Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   Al borde del precipicio   -   Sección:  

El fin de una era

Antonio Valencia
Antonio Valencia
domingo, 14 de enero de 2007, 06:53 h (CET)
A mediados de esta semana se hizo oficial el anuncio de la marcha de David Beckham del Real Madrid, decisión que estaba cantada atendiendo al rendimiento deportivo del jugador en los últimos tiempos pero no tanto mirándolo desde el punto de vista estrictamente económico.

Y es que el inglés ha sido una máquina de hacer dinero para el Real Madrid, pues su imagen ha permitido al club de Concha Espina embolsarse suculentos dividendos en venta de camisetas, por un lado, y en giras por todo el mundo, por el otro, aspectos ambos que han amortizado más que de sobra tanto el coste de su fichaje como su elevada ficha.

Sin embargo, para que toda esta maquinaria de hacer dinero continúe en funcionamiento, es imprescindible que el inglés juegue aunque esté mal. Esto era lo que pasaba (y no sólo con Becks) cuando entrenaban Queiroz o García Remón; que varios jugadores eran titulares por decreto en aras de seguir produciendo ingresos, aún a costa del rendimiento deportivo del equipo.

Pero la llegada de Ramón Calderón a la presidencia blanca unida al fichaje de Capello está derrumbando esta manera de concebir el club, llevada a cabo por Florentino Pérez, y ya se contempla sin tapujos la salida del club de otros "galácticos" como Ronaldo y Raúl con la intención de hacer algo parecido a un equipo de fútbol y no un conjunto de estrellas que salen al campo con la misma camiseta.

Sea como fuere, y se imponga el estilo de club que sea, la única verdad es la del resultado. Si la pelotita entra, todo vale; si no, todo es una basura y hay que empezar de cero. Es una de las pocas verdades del fútbol, y probablemente no debería serlo, pero aquí pasa como con la televisión: todo el mundo dice que le gustan los documentales de La 2 y acaba viendo "Aquí hay tomate". Algo así le ha pasado a la afición del Madrid, que gusta del espectáculo pero quería masivamente a Capello como entrenador. Así les va.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris