Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Terrorismo y diálogo

Antonio García
Redacción
domingo, 7 de enero de 2007, 22:24 h (CET)
La lucha antiterrorista es una prioridad para la civilización, no por la tragedia del número de víctimas mortales que cause, (los muertos en accidentes de tráfico son mucho más numerosos año tras año, por ejemplo) sino porque el terrorismo atenta contra la fuerza de la palabra y la razón para conseguir la convivencia en paz y esto ha supuesto el mayor logro de la humanidad.

La última bomba de ETA no ha sido en una terminal del aeropuerto sino bajo la mesa de "diálogo" porque la palabra irrita al terrorista. La razón desata sus peores instintos. El terrorista es un depredador del pacífico y el virtuoso. Tiene alergia al bien porque teme su poder.

Es irresponsable intentar aplacar su sed de muerte dialogando, porque conversar alimenta su locura asesina. Es irresponsable intentar derrotarle haciendo concesiones a sus demandas porque le fortaleces.

El terrorista cree en la fuerza de la violencia. El pacífico cree en la fuerza de la razón y la palabra. Uno y otro tienen convicciones diferentes e incompatibles por definición. La victoria de uno es la derrota del otro.

La única vía aceptable para lograr la victoria sobre el terrorismo es minimizar su acción, detener a sus asesinos, perseverar en la unidad de los demócratas, y promover los valores en que se basa la convivencia, como el respeto, la solidaridad, la responsabilidad, la empatía y la compasión con la víctima que sufre, la razón y el derecho.

Noticias relacionadas

No es lo mismo predicar que dar trigo

La demagogia es la hipocresía del progreso

Los pronósticos se cumplieron. España sumida en el desconcierto

“Acepta. No es resignación pero nada de hace perder más energía que el resistir y pelear contra una situación que no puedes cambiar” Dalai Lama

A vueltas con la justicia

Desde el Código de las Siete Partidas a nuestro sistema punitivo actual han pasado siglos pero, a mi entender, sigue siendo bastante deficiente

Pedro Sánchez no aprende

Su irresponsabilidad es un hecho hasta el punto de estar organizándose el partido para celebrar un cónclave y hacerle ver las desventajas y la insensatez de presentar ahora una moción

Verdad y política, dos caminos enfrentados

No existe razón alguna válida donde la política pueda hacer excepción de su exigencia de verdad
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris