Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

España y su futuro

Miguel Rivilla (Madrid)
Redacción
martes, 30 de enero de 2007, 20:25 h (CET)
España está gravemente enferma. El cardenal arzobispo de Toledo y Primado de España, monseñor Cañizares, ha dado su certero diagnóstico: “El futuro de España está en la fe, no en la cultura de la nada, del vacío”.Es decir, que con el abandono de la fe y sin la vuelta a sus raíces cristianas, esta gran nación, no tiene futuro. Más claro agua.

Ningún otro valor para una familia, una sociedad, una nación más integrador que el de la fe. Frente a las corrientes poderosas y disgregadoras del laicismo avasallador, de los nacionalismos excluyentes, de los intereses partidistas y de los egoísmos grupales y personales, ningún remedio mejor que el de la fe cristiana. Esta, cuando es auténtica, siempre compromete y arrastra a la solidaridad, al compartir, a mirar por los más desfavorecidos, a la justicia y tiende a la consecución de metas e ideales comunes.

Los cristianos, aunque personalmente seamos poca cosa, sentimos el orgullo de seguir al líder más grande e indiscutible de la humanidad, Jesucristo. El es el único que tiene palabras de vida eterna y cuya vida, enseñanza y ejemplo no ha defraudado a nadie.

Si muchos se preguntan qué está pasando con esta noble y gran nación, llamada España, para andar tan desnortada y tan degradada moralmente, la respuesta certera la ha dado monseñor Cañizares:”El futuro de España está en la fe” y sin ella no habrá futuro para nadie.

Noticias relacionadas

Iglesias se hace con el control del gobierno español

“Los líderes adictos al poder son fáciles de detectar…La forma de vivir de estos líderes es siempre en estado de alerta y a la defensiva, en una serie de maniobras competitivas” Amy Leaverton

El martirio de los días para algunos

El talento hay que transformarlo en genio, y tampoco tenemos otro modo de hacerlo, que injertando decencia en la labor

Aciago y embarazoso 12-O para Pedro Sánchez

J. Cruz, Málaga

La semántica y la fonética

V. Rodríguez, Zaragoza

Aforados y "aforahorcados"

A. Morillo, Badajoz
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris