Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Hablemos sin tapujos   -   Sección:   Opinión

¿Quién interpreta las leyes, Zapatero o los jueces?

Miguel Massanet
Miguel Massanet
miércoles, 28 de marzo de 2007, 10:04 h (CET)
Tengo que decir, señores, que así como se están poniendo las cosas en este país me temo que, pronto, empezaremos a sentir aquello que los romanos definían como taedium vitae; y es que no pasa día sin que se produzca uno o más acontecimientos capaces de desbordar nuestra capacidad de asimilación como seres normales, ante tamaña estupidez política.

Ustedes, seguramente, estaban convencidos de que, a quien le correspondía la interpretación de la leyes, era al poder Judicial; pues vean por donde nuestro Presidente, nuestro sorpresivo e imprevisible señor Zapatero, ha decidido, motu propio, que esta facultad le corresponde al Ejecutivo, o sea, a él mismo. El equilibrio de fuerzas que propugnó Montesquieu para garantizar las libertades de los ciudadanos se lo ha cargado de un plumazo el señor Zapatero al atribuirse facultades judiciales. No debemos de extrañarnos de cosas así porque, vean por donde, se está comentando que el fiscal general, señor Conde Pumpido, está dispuesto a “empapelar” a los magistrados de la Audiencia por sus apreciaciones sobre el caso Otegui, ¿cómo es aquello de Plauto que decía: “… pedir justicia a un hombre injusto es necedad”?. No, no se crean que esto es una cuchipanda, o una chirigota, no señores, esto es la España actual, la España de Zapatero y sus sicarios. Vean, si no, que el mismo que critica al PP por crispar a la ciudadanía, se ha convertido en el valedor del crispador Polanco (el que tachó a los manifestantes del 10 de marzo de “franquistas”) y luego, por si fuera poco, larga lo de que la próxima campaña electoral será como “una guerra”, ¿a dónde vamos señor Zapatero, en qué realidad virtual está usted instalado? ¿No se postulaba usted como el adalid de la paz? Se ha pasado el tiempo emperrado en lo de la alianza de civilizaciones, se le ha llenado la boca de la paz con ETA y ahora nos sale con lo de la guerra; debería de hacérselo mirar, porque esto no es normal. Yo opino que ZP empieza a dar muestras de sentirse atrapado en sus propias trampas y sólo confía en un milagro: el que le puede proporcionar ETA si renuncia, aunque sólo sea de boquilla, a la violencia. Lo que ocurre es que, cuando lo diga, nadie se lo va a creer.

Otro punto. El cortito de Pepiño Blanco se queja de que el PP haga bandera
del caso Otegui en las próximas elecciones. No pretenderá, el taimado, que
el PP les saque las castañas del fuego; pues, ¡claro que deberá sacarlo a
relucir!, ¡faltaría más!; estos errores son los que la Oposición tiene el
deber de denunciar y hará muy bien si lo hace. Luego, fiel a su estilo, el
portavoz empieza a desbarrar. Veamos, Pepito Grillo, si nos enteramos: los
que incitan a faltar a su deber a los fiscales son ustedes, por medio de
Conde Pumpido; los que luchan para meter en el TC a uno de los suyos son
ustedes (quieren aprovechar la enfermedad de Perez Tremps para hacerle
dimitir); los que han prolongado el mandato de Maria Emilia Casas Baamonde
(¿será parienta de Franco?), una de los suyos, también han sido ustedes; los
que han favorecido a De Juana, armando un escándalo morrocotudo, no han sido
otros que ustedes los socialistas; no nos salgan ahora hablando de “boicot”
del PP a los jueces, a la policía ( por cierto parece que lo del 11-M no
está tan claro como decían ustedes ¿goma 2 o dinamita?) o a la prensa ( será
a la de Polanco). Los que han impuesto, desde que llegaron al poder, un
verdadero “boicot” al PP han sido, precisamente, los del contubernio de
Perpiñán y el pacto del Tinell, o sea, ustedes los socialistas. ¡Es que no
les queda un átomo de vergüenza!
Y hablando del señor Otegui, por si hubiera alguno que no se hubiera
enterado y para vergüenza y oprobio del señor fiscal, que permitió que
saliera de rositas de la Audiencia Nacional, –por cierto ¿qué clase de
chanchullo se llevaban, entre ellos, el fiscal y la abogada del etarra
cuando llegaron juntos, tarde y sin la toga?, fácil de deducir: se habían
conchabado para la subsiguiente representación. ¡De pena! –, pues bien, el
terrorista de Batasuna nada más salir del juicio se ha desfogado, con toda
desfachatez, haciendo ostentación de su victoria. Ha desafiado de nuevo al
Estado. Era de esperar, ha salido eufórico y reforzado con su pulso al
Estado de Derecho. Flanqueado por las banderas del País Vasco y Navarra,
como si fuera alguien importante, ha concedido una entrevista a la Agencia
Reuters En ella afirmó que Batasuna haría lo posible para concurrir a las
elecciones de Mayo; más tarde lanzó una de sus perlas, contestando a la
pregunta de si renunciarían a la violencia “No tenemos ahora mismo – dijo –
la voluntad de intentar hacer algún tipo de juego semántico”. Por si fuera
poco también se jactó de que el Estado no tiene capacidad militar para
acabar con ETA ¡Puede que ahora sea cierto!, pero cuando Aznar presidía el
Gobierno, si la tenía, y a punto estuvieron de terminar con ella. Fue
Zapatero quien les dio el oxígeno que necesitaban para volver a resurgir de
la situación extrema en la que se encontraba. Esto se lo tendremos que
“agradecer” a este Ejecutivo. Y todavía tienen el cinismo de decir que el PP
intenta impedir la “lucha” contra ETA. ¡Son unos campeones… en embaucar a
incautos!
Noticias relacionadas

El fútbol en la historia de la guerra del Chaco

Las casacas más populares en los países que se enfrentaron en la guerra paraguayo-boliviana, también quedaron en la memoria de aquel episodio entre soldados descalzos

La búsqueda sin fin

No es este un movimiento nuevo, ni exclusivo de nuestro tiempo

¿Hasta cuándo permitiremos las insolencias separatistas al Jefe del Estado?

“Discutir con tontos supone tener que bajar al nivel de los tontos y ahí son imbatibles” Arturo Pérez Reverte

Performativos

Más que aprender y obrar en consecuencia; predomina el forzamiento oportunista de la realidad

Recuerdos de niño: lenguaje e historia

Nuestra patria es nuestra lengua y nuestra historia
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris