zabaleta. Aunque para muchos no sea conocido, el paso de Herri Batasuna a Batasuna supuso un gran cambio en la realidad del espacio ideológico vasco, sacando a la luz la idea de que otra izquierda abertzale es posible. Es posible que ANV sea otra izquierda abertzale, démosle una oportunidad.

Noticias relacionadas

Qué explicaría la visita de Xi Jinping a Panamá

Panamá no constituye ejemplo de gran o mediana potencia

¿A quién voto en las próximas elecciones andaluzas?

Los socialistas han gobernado en Andalucía desde 1982 sin interrupción y no hemos salido del vagón de cola

Macron y Mohammed 6 en tren de alta velocidad

Mientras otros países del Magreb se resisten a la modernidad, Marruecos se suma a la carrera espacial y viaja en trenes de alta velocidad

¿Hacia un Brexit traumático?

La irrupción de fuerzas centrífugas consiguió la victoria inesperada

Interior del Ministro de Interior

​Desayuno de Europa Press con el ministro de Interior Grande-Marlaska en el hotel Hesperia de Madrid. Llegué con adelanto y atendí el WhatsApp: “¡Vaya espectáculo!.
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris