Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   La tercera puerta   -   Sección:   Opinión

Tarde justicia

Jabier López de Armentia
Opinión
lunes, 18 de diciembre de 2006, 23:21 h (CET)
El otro día salió a la palestra una noticia que a mi en particular me hizo colocar un gesto de confianza y esperanza en todo este tinglado de paces, treguas y aparentes buenas intenciones de unos y de otros, que no hacen sino hartarnos a los ciudadanos.

Hablamos del caso Egunkaria. Aquel “periódico de los vascos” que hace ya cuatro años que se cerró por ser acusado de pertenecer al entramado político-terrorista de E.T.A. ¿Se acuerdan que conmoción se formó entonces? ¿Se acuerdan de todos aquellos que señalaron con el dedo a los procesados, diciendo que eran culpables y que tenían más que meros canales informativos con E.T.A.? Pues bien, el pasado viernes 15 de diciembre, El Fiscal de la Audiencia Nacional Miguel Ángel Carballo pidió el sobreseimiento de la causa contra los directivos de Egunkaria, al no encontrar indicios suficientes que acrediten la vinculación del periódico y ETA.

Los procesados Xabier Alegría, Martxelo Otamendi, Iñaki Uria, Juan Mari Torrealdai, Xabier Oleaga, Txema Auzmedi y Peio Zubiria, respiraron tranquilos al oír la noticia; entusiasmados y eufóricos porque el escrito de la Fiscalia parece poner fin a un “infinito calvario”. Los procesados, al igual que el resto del pueblo, pensamos que este tipo de decisiones debían haber sido tomadas antes y no haber permitido el circo mediático que se inicio en épocas populares con el seguimiento-enjuiciamiento de todo elemento cultural de Euskal Herria. Academias de Euskera, asociaciones vecinales y municipales, medios de comunicación, artistas, etc... fueron el objetivo principal del “Estado de Derecho”, perseguidos como judíos y cortados sus proyectos por la imposición de una justicia que pocos días ha merecido llevar su nombre.

Ahora bien, y como no podía ser de otra manera, el tamaño de la noticia, el titular o incluso el contenido de la noticia objetiva varía muchísimo según el medio de comunicación que elijamos. Es evidente que cada medio de comunicación otorga protagonismo y carácter informativo a las noticias a su gusto o al de sus consumidores, pero lo que no es defendible ni moralmente ético es la acción de muchos periódicos, cadenas de televisión, emisoras de radio... que en su día dieron portadas y portadas a esta caza de brujas que acababa con la presunción de inocencia de muchos vascos, cargando de odio y mentiras las cabezas de muchos españoles a través de la siempre recurrida demagogia y manipulación mediática que cada día ejercen, y que a día de hoy, con el sobreseimiento de la causa no otorgan la misma relevancia a los hechos.

Ya estoy muy acostumbrado a ver cómo titulares como “Se detiene a la cúpula informativa de la banda terrorista...” venden y sirven de perfecto engrasamiento para este llamado “Estado de derecho”, y titulares como “Puestos en libertad por falta de pruebas...” rara vez los encuentras más que rellenando las esquinas muertas de las páginas clasificadas.

Ninguna mención al daño ocasionado durante estos cuatros años a procesados, familiares, trabajadores, subcontratados, pueblos enteros. Nada, ni una palabra. No hablo de dinero sino de daños psicológicos. ¿Qué hay más duro que estar en la cárcel cuando no debes estar en ella? Hace mucho tiempo que la justicia española se quitó el velo que la impedía ver y juzgar así de forma parcial.

Noticias relacionadas

El huracán Florence expone la dura realidad de la desigualdad en Estados Unidos

El huracán de categoría 4 avanzó a una velocidad de varios kilómetros por hora inundando las Carolinas estadounidenses

La Cataluña imaginaria y autosuficiente de los separatistas catalanes

“La autosuficiencia es incompatible con el diálogo. Los hombres que carecen de humildad o aquellos que la pierden, no pueden aproximarse al pueblo” Paulo Freire

Dos debates, dos Españas

La crispación general y el estilo bronco, zafio y chulesco del diputado Rufián representaba el nivel de descrédito que ha alcanzado el debate parlamentario

La distopía del Máster Casado

Sánchez en situación apurada

Casado exculpado por el fiscal
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris