Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Baloncesto

Etiquetas:   ACB / JORNADA 21   -   Sección:   Baloncesto

El Tau vence al Pamesa Valencia y se acerca al liderato (71-65)

Dirigidos de nuevo por Natxo Lezkano, los baskonistas respondieron ante un Pamesa peleón
Redacción
domingo, 18 de febrero de 2007, 18:17 h (CET)
En un partido igualado de principio a fin, Scola y Erdogan decidieron en los últimos momentos. A pesar de las quejas de su entrenador, el Pamesa Valencia llegó a los instantes finales con posibilidades de ganar pero el capitán argentino del Tau se hizo enorme bajo los tableros y, con casta, lideró a sus compañeros hacia la victoria.

FICHA TÉCNICA
71- Tau Baskonia: Prigioni (-), Rakocevic (14), House (1), Scola (22) y Peker (8). Vidal (5), Erdogan (11), Splitter (10), Arslan (-).
65- Pamesa Valencia: Avdalovic (11), Douglas (17), Timinskas (2), Milojevic (19) y Garcés (2). Oliver (6), Mavrokefalidis (-), Miralles (8) y Luengo (-),.
Parciales: 16-11, 15-21, 20-21 y 20-12.
Árbitros: Martín Bertrán, Alzuria y Pérez Niz (2). Eliminados en el Pamesa por cinco faltas personales a Mavrokefalidis y a Vule Avdalovic.
Incidencias: 8.900 espectadores en el Fernando Buesa Arena en la vigésimo primera jornada de la ACB.

DATOS DESTACABLES
Lo mejor: La dureza
Aunque ninguno de los dos equipos deleitó con buen juego a los valientes que acudieron al pabellón de Zurbano, todos los jugadores lucharon por ganar.
Lo peor: ¡Una gotera!
Debido a las intensas e ininterrumpidas lluvias que llevan cayendo sobre Vitoria los últimos días, los chicos de la mopa tuvieron que salir constantemente a secar una gotera en el centro de la cancha que hacía resbalar a los jugadores.
El dato:
El griego Loukas Mavrokefalidis debutó con su nuevo equipo y pasó totalmente desapercibido. Fue eliminado por faltas personales.

Jon Narváez / Vitoria-Gasteiz

El día no era el más apetecible. La cita matinal, la incesante lluvia y la resaca carnavalera hacían presagiar que el partido se podría hacer duro para muchos además de para los jugadores pero aun así las gradas del Buesa Arena mostraron una más que aceptable imagen, con la agradable visita además de una decena de animados seguidores valencianos. El partido no fue muy vistoso pero sí tuvo intensidad y emoción hasta el final.

La intensidad la pusieron sobre todo los jugadores del cuadro ‘taronja’ desde el inicio. Ya en el minuto uno Rubén Garcés avisaba a los jugadores baskonistas de que tendrían que pelear duro si querían ganar con una fea acción señalada como antideportiva sobre Luis Scola. El panameño no supo parar al ala-pívot porteño y para el minuto 4 tuvo que retirarse al cometer su segunda falta y entraba como debutante el griego Mavrokefalidis.

Kaya Peker se encargó del principal peligro valenciano, Milojevic, en el primer cuarto y el Pamesa lo notaba. Un triple lejano de Rakocevic asustaba a los de naranja con el 12-4 y Katsikaris tenía que pedir tiempo muerto. Con dos bases en pista el Pamesa puso algo de orden y se acercaba al final del primer cuarto 16-11.

Lezkano hacía pocos cambios y, a diferencia de Perasovic, mantuvo a los jugadores largos minutos en cancha antes de ser sustituidos. Algunos fueron pagando poco a poco ese cansancio de forma progresiva. Prigioni fue uno de ellos y no cuajó un buen partido. En el inicio del segundo cuarto el Pamesa se acercó gracias al acierto de Miralles desde el triple y su capacidad para recoger rebotes ofensivos. El parcial 0-8 empataba el partido y Scola, que terminó con 35 puntos de valoración, anotó cinco puntos seguidos que devolvían algo de tranquilidad al Baskonia. El Tau era quien mandaba en el marcador pero el Pamesa era el que dominaba. Era cuestión de tiempo que adelantara a los vitorianos en el luminoso y ocho puntos consecutivos del serbio Milojevic le hacían despegar. Los lanzamientos triples daban ventaja al conjunto de Katsikaris al descanso 31-32.

En el tercer cuarto dio la sensación de que cualquier equipo podría escaparse si cogían una buena racha de pocos minutos. Sin embargo los dos contrincantes se atascaron y, en un juego algo trabado y de mucha actividad defensiva se iba llegando a los minutos finales en la misma situación de igualdad. Ni Tau ni Pamesa sacaron el as de la manga que todos creían que guardaban. Los valencianos apostaron por el juego duro para tratar de intimidar a los vascos que, de haber tenido mayor acierto en los tiros libres –mención especial para Kaya Peker-, seguramente habría logrado algo de ventaja.

Con 51-53 como resultado llegaron las bolas calientes del último cuarto. Cualquier cosa podría ocurrir. Las gradas vitorianas se dieron cuenta de que el equipo les iba a necesitar y despertaron también a tiempo. Milojevic se estaba mostrando como el gran jugador que es pero de nuevo Peker le cortó perfectamente el paso y el único recurso del serbio, como de casi todo el Pamesa, estaban siendo los triples. No les iba mal por su acierto y la cantidad de rebotes que conseguían si fallaban, pero surgió la figura de Luis Scola. Poderoso en el rebote defensivo y decisivo adelante, la garra del capitán baskonista encandiló de nuevo al Buesa. Sin embargo Avdalovic enfriaba el ambiente y daba muestras de que su equipo no se había dado por derrotado, ni mucho menos. Esta vez el Pamesa sí luchó y tuvo muy buena actitud.

Mandando a la línea de tiros libres a Peker y Splitter, muy erráticos, se mantenían los de Katsikaris con opciones de ganar y fue Milojevic quien con un triple empataba a 63 el partido. Pero la bola cayó entonces en manos de un exterminador de partidos, un hombre de rachas y al que le van los balonces calientes; Serkan Erdogan. Con menos de un minuto por disputarse clavó un decisivo triple y en la siguiente jugada recuperaba de nuevo el balón. Con 30 segundos aún de margen los valencianos quisieron remontar mandando de nuevo a los tiros libres a los hombres de Lezkano, pero la tarea se tornó en imposible cuando Scola metía tres tiros libres.

Con imprecisiones y tensión se llevó la victoria el equipo que, como agazapado en la sombra, supo dar el mordisco a su presa en el momento clave. Aunque el Pamesa haya perdido la imagen mostrada en Vitoria es buena y puede reforzar al equipo y darle confianza en adelante. Los de Katsikaris se mantienen pues con 10 victorias y 11 derrotas en la décima posición a un partido de posiciones de Gran Canaria y Caja San Fernando, ambos en los últimos puestos del play-off, a falta de que juegue el Fuenlabrada. Por su parte, el Baskonia mantiene su progresión y se aprovecha de las derrotas del Real Madrid y Akasvayu Girona para afianzar su segunda posición y colocarse a un partido del liderato.


SALA DE PRENSA
Natxo Lezkano (entrenador Tau Baskonia)

"Hemos hecho un partido bastante serio y hemos sido fieles al planteamiento que habíamos hecho. Nos ha faltado algo de dureza para cerrar mejor el rebote. Ha faltado algo de frescura en ataque. Ha sido un partido muy trabajado por mérito de ellos porque han jugado muy duro, al límite e incluso cruzándolo. Vamos manteniendo una línea de buena defensa y estoy convencido de que mejoraremos en el ataque. No veníamos con la preparación adecuada pero el equipo ha dado la cara y se nota que hay mucha tensión. No estábamos frescos pero teníamos las ideas bastante claras y creo que hemos ganado por nuestro trabajo atrás. Ha habido una diferencia en las faltas señaladas porque han jugado muy duro. Creo que el arbitraje ha sido justo y tal vez nos habrían pitado más faltas si hubiéramos jugado más duro, como me habría gustado que fuera. Ellos han ido a hacer faltas a Peker y Splitter, que estaban fallando en el tiro libre, y les han buscado para que fallaran. Con tiempo y confianza mejoraremos el tiro libre".
Fotis Katsikaris (entrenador Pamesa Valencia)

El técnico griego sólo se refirió al arbitraje en la rueda de prensa y mandó ánimos para Velimir Perasovic: "Mis mejores deseos para Perasovic y ojalá que lo veamos pronto en los banquillos. Lo único que pido es respeto para mi equipo y buena suerte para el Tau en la Euroliga. Viendo las estadísticas puedes ver cosas interesantes. Represento a la te de mi equipo y pido respeto para tener posibilidades para ganar al final del partido. será la primera vez que Peker se va con cero faltas. Pido respeto para el futuro. Hoy nos han pitado árbitros que son buenos y conocidos. No quiero hablar de qué habría pasado con otros árbitros. Hemos intentado jugar por dentro pero no había posibilidades de entrar en su zona porque los árbitros no nos dejaban. Era el primer partido de Mavrokefalidis; no era fácil y necesita ir adaptándose".


Noticias relacionadas

El Real Madrid se toma una pequeña revancha en La Fonteta

El conjunto de Pablo Laso se impone al campeón Valencia Basket en un partido frenético y decidido al final

Shved y Robinson acaban con las esperanzas del Valencia Basket en su estreno en la Euroliga

Gran arranque del nuevo Barça ante Panathinaikos

Los de Sito Alonso dieron espectáculo y se entregaron para prometer buenos augurios

Unicaja vuelve a la Euroliga por la puerta grande

Los de Joan Plaza remontan un sensacional partido al actual campeón

Real Madrid y Barcelona logran cómodas victorias y Unicaja pierde el liderato

Valencia Basket se impone a Iberostar Tenerife
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris