Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   El crisol   -   Sección:   Opinión

Constitución y concordia

Pascual Mogica
Pascual Mogica
jueves, 21 de diciembre de 2006, 23:24 h (CET)
Todo aquello que se pretende que se plasme en la Ley de la Memoria Histórica es algo que de hecho subyacía en la sociedad española y que estaba ahí larvado pero sin que ello supusiera un sentimiento de rencor, de odio o de revancha, se trataba de una cuestión muy simple: Resolver y aclarar que había sido de los miles de españoles desaparecidos durante la represión franquista al finalizar nuestra Guerra Civil.

Cuando se aprobó la Constitución Española de 1978, se habló, y se sigue hablando, de que esta era la Constitución de la concordia y de la reconciliación. Efectivamente de eso se trataba de armonizar y de recuperar la amistad entre los diferentes pueblos y gentes de España. Pero, y esto no quiero que se interprete mal, nuestra Carta Magna, esa que de algún modo tenía que llevar a los españoles a la igualdad, al menos a la igualdad social y a un trato justo, se cerró en falso y se cerró en falso por los temores que existían, sobre todo en la izquierda política, de que si se trataba el tema de lo sucedido en la posguerra con lo de las personas desaparecidas ello nos podría llevar a una involución y podía peligrar ese embrión de democracia que comenzó a desarrollarse a partir del 20 de noviembre de 1975. La fuerte apuesta de los partidos de izquierdas por que la democracia fuera posible en España les llevó a renunciar a pedir algo que era justo y de ello se aprovecharon los partidos de derechas que de este modo intentaban que se enterrara y se olvidara una etapa negra de la historia de nuestro país.

Noticias relacionadas

Donde se habla de encuestas sorpresivas y de otros temas

“Todo el estudio de los políticos se emplea en cubrirle el rostro a la mentira para que parezca verdad, disimulando el engaño y disfrazando los designios.” Diego de Saavedra Fajardo

Wittgenstein

​Una de las afirmaciones hechas por las personas que apoyaron la "I Carrera contra el suicidio" se refería a que quieren que este tipo de muerte deje de ser un tabú y que pase a ser estudiado con detalle para poder evitar fallecimientos por esta causa.

Cada día se suicidan diez personas en España

Carrera a favor de la prevención de las muertes por suicidio

Depredadores sexuales

Las mujeres siempre encontrarán en su camino felinos agazapados dispuestos a destruirlas en sus garras sedientas de sexo

Bélgica, condenada por vulnerar derechos humanos

A. Sanz, Lleida
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris