Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Con permiso   -   Sección:   Opinión

Volverán a llovernos los ataúdes

Pedro de Hoyos
Pedro de Hoyos
@pedrodehoyos
miércoles, 14 de marzo de 2007, 09:40 h (CET)
Estamos en manos de ETA como antes lo estuvimos en las de Al Qaeda. Esta manifestación del pasado sábado y la que se prepara en Navarra van a ser fácilmente contrarrestadas por el PSOE con la que ha convocado para el fin de semana que viene contra... ya no me acuerdo contra qué, hay tantas últimamente que al ciudadano de a pie le hace falta una agenda para programarse el finde. La semana pasada, contra la guerra de Irak; la que viene en apoyo a la de Afganistán; la siguiente contra los cortes en el suministro eléctrico y la otra contra las centrales nucleares...

El efecto publicitario y propagandístico de una manifa se neutraliza con otra. O con las que haga falta. A pesar de disponer de su firma en el BOE y del apoyo que sus socios mediáticos le proporcionan el Gobierno no tiene el futuro perfectamente claro y en las encuestas no consigue separarse del partido de la oposición, mal dirigido y mal representado por Rajoy. El Gobierno está mordiéndose las uñas a la espera de la próxima carta que le escriba ETA anunciando el abandono de las armas, según dicen los infiltrados de la prensa en los más altos niveles de la Administración Zapaterista. La cuestión es si los españoles están suficientemente indignados o no con Zapatero como para disculparle lo de De Juana a cambio de que ETA abandone las armas. Permanent, definitiva e irreversiblemente, supongo. ¿Se imaginan el triunfo del PSOE? ¿Será por eso que los socialistas que critican en privado a Zapatero le apoyan en público?

¿Pero es lo mismo un abandono de las armas que su entrega? ¿Lo uno implica lo otro? ¿Va a valer un “Prometemos que vamos a ser buenos y no las vamos a tocar nunca más”? En cualquier caso ésa será la gran baza que está dispuesto a jugar un Zapatero al que ya le empieza a molestar su íntimo amigo y ministro del Interior. ¿Pero, tratándose de ETA, puedes estar en desacuerdo con tu ministro del Interior, puedes tener en contra al primer encargado de la lucha antiterrorista? Porque si no llega la carta de ETA volverán a llovernos los ataúdes, ya saben los terroristas que con unas cuantas bombas en el momento oportuno pueden cambiar nuestro gobierno, pueden cambiar nuestro voto, pueden cambiar nuestro futuro. ETA también vota.

Con cartas o con ataúdes, pero vota y enseguida vamos a saber qué gobierno le interesa.

Noticias relacionadas

Trampantojos esperpénticos

Quiero una democracia como la sueca, no una dictadura de izquierdas demagógicamente mal llamada democracia como la que tenemos en España

Ministra de Justicia, Garzón, un comisario, Sánchez e Iglesias

¿Pero qué pasa aquí?

¿Son útiles las religiones?

El sincretismo religioso conduce a no creer en nada

El día de…

Nos faltan días en el año para dedicarlos a las distintas conmemoraciones y recordatorios

Como hamsters en jaula

​Hermanos: estaréis de acuerdo conmigo de que los acontecimientos políticos están pasando a una velocidad de vértigo
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris