Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Contar por no callar   -   Sección:   Opinión

El PP y Batasuna se quedan en casa

Rafa Esteve-Casanova
Rafa Esteve-Casanova
@rafaesteve
domingo, 14 de enero de 2007, 21:18 h (CET)
Cuando escribo estas palabras decenas de miles de personas recorren las calles de Madrid exigiendo a ETA que deje de matar. Veo multitud de pancartas con la palabra PAZ, así, en mayúsculas. Ese es el deseo de todos los ciudadanos que vivimos en España y en varias ocasiones ha habido que salir a las calles a decir basta a los asesinos de la bomba y el tiro en la nuca. Dentro de unos meses se cumplirán diez años del asesinato anunciado de Miguel Ángel Blanco, en aquella ocasión las calles de las principales ciudades españolas volvieron a vernos pasar a todos sin discrepancias políticas con el dolor y la rabia reflejados en los rostros. Después del trágico atentado en los trenes madrileños también recorrimos las calles codo con codo contra el terrorismo que mata sin motivos ni razones. Nunca existirán razones para la muerte.

Pero ahora, y por primera vez en democracia, no todos están en las calles de España ya que, por una parte, el principal partido de la oposición al que diez millones de españoles votaron ha decidido quedarse en casa, y por otra, la llamada izquierda abertzale no se ha atrevido a plantar cara a los etarras y también se ha quedado en casa o tomando txiquitos en las Herriko Tabernas. Parece que ni a unos ni a otros, aunque por distintos motivos, les interesa la desaparición de ETA. Sin embargo hay que resaltar que en Navarra la franquicia del Partido Popular si que ha acudido a la manifestación.

El espectáculo que durante esta semana han dado algunos políticos ha hecho que muchos ciudadanos de a pie llegáramos a un punto de sonrojo difícil de alcanzar. Parecían niños en el patio del colegio con aquello de si va este no voy yo y si en la pancarta no ponéis tal cosa yo ni aparezco. Al final algunos demostraron que todavía les queda algo de cordura, Ibarretxe cambió el lema haciendo que apareciera una condena expresa a ETA con lo cual Batasuna se ha vuelto a perder otra oportunidad para demostrar que verdaderamente están por la paz y no por el ruido de las pistolas ni la kale borroka o lucha callejera.

Que los batasunos no acudan a manifestarse detrás de una pancarta de condena a ETA era de esperar pero que el Partido Popular después de que Mariano Rajoy indicara que si aparecía la palabra “libertad” en la pancarta él acudiría se haya quedado tranquilamente en casa lamiéndose todavía las heridas de su pérdida de poder el 14-M tiene una muy difícil explicación. Los populares han salido a la calle durante los últimos meses hasta en cinco ocasiones para protestar contra la negociación con ETA, aunque en realidad sus manifestaciones no eran otra cosa que un ariete contra el Gobierno. En aquellas ocasiones no había habido muertos, ahora dos trabajadores ecuatorianos han perdido la vida a manos del terrorismo etarra. No me gusta ser mal pensado pero ¿existen muertos de primera y muertos de segunda?. Tal vez esta es la primera vez en la que las autoridades de una ciudad masacrada por el terror no hacen acto de presencia en una manifestación contra el terrorismo y por la paz y la libertad. ¿Tienen miedo a esa extrema derecha que anida en sus filas?

Generalmente los ciudadanos latinoamericanos suelen ser más cumplidores con los preceptos eclesiásticos que muchos españoles. Por eso también me ha extrañado no ver hoy ni sotanas ni mitras episcopales entre los manifestantes. Cuando ha sido la AVT, otra franquicia del PP, quien les ha convocado han perdido el culo, con perdón, para que se les viera junto a los líderes de la oposición. ¿Es que el millón de ecuatorianos que viven en España no son su grey?

Cuando asesinaron a Ernest Lluch- a quien tuve la suerte de conocer- al final de la manifestación de protesta Gemma Nierga se saltó el protocolo y les dijo a los políticos aquello de “Ustedes que pueden dialoguen”. Eso es lo que hoy pedimos millones de españoles, que nuestros políticos hablen, que se unan contra el terrorismo y que no se lancen los muertos unos a otros con el fin de obtener votos. La vida de una sola persona vale mucho más que cualquier escaño en cualquier Parlamento.

Noticias relacionadas

Cataluña del futuro

Mientras Cataluña vive la campaña del 21-D, el heredero de Fortuny, el ex-president Puigdemont sigue como un exiliado en Bélgica

Perpetuar nuestro cáncer

La autarquía, la corrupción, la des-justicia, los privilegios

El 9 de diciembre de 2017

El Dia Internacional contra la Corrupción y para la Conmemoración y Dignificación de las Víctimas de Crimen de Genocidio y para la prevención del mismo no estaban en la actualidad española de este domingo

Sin acatamiento de las leyes no hay Estado de derecho

“Seamos esclavos de la Ley para que podamos ser libres” Cicerón

Puigdemont y los encantadores

Puigdemont ya no contempla sublimadoramente un horizonte de independencia pero sigue aduciendo turbias estratagemas
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris