Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Políticamente incorrecta   -   Sección:   Opinión

Violencia en las calles

Almudena Negro
Almudena Negro
@almudenanegro
martes, 30 de enero de 2007, 11:17 h (CET)
No. No se trata del País Vasco y el terrorismo callejero, que también y cada vez, en una clarísima demostración de talante y amor por la paz, con mayor violencia e impunidad. Estoy pensando en Alcorcón y lo acontecido en ese municipio madrileño en las últimas semanas.

Si bien es cierto que la falta de seguridad ciudadana debido a la proliferación de tribus urbanas violentas es un problema que, debido a esas tesis estúpidas que defienden eso de "todo el derecho para el delincuente, ninguno para su víctima", afecta a toda España, parece que el habitualmente adormecido personal ha empezado a tomar conciencia del terrible asunto después de la rebelión de los jóvenes de Alcorcón. Jóvenes que estaban hasta las mismísimas narices de tener que sufrir día a día la violencia y los métodos mafiosos en sus propias carnes. Vamos, que a los jóvenes del lugar se les hincharon las narices de ejercer como cobayas del buenismo progre multimillonario, que niega la realidad y los utiliza a ellos, hijos de familias de clase medio-baja, como campo de experimentación de sus alucinaciones marxistas y sus teorías multiculturales. Porque, no se engañen, estas cosas no pasan en los barrios de clase alta en los que residen nuestros socialistas.

Lo cierto es que lo sucedido, por mucho que se empeñen algunos, nada, absolutamente nada, tiene que ver con eso del racismo o la xenofobia y sí mucho con el fracaso del gobierno, que, dejando de cumplir su principal función -esto es, garantizar la vida, libertad y seguridad de las personas-, es el responsable principal de lo acontecido. Porque el problema se llama pandillas de delincuentes. Pandillas que hacía tiempo que la oposición municipal (en este caso el PP de Alcorcón) venía denunciando. Y el equipo de gobierno ocultando.

Al menos son ocho las bandas que, según un informe encargado por el propio consistorio, operan en la localidad. Todas ellas violentas, jerarquizadas y fanáticas. Desde los Latin Kings o los Ñetas (en Cataluña estas asociaciones creadas para delinquir son consideradas “asociaciones culturales”. Claro que allí la teniente de alcalde del municipio de Barcelona defiende el asalto a la propiedad privada y se considera “antisistema”…), pasando por “banda del chupete” a grupos de extrema derecha o extrema izquierda.

Y como resulta que el gobierno socialista, que por lo que se ve considera más importante financiar estupideces, aprobar Estatutos, subvencionar actores apesebrados o negociar con los Txapotes, es quien debe garantizar nuestra seguridad y nuestra libertad y no lo ha hecho, toca recurrir al método habitual: negar la realidad. Ahí tienen el papelón desempeñado por la mentirosa delegada del gobierno en Madrid, que llegó a negar la existencia de bandas en Alcorcón. O al socialista alcalde del municipio que, además de tardar demasiado en salir a la palestra, jugó también al negacionismo. O al siempre oportunísimo –no hay charco en el que él no meta el pie- Rafael Simancas, que se atrevió a hablar de “hechos puntuales”. No dejes que la realidad te estropee un buen titular, debieron pensar en el PSOE.

Así que ya saben los de Alcorcón lo que les toca: ajo y agua y a seguir pagando por usar las canchas de baloncesto o sufriendo atracos. Que ante todo está el partido y el socialismo. Y el que lo denuncie es un facha.

Noticias relacionadas

Thanksgiving’s day

El Black Friday será una marabunta de compradores compulsivos de unas rebajas que no tengo yo muy claro que sean tales

El otro 20N

En la actualidad sigue el mismo partido y otros que mantienen el ideario antidemocrático y fascista

Estrasburgo y la exhumación de Franco. Torra y sus ínfulas

Socialistas y soberanistas catalanes quieren morder un hueso demasiado grande para sus quijadas

En cada niño nace un trozo de cielo

Un privilegio en el ocaso de nuestros andares y una gracia

Por fin

Ya era hora. Por fin han valorado el buen hacer de los malagueños
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris