Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Fútbol

Etiquetas:   PRIMERA DIVISIÓN-JORNADA 30   -   Sección:   Fútbol

El espíritu Stoichkov hace renacer al Celta (1-0)

El Celta se impuso en Balaídos seis meses después de la última victoria en casa
Redacción
domingo, 15 de abril de 2007, 21:05 h (CET)
Hristo llegó y se hizo notar. Algo cambió en Vigo y fueron las ganas. Consiguió lavar la mentalidad perdedora de un conjunto entregado al descenso y sacarlo del pozo en el que vivían. Tres puntos que saben a seis por lo que suponen. El Depor, se entregó al debut del búlgaro y no quiso estropear la fiesta de Balaídos.

FICHA TÉCNICA
1- Celta: Pinto (2), Ángel (3), Tamas (2), Contreras (2), Placente (2), P. García (2), G. López (2), Canobbio (1), Nené (2), Núñez (1), Baiano (3)
0- Deportivo: Aouate (1), Lopo (1), Coloccini (1), Andrade (1), Capdevila (2), J. Rodríguez (1), Dusher (1), Adrian (1), Riki (1), P. Álvarez (2), Iago (0)
Cambios : Verdú (1)por Iago (min. 45), Estoyanoff (1) por P. Álvarez (min. 61), Iriney (2) por P. García (min. 62), Taborda (2) por Dusher (min. 74), Bamogo (1) por G. López (min. 83), J. Larena (-) por Nuñez (min. 80)
Goles: Baiano (min. 60)
Árbitro: Indiano Mallenco (C. Navarro) ( 0/3). Amonestó en el local a G. López (41´), Placente ( 38´), Contreras (63’) y P. García (68’). Mientras en el visitante se llevaron la cartulina amarilla Coloccini (22´), Dusher (44’) y Lopo (73’)
Incidencias: 24.000 espectadores en el estadio Balaidos. Terreno de juego en buenas condiciones.

DATOS DESTACABLES
Lo mejor: La afición y Hristo Stoickov.
Acaba de nacer un nuevo idilio amoroso que esperemos no acabe nunca. El técnico búlgaro se metió con la victoria de este domingo al respetable en el bolsillo. La afición respondió como nunca a la llamada de S.O.S. de equipo y lo llevó en volandas hasta la victoria.
Lo peor: La primera parte del Depor
los de Coruña vinieron a Vigo a matar el tiempo. Hicieron una primera parte en la que no inquietaron en ningún momento a Pinto.
El dato: Volvió a ganar seis meses después
Volvieron los tres puntos a Balaídos donde hacía seis meses que el Celta no conocía la victoria.
Ricardo Pardo / Vigo

El efecto Stoichkov se hizo notar, y de lo lindo, en Vigo. El búlgaro, enfundado en negro, tardó en sacar la vena que le hizo famoso. Ésa que le llevaba a pisotear a un colegiado y, ahora ya más tranquilo por los años, sólo lo abofetea desde el cariño. Consiguió entrar por la puerta grande, cerrada a cal y canto para Vázquez, al que nunca le dejaron ni mirarla. La verdad es que la hazaña del nuevo técnico tiene mérito por la carambola que supone. Sacar al equipo del descenso con una victoria en Balaídos. Un Balaídos donde desde hace seis meses que el Celta no sumaba tres puntos. Lo hace además contra el histórico rival del conjunto olívico, el Depor, y con el campo rayando el lleno.

El Deportivo, por su parte, vino a Vigo a ejercer de buen vecino. Salieron blanditos los de Coruña, como si no viniesen a inquietar. Parecían comprender y solidarizarse del sufrimiento de sus vecinos del sur y no quisiesen hacer leña de un árbol que amenazaba con caer. Como despistado, se olvidó de jugar, nunca quiso el encuentro y se limitó a ver como sería esta vez el suicidio de los de Vigo. Creyó en las prisas de los locales, y en que ellas mismas serían las encargadas de ahogar a los de Hristo. Le fallaron los cálculos a Caparrós. Salieron de su letargo los de Coruña a falta de escasos minutos e intentaron realizar la heroica. Pero los ánimos eran otros. El Depor sólo quiso en los instantes finales, como si tardase en darse cuenta de que con ese resultado perdía el encuentro. Puso ganas y ocasiones, pero ya era tarde

Cierto que no jugaron bien los chicos del Celta, pero hubo carácter, ganas, entrega y suerte, o más bien no humo la mala que deambulaba por Balaídos. No se vinieron atrás, de eso se encargó el gesticulante entrenador con cambios que más perecían buscar otro gol que quedarse con el que estaban. El Depor se dio cuenta tarde de que había venido a ganar. Dejo el papel de enterrador para otra cita y se enterró a si mismo en la inoperancia. Estático y carente de peligro. Sólo un arreón final le salvaron los papeles del desastre total. . El Celta, llevado en volandas por una afición entregada puso más corazón que cabeza. Le falta creérselo. Le falta el confiar en que los partidos también se ganan. Le falta dominarlos, dormirlos y calcularlos. Jugar con el tiempo y con el marcador, no sólo con el balón.

El búlgaro Hristo Stoichkov anunciaba que le gustaba el ataque y que a él se entregaría en el campo. Renunció al doble pivote, dejando a Pablo García como único bailarín de la media. Compensaba esto el ex barcelonista con mucho oficio de los hombres más avanzados. Bajaban y subían con la misma velocidad. Marca de la casa. Hristo parecía haber cambiado algo, por lo menos en lo que a una grada atestada se refiere. La afición por primera vez en la temporada se puso la elástica con el doce en la espalda. No fue uno más, fue uno de los que se notan.

El derby parecía venir fabricado a prueba de bombas. Imposible de romper en los primeros compases, parecía que ambos conjuntos tampoco estaban interesados en hacerlo. El cero a cero parecía un resultado que contentaba a ambos. Ninguno semejaba querer marcar un gol demasiado tempranero que pudiese no saber controlar. Desechaban los de Hristo las bandas casi definitivamente, barajando como única opción atacante el centro. Extraño en un hombre que vivió tanto de pisar la cal de las bandas.

El deportivo, no se dejó intimidar por el ambiente. Jugó con calma. Como si supiese de antemano que las ocasiones llegarían. Quiso jugar con los nervios del Celta, las prisas y la ansiedad. Confió que en que los de Vigo cambiarían pronto su intensidad por desesperación y angustia. Sabía que las ocasiones erradas de los celestes irían mermando poco a poco a la renovada moral viguesa.

A pesar de lo que se esperaba el partido se embarrancó en el hastío. Ninguno de los dos conjuntos se lanzó. Ambos se cerraron en el pasillo interior y renunciaron a volar desde las bandas. Las pocas veces que un balón rozaba la cal de los laterales Gustavo se convertía en un puñal servido en bandeja para los delanteros celestes. Así, poco a poco, quemaban minutos los de Vigo. Fallando ocasiones y encendiendo de forma armoniosa al respetable.

Los de Caparrós la verdad es que parecía difícil que consiguiesen hacer daño, queda evidente el porqué son el segundo conjunto que menos goles hace fuera de casa. Llegaban en ataque con jugador y medio y siempre pidiendo permiso para disparar.

El Celta hizo valer su insistencia contra la apatía y conformismo de los de Caparrós. Gustavo cazó un rechace en el área y su disparo lo abocó Baiano que lo envió al fondo de la portería de Aouate. El Derby comenzaba con parte y media de atraso pero más vale tarde que nunca. Hacían acto de presencia la intensidad y los encontronazos. Renacía el encuentro con el Depor buscando un gol que le devolviese al partido. El Celta se entregaba en contras de vértigo. Se vivó derby, tarde pero se vivió. Intenso pero corto murieron ambos conjuntos entregados al ataque a pesar de frágil del marcador.

El Depor no se mete en líos pero sigue con sus malos resultados fuera de casa. El Celta, por su parte, ve una tenue luz al final de un túnel que hasta ayer le llevaba a la segunda. A Stoichkov, a pesar de todo le queda mucho aun que trabajar. Esperemos que este buen comienzo sea el presagio de un buen fin. Bienvenido mister.


SALA DE PRENSA
H. Stoichkov(entrenador Celta)

"Estoy cntento, por ver como la gente lo está después de este partido. Los jugadores han disfrutado. Se han entregado y han luchado”. ”Lo que más me ha gustado ha sido el comportamiento y la lucha de la afición. Ella da un fuerza increíble al equipo desde el primer minuto”
Caparrós(entrenador Deportivo)

"No hemos hecho un buen encuentro. La verdad es que no podemos estar contentos por el resultado ni por el juego. Cuando nos estábamos haciendo nos hemos encontrado con un gol en un rechace que nos ha hecho mucho daño. Durante la primera parte no hemos hecho nada, sólo han sido ellos los que han estado sobre el campo ".


Noticias relacionadas

Stuani y Bono frenan a la Real Sociedad en Gerona (1-1)

España empaña su imagen ante una discreta Rusia

Los de Lopetegui se dejan empatar tras ir ganando 0-2 a la media hora

Ceballos lidera el recital de la Sub-21

El madridista firma un 'hat-trick' para derrotar a Eslovaquia en Cartagena

Italia consuma su fracaso y no estará en el Mundial de Rusia

Suecia se vale del gol de la ida

Márquez supera en títulos a Lorenzo y se convierte en el segundo español más laureado

Tercer título en Valencia
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris