Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Baloncesto

Etiquetas:   ACB / JORNADA 27   -   Sección:   Baloncesto

El MMT Estudiantes se lleva el derby (87-85)

Un triple de Gonzalo Martínez a pocos segundos del final dio victoria a un MMT Estudiantes que luchó frente a un Real Madrid con poca suerte en el tiro.
Redacción
domingo, 1 de abril de 2007, 00:30 h (CET)
Un derby siempre se vive al límite: por más que sean palizas en ocasiones, el público siente cada canasta como si fuese esa que da la victoria ante el eterno rival. Siendo así siempre, en una situación como la de hoy, los nervios están a flor de piel: de las manos de Gonzalo Martínez salió el triple que resolvió el partido e hizo estallar de júbilo al Madrid Arena. Victoria épica, aunque trabajada, ante el Real Madrid, que supo aguantar las embestidas colegiales pero que encontró su perdición en una faceta que controla a la perfección.

FICHA TÉCNICA
87- MMT Estudiantes: Sánchez (2), Garnett (10), Jasen (14), Nikolic (13) y McDonald (22). Martínez (10), Mendiburu (6), Iturbe (4), Suárez (6) y Torres (-).
85- Real Madrid: Tunçeri (9), Bullock (14), Tomas (6), Sekulic (18) y Reyes (9). López (6), Hervelle (5), Mumbrú (10), Smith (8) y Sonseca (-).
Parciales: 17-22, 35-45; 59-58, 76-76 y 87-85.
Árbitros: Arteaga, García González y Soto (6). Sin eliminados.
Incidencias: 10.000 espectadores en el Telefónica Arena (Madrid). Partido correspondiente a la vigésimo séptima jornada de la Liga ACB

DATOS DESTACABLES
Lo mejor: Gonzalo Martínez
Base de la casa, no llega al metro ochenta y consigue triples que dan victorias. Si, señora, es humano.
Lo peor: Felipe Reyes
Cuajó un gran partido, pero una antideportiva que no venía a cuento cumplió su objetivo: calentar al público local.
El dato:
29/79 en tiros de campo para el Real Madrid (36% de acierto). 1/17 triples en la segunda parte. Cualquiera tiene un mal día...

Matías Castañón / Enviado especial

Muchos nervios en ambos quintetos desde los primeros minutos: fallos y pérdidas por parte de los dos conjuntos en los primeros compases del encuentro, cuando Blagota Sekulic comenzaba a marcar diferencias. Tunçeri, Bullock y posteriormente Hervelle anotaban desde el 6.25, mientras que en el Estudiantes sólo McDonald y Garnett ponían algo de concentración desde el inicio. Poco a poco llegaron las rotaciones y ahí los blancos dieron un paso adelante, con la salida de un Raül López que aportó lo suyo desde el banquillo y un Mumbrú que apenas tuvo tiempo para perder un balón. Los locales no perdían mucho fuelle pero los suplentes tardaron en entrar en el encuentro. Fue en el segundo cuarto cuando el banquillo colegial comenzó a dar muestras de su calidad, aunque ambos equipos volvieron a estar como al principio del partido. Felipe Reyes (incansable en el rebote ofensivo: capturó nueve rechaces bajo la canasta colegial, uno mas que todo el equipo local en la canasta madridista) y Mumbrú tiraban del carro en los visitantes, mientras Javier Mendiburu comenzaba a ponerse el traje de estrella: aprovechando las deficiencias defensivas de Louis Bullock, consiguió llevarlo al poste en varias ocasiones, sacando en todas una canasta. Regresaban los titulares con el encuentro muy ajustado, gracias a la labor en ambos campos de Mendiburu y la dirección de Gonzalo Martínez, aunque con una defensa que no será de las más recordadas en cuanto a intensidad, permitiendo muchos tiros sencillos que los madridistas no aprovecharon. En ese momento una zona press que ordeno Joan Plaza surtió efecto, y se pasó de en pocos minutos de un 30-30 (min. 17) a un 35-45 para cerrar la primera parte: Tunçeri, Bullock y Sekulic tumbaban a los colegiales y se llevaban al vestuario una ventaja de diez puntos que les permitía afrontar la segunda parte con mayor tranquilidad.

El tercer período tuvo dos caras para los madridistas: desde el principio pusieron la directa con un trabajo defensivo como el desplegado al final del segundo cuarto y de la mano de un Marko Tomas muy implicado con la causa (el croata tuvo un par de minutos espectaculares; sería un excelente jugador si no fuesen sólo un par de minutos), pero pérdidas y fallos constantes les lastraron. Los triples no entraban y Bullock no se encontraba cómodo ni en ataque ni en defensa. El trabajo local de cara a canasta era tan sencillo de defender como lo es un pick and roll entre Martínez y Will McDonald: los blancos no lo vieron durante varias posesiones y, cuando se dieron cuenta, dejaron libertad a Gonzalo para que cerrase el cuarto poniendo a los suyos uno arriba (la asistencia de Javier Mendiburu al base madrileño en esa última canasta levantó al público: si los colegiales son “toreros”, la del catalán fue de dos orejas y rabo) de cara al último cuarto. Los madridistas volvían a tomar la delantera con Sekulic como principal valuarte ofensivo (el de Montenegro hizo su mejor partido vestido de blanco con 18 puntos y 6 rebotes), mientras que los colegiales confiaban en “el hombre tranquilo”: Nikolic se jugó los balones complicados en algunos momentos clave. La tensión se mascaba en el ambiente y el mas seguido por la parroquia colegial abrió la caja de los truenos: una antideportiva de Felipe Reyes cuando los del Ramiro estaban tan sólo uno arriba, sacó de quicio a los aficionados locales y puso a Jasen en una situación complicada. El ítalo-argentino falló los tiros libres pero tuvo el coraje de jugarse la siguiente posesión y anotar. Smith y Bullock ponían a los suyos por delante pero la casta de Jasen sacaba un balón imposible tras un tiro libre de Iturbe y ponía el +2. Tras fallar el vitoriano un triple el Madrid intentó igualar y lo logró gracias a dos tiros libres de Felipe; la última era para el Estu y cerca estuvo de ser la última del encuentro. Bullock roba y el balón llega a Tomas, que falla el triple que daba a los de Plaza la victoria en el clásico madrileño.

De Pablos confiaba en sus hombres en la prorroga, mientras que el entrenador visitante experimentaba sacando y poniendo en pista Sekulic. Ambos equipos anotaban a cuentagotas, moviéndose en ventajas muy cortas: Jasen lució galones de capitán y tiró de los suyos y, a cuarenta segundos del final, ponía a Estudiantes dos puntos por encima. Quince segundos después Raül López cambiaría las tornas con un triple, el único de los diecisiete que lanzaron los de Plaza en la segunda parte. Siete puntos y cinco asistencias llevaba Gonzalo hasta ese momento, aguantando en defensa prácticamente toda la segunda parte. A menos de diez segundos para el final clavó un triple desde la esquina que apenas dejó tiempo de reacción a los madridistas. Séptima victoria para Estudiantes, séptima victoria para los de Mariano de Pablos (que alcanza a Aíto García Reneses en el ranking de rachas de entrenadores debutantes en ACB), que ya miran de otra manera los playoff y la cita de Girona, con la sensación de ser mejores y de tener el título, al menos hasta la próxima vez, de ser el primer equipo de Madrid.


SALA DE PRENSA
Mariano de Pablos (entrenador MMT Estudiantes)

"Ante todo he de felicitar al público, el ambiente ha sido una parte muy importante de nuestra victoria. Terminamos la primera parte con un mal sabor de boca, aunque nuestra fortaleza mental nos hizo mantenernos en el partido. Ambos equipos jugaron sus bazas y funcionaron. Este triunfo nos permite seguir creciendo, mostrando ambición para mejorar cada partido con trabajo y humildad".
Joan Plaza (entrenador Real Madrid)

"Al margen del disgusto de los primeros segundos después de una derrota, creo que hemos dado un buen espectáculo. Nos hemos dejado la piel, pero hemos estado muy poco acertados: hemos tenido bajos porcentajes en jugadores que no suelen tener esos números, pero aún así estuvimos ahí durante todo el partido. El equipo está bien a pesar de la derrota, hemos caído pero no cedemos el basket average. Esta semana hay que mejorar muchos aspectos de cara a lo que nos espera en Murcia y Charleroi".


Noticias relacionadas

Paliza del Barça al Maccabi y fiesta completa para Navarro

El capitán celebró el 20º aniversario de su debut con unos minutos en un triunfo importante

Seraphin agiganta a un Barça que repite victoria ante Valencia Basket

El pívot francés, clave en los últimos minutos, permite a los de Sito Alonso ocupar la segunda plaza

El Barça respira ahogando al Valencia

Los valencianos se presentaron a verlas venir

El Baskonia reafirma su mejoría y conquista Kaunas

El gran acierto desde el perímetro (17/29) permite a los vitorianos sumar su segunda victoria consecutiva en la Euroliga

El Madrid sale del bache ante un desacertado Unicaja

Los de Laso sentencian al descanso (40-27) la vuelta al triunfo en Europa tras tres derrotas
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris