Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

La protección del medio natural

Francisco Arias Solís
Redacción
lunes, 26 de marzo de 2007, 18:29 h (CET)
“No fue el vendaval ronco
el que rompió tu tronco,
ni fue el hachazo grave
del leñador, que sabe
que has de volver
a nacer.”


Federico García Lorca.

En los albores de este siglo, el desarrollo industrial ha originado que el proceso de degradación medioambiental se haya acelerado vertiginosamente hasta el punto de configurarse como un problema que afecta a la propia supervivencia del hombre.

La conservación del medio ambiente es hoy día una necesidad prioritaria y una responsabilidad de todos, pues, a todos nos concierne la tarea de salvar al hombre, que cada vez está más preocupado, al saber que cada año desaparecen en la paz sepulcral de nuestro planeta unas 40.000 especies de animales, plantas y microorganismos, de los 1,4 millones que hay catalogadas y de los 30 millones que se calculan que existen. Los resultados de las medidas que se tomen para la protección dependerán de la toma de conciencia del problema y del esfuerzo individual y conjunto que desarrollen en su resolución personas, empresas y naciones.

Desde hace cuatro décadas los ciudadanos del mundo, en general, han tomado conciencia de las condiciones en las que vivimos y de las nefastas consecuencias que podemos sufrir si no se toman medidas medioambientales drásticas; que siempre cuentan con la oposición de los intereses económicos.

La desforestación, la desertización, la contaminación atmosférica, la lluvia ácida, los agujeros de ozono, el efecto invernadero, la contaminación de los ríos, mares y océanos, los residuos y el desmedido consumo se han convertido en problemas que amenazan muy seriamente la supervivencia del planeta y, por tanto, de todas las especies que lo pueblan, incluida la nuestra.

La protección del medio natural, además de medidas legislativas, requiere la creación de una concienciación colectiva, para ello, se hace menester campañas de formación, divulgativas y practicas, que concilien la protección del medio ambiente y el desarrollo económico y social. Sin embargo, hasta hora las principales campañas que se han aplicado, tratan de dar respuesta a problemas puntuales.

La acumulación de basura es uno de los mayores problemas con que se enfrenta la sociedad actual, ya que sufre un incremento constante sin que todavía exista una solución definitiva para eliminarla. En España se producen anualmente más de 11 millones de toneladas de residuos sólidos urbanos. Un tercio de esta cantidad, cuatro millones escapan a todo control o tratamiento y acaban en vertederos ilegales (campos, playas, ríos y mares). Además, más de un millón de toneladas son residuos tóxicos altamente contaminantes y muy peligrosos para la salud y el medio ambiente. Sin embargo, las campañas siguen estando dirigidas exclusivamente a la clasificación de las basuras en origen y a la no realización de vertidos incontrolados, siendo las más conocidas, la de instalación de contenedores para depositar los envases de vidrio o la de no arrojar a la basura las pilas de mercurio o pilas-botón.

El número de agresiones medioambientales es cada vez mayor. La comunidad internacional es consciente de ello y de que hay que trabajar a marcha forzada, pues el hombre, es una especie que necesita protección y además, merece ser protegida. Es necesario buscar alternativas energéticas, conciliar medio ambiente con desarrollo sin crear cargas insoportables a los países subdesarrollados, establecer legislaciones y acuerdos de obligado cumplimiento, terminar con los abusos de los grandes grupos industriales, contaminar menos en la producción de bienes, multiplicar las campañas de concienciación, etc. En definitiva, es preciso enterrar esta forma de morir para hacer brotar una nueva forma de vivir. No en vano, García Lorca, el poeta de Granada, nos formuló esta pregunta: “¿Que será de nosotros / en la gran confusión?”

Noticias relacionadas

Los patinetes de nuestra niñez hoy artefactos motrices de mayores

Un inesperado giro del medio de transporte urbano, que ha cogido con el pie cambiado a los ayuntamientos de las grandes ciudades

Mohamed VI. Liderazgo positivo en el Magreb

Un liderazgo positivo pone a Marruecos al frente de la modernidad, la tolerancia religiosa y el pluralismo en su región

Octogenaria Paca y nonagenaria Ida

La Aguirre octogenaria lee con calma en el escenario. La Vitale vitalista, todavía se queda hasta altas horas de la noche escribiendo

Enrarecido ambiente

Estoy convencido de que es precisa la salida de "cum fraude" del Gobierno para empezar a ver la luz

Política idealista y realista

G. Seisdedos, Valladolid
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris