Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Cosas mías   -   Sección:  

Vuelve el ‘orgullo vikingo’

Rodrigo Gil
Rodrigo Gil
jueves, 15 de marzo de 2007, 10:39 h (CET)
El Real Madrid es una caja de sorpresas o, como diría Raúl, “aquí están pasando muchas cosas extrañas”. La semana de pasión se ha saldado con un sabor agridulce. Comenzó con el ‘suicidio depportivo’ de Munich. Estoy convencido que a cualquier equipito de empresa –de estos que juegan los domingos para divertirse y tener una buena excusa para tomarse unas cañas- les dices que les pagas la equipación por aguantar su portería a cero durante 60 segundos frente al Bayern (aunque luego les caigan 53), y vamos que si la aguantan; y dos minutos si es preciso.

Pero esta hipótesis no fue capaz de aguantarla el Real Madrid, el equipo más rico del mundo, por un eterno problema de concentración. Menos mal que dijo Roberto Carlos: “El 3-2 es mejor, así vamos más concentrados a Munich”. Pues a los 10 segundos de partido, el Madrid despedía entre lágrimas a su segunda ‘novia’ de la temporada, la Champions.

Por cierto, Fabio Capello esperó media hora a ver si les venía la inspiración a sus hombres, cuando ésta estaba detrás suyo, en el banquillo, y respondía al nombre de Guti. Cuando el italiano quiso ir a por el partido, Lucio remató la contienda. Se había caído con estrépito en octavos, como en la Copa, y ante un Bayern que ya no da dolor de cabeza como antaño, pero que sigue odiando al madridismo. Allá ellos, sería un insulto al fútbol que estos tipos jugarán la final, pero cosas peores se han visto.

Cuando parecía que Pedja Mijatovic iba a poder servir la cabeza de Capello en bandeja a Ramón Calderón en Barcelona, es entonces cuando aparece la furia merengue. En un partido colosal, el Madrid mete en cintura al Barça, le coloca tres goles, le ponde contra las cuerdas... y se olvida de cubrir a Messi, que deja al Madrid herido cuando éste podía haber dado un buen golpe a la Liga.

La tercera ‘novia’ va a ver que pelearla, pero los males del Madrid, desgraciadamente para sus socios y aficionados, no han quedado enterrados en el Camp Nou, ni mucho menos. La Liga se ha apretado por arriba, con Barcelona y Sevilla que siguen dejándose puntos por el camino, y un Valencia que quiere pero al que la Liga de Campeones le puede acabar pasando factura.

El Madrid se aferra a la Liga pero esos dos partidos de distancia con culés y sevillistas son muchos partidos, aunque no lo parezca. Además, el Bernabéu sigue siendo una losa para un equipo que vive de la inestabilidad de un presidente en entredicho, del hundimiento de un director deportivo sin argumentos, y del capricho de un entrenador que ha prescindido demasiado tarde de jugadores como Emerson y Cannavaro, que no pueden ni con las botas. ¿Para qué? Para acabar, como en los últimos años, tirando de Guti –partido colosal el suyo en Barcelona, todo hay que decirlo- para que arregle el entuerto de un Madrid que se gusta un tanto fuera y se horroriza en casa.

Si una cosa ha quedado clara es que Calderón no quiere echar a Capello (la lira es la lira) y Capello no se irá hasta que le echen. O sea que tenemos Capello hasta el 30 de junio y suponiendo que con el Madrid peleando un puesto de Champions, en lo que parece su tope.

Pero algo ha cambiado tras la colleja a Laporta & Company en el Camp Nou, y es que recibo muchas llamadas en el móvil de madridistas que hace unos días estaban agazapados (¿abochornados?). Vuelve el ‘orgullo vikingo’. Está bien, por algo se empieza...

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris