Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

¿Quién nos librará de los gamberros?

Miguel Massanet Bosch (Barcelona)
Redacción
viernes, 8 de diciembre de 2006, 06:10 h (CET)
Supongo que la Juez de Barcelona que no ha considerado “urgente” desalojar a los cuatrocientos okupas que se han apoderado de la Makabra una antigua fábrica situada el el distrito de Poblenou en Barcelona, tendrá sus raxzones aunque no se nos alcance a ver cuáles pueden ser. El hecho, por desgracia demasiado frecuente, de que unos individuos se permitan impunemente ocupar una propiedad privada ya es de por si grave, pero si a ello añadimos que cuando los Mossos de Escuadra, cumpliendo con su cometido, tenían cercado el edificio para controlar la situación; el Juez de Guardia decide que no hay motivo para la actuación policial ordenando que se retiren todo los efectivos, nos encontramos ya ante una situación alucinante. Por cierto uno de los infractores era un “digno” representante de la ONU ¡por si fuéramos pocos!

Una vez más los ciudadanos nos vemos enfrentados al absurdo. Unos sujetos, que basta verlos para calificarlos de indeseables, se toman la justicia por montera y se apoderan de un inmueble que no les pertenence. El dueño del mismo, actuando en ejercicio de su legítimo derecho como propietario, presenta la correspondiente denuncia y, vea usted, que no solamente no se le hace caso para devolverle la posesión de lo que legítimamente le pertenence, sino que se le dice que no corre prisa, que los ocupas no son tan malos y que hay que dejarles hacer lo que les de la gana. Si este es el ejemplo que nos da la Justicia de cómo trata a los ciudadanos que nos esmeramos en cumplir las leyes y cómo nos defiende de los abusos y la vulneración de las leyes que nos protegen; ¿Qué más vamos a tener que aguantar para que alguien ponga remedio a la situación? Es hora de que la Administración de justicia deje de considerarse la protectora de los “desvalidos” y cumpla con su misión de impartir las leyes sin particulares interpretaciones basadas en sus ideas más o menos progresistas. Para atender las injusticias sociales ya tenemos al Gobierno de la Nación, a los municipios, a los partidos políticos y a los sindicatos (por cierto ¿para que sirven?) y por si faltara alguien a los defensores de los derechos humanos, a las ONG’s y demás asociaciones benéficas, incluida Green Peace.

¿O es que, nos queremos sacar responsabilidades de encima? Claro que, con el ejemplo que nos dan desde las alturas no es raro que cualquier contestatario se vea con fuerzas para avasallar a los ciudadanos honrados que sólo hacen que pretender que se les respeten sus derechos.

Noticias relacionadas

La dictadura de Amazon

Nueva York y Virginia serás las dos ubicaciones de la sede

De idiotikos y politikois

En la antigua Grecia los asuntos de Estado concernían a todos los habitantes de la “polis”

La vieja heroína del barrio

La Policía da la alarma, y varias instituciones que combaten la drogadicción y asociaciones vecinales lo corroboran: la heroína ha llegado de nuevo a los barrios

Marx y los vacíos por colmar

El marxismo-leninismo malogró, y continúa haciéndolo, todo cuanto de acertado propusiera Marx

Qué explicaría la visita de Xi Jinping a Panamá

Panamá no constituye ejemplo de gran o mediana potencia
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris