Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Punto crítico   -   Sección:   Opinión

Una inmoral profesora de religión

Raúl Tristán

viernes, 2 de marzo de 2007, 11:28 h (CET)
Inmoral, sí, pero no por "vivir en pecado", pues cada cual puede y debe hacer con su vida lo que considere más oportuno.

No, inmoral en lo que se refiere a los planteamientos de honestidad, de ser consecuente con uno mismo.

Si se es un pirómano, no se puede ser bombero, o se puede, pero no se debe. Alguien que se dice progresista, radical de izquierdas, y proclama la solidaridad y etc no debe vivir en una mansión con veinte baños, tener servicio y codearse con la aristocracia. Un antidisturbios no debe tirar el arma al suelo y sumarse a los manifestantes.

Y una profesora de religión católica debe vivir de modo acorde a lo que los ideales y normas de dicha religión marcan. Es de una lógica tan aplastante que hasta los niños de cuatro años estarían de acuerdo. pero, claro, en este país de garambainas, de soplagaitas, de papanatas y demás fauna de lo políticamente correcto y en el que hasta los asesinos se sienten agraviados y vociferan que ven menoscabados sus derechos, y encima hay gente que les apoya, pues, digo, esta profesora se siente atacada, injustamente despedida, y pretende recurrir a la Justicia Europea... ¡Qué patético y ridículo resultaría, si no fuera tan dramáticamente real!

Señora mía, si quiere usted vivir como vive, cosa que apoyo y no entro a juzgar, pásese a dar clase de filosofía, o de matemáticas o de lengua extranjera, pero no de religión católica. Predique con el ejemplo, señora. Y se lo dice un liberal, aconfesional, que desde el humanismo propugna la separación Iglesias-Estado, la libertad religiosa, la apostasía, la autofinanciación de las religiones y la derogación del Concordato con la Santa Sede, así como la religión fuera de las aulas (que no la Historia de las Religiones, que cabe dentro de la Historia, como cabe la Historia del arte, la del Pensamiento Filosófico, etc...). La laicidad en suma.

Y es que a usted hay que respetarla en sus decisiones personales, pero también hay que respetar que la Iglesia Católica no quiera que una profesora, que no vive de acuerdo a las enseñanzas morales de dicha religión, se erija en modelo a imitar, pues es un antimodelo, una "des-educadora", en suma un fraude moral.

Noticias relacionadas

Un tejido de hábitos transformadores

No menos trascendentales han de ser nuestras propias transformaciones interiores

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (XV)

Hay que liberar a los miembros del Opus Dei de la funesta manía de pensar

Un salabre oxidado

Un relato estival de Francisco Castro Guerra

Te invito a un Cat Café en A Coruña

Ya podía nuestra sociedad darse más cuenta de que son seres vivos

Respetar la verdad y la autoridad en la materia

Artículo de Carmen de Soto Díez, Consultora de comunicación
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris