Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Cine

Etiquetas:   Crítica de cine   -   Sección:   Cine

'Diamante de sangre': Se abre el filón

Gonzalo G. Velasco
Gonzalo G. Velasco
sábado, 21 de abril de 2007, 09:12 h (CET)
Tradicionalmente, y salvo excepciones, Hollywood ha echado mano de África bien como escenario de romances exóticos, bien como marco de grandes y peligrosas aventuras, pero en los últimos tiempos, a medida que al personal le crecía la mala conciencia por los abusos continuos del hombre blanco sobre el continente negro, el cine ha empezado a mirar hacia abajo con un pretendido tono crítico que, pese a sus aparentes buenas intenciones, tan sólo busca purgar los reconcomios de toda una civilización denunciando realidades tan obvias en su reprobabilidad que ya ni deberían denunciarse.

Ese fue el caso de El Jardinero Fiel, de Fernando Meirelles, sentida diatriba contra los chanchullos de las grandes compañías farmacéuticas en el tercer mundo, y ahora, de Diamante de Sangre, que es como una fotocopia borrosa del modelo pero aplicado al sector de la alta joyería. Conclusión: cuando el director de Ciudad de Dios tradujo en imágenes (con un gusto estimable, por otro lado), la novela de John Le Carré, no se imaginaba que acababa de abrir la espita de una nueva moda, la de películas sobre el tercer mundo con conciencia crítica, que, como el terror a la japonesa o el cine de superhéroes, terminará por saturar a la audiencia más tarde o más temprano

A lo mejor me precipito en mi valoración, pues todavía son pocos los ejemplos que la sostienen, sin embargo, pondría la mano en el fuego a que no tardarán a llegar a nuestras carteleras superproducciones hollywoodienses con mensaje acerca del tráfico de animales protegidos, de la explotación infantil en fábricas de calzado o de las fechorías de la industria cosmética, y en todas ellas, inevitablemente, las grandes corporaciones serán siempre el blanco a abatir por un occidental al que de repente le sobrevendrá un ataque de arrepentimiento y, llegado el desenlace, no vacilará ni un segundo en sacrificarse para salvaguardar el derecho a la redención de los países desarrollados.

En mi modesta opinión este tipo de maniobras dan buena cuenta del grado de inteligencia y perfeccionamiento de Hollywood. Ante las acusaciones vertidas constantemente contra la ausencia de compromiso político de su cine por buena parte de la intelectualidad y pseudointelectualidad europea (o debería decir “o”), han optado por la solución más astuta: convertir los discursos cinematográficos críticos con los excesos del capitalismo en una parte más del capitalismo, en una fórmula.

Lo extraordinario del asunto es que las víctimas de estos ardides mercantilistas disfrazados de conciencia social no suelen darse cuenta del engaño. Da igual que la propuesta de turno, como el caso que nos ocupa, rebose personajes estereotipados, diálogos explicativos para sonrojarse, y rutas dramáticas escritas con el piloto automático. Prevalecen las buenas intenciones sobre cualquier otra cosa, y del mismo modo que muy pocos espectadores osan cuestionar el cine de compromiso almibarado tan característico de nuestra cinematografía porque eso convierte a quien lo haga, supuestamente, en un cínico sin corazón, muy pocos optarán por cuestionar Diamante de Sangre no en su vertiente de espectáculo de acción para las masas, (paradójicamente, lo más interesante del film gracias al enérgico pulso narrativo de Edward Zwick tras las cámaras y a la presencia de un Di Caprio cada vez más sólido como actor ), sino en su vertiente oportunista, manipuladora, y políticamente correcta. Me imagino que hasta que se ruede una película acerca de las películas que utilizan los buenos sentimientos del público para hacer cine con coartada moral con el que forrarse, nadie descubrirá el pastel. Toca esperar a que George Clooney o Tim Robbins se interesen por el proyecto.

Noticias relacionadas

It: Mete en una cocktelera y tendrás "eso"

Crítica de la película It

Muere a los 91 años Jerry Lewis, leyenda de la comedia

El último adiós de los artistas al gran Jerry Lewis

Antonio Banderas, Premio Nacional de Cinematografía 2017

"El regreso a España se va a producir"

La nueva aventura de 'Piratas del Caribe' y la comedia 'Me case con un boludo', estrenos de cine de este viernes

Bertrand Tavernier lleva este viernes a las salas de cine 'Voyage à travers le cinéma français' ('Las películas de mi vida')
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris