Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Un lugar llamado desarrollo   -   Sección:   Opinión

¿Intentarlo una vez más o tirar la toalla?

Repítete una frase motivadora, por ejemplo “Yo puedo”
César Piqueras
@cesarpiqueras
miércoles, 24 de septiembre de 2014, 06:55 h (CET)
¿Cuántas veces has dejado atrás un proyecto?, ¿En cuántas ocasiones has tirado la toalla? Nuestra capacidad de conseguir objetivo depende en gran medida de nuestra capacidad de perseverar e intentarlo una vez más. Por eso esta frase: “inténtalo una vez más” debe ser un mantra, algo que nos digamos a nosotros mismos en más de una ocasión si queremos que nuestras metas se cumplan.

Ninguna meta se cumple de forma lineal, por el contrario, nos vemos metidos en interminables dientes de sierra que nos hacen caer de nuevo y que nos obligan a levantarnos o por el contrario nos hacen tirar la toalla. Estos setbacks son el pan nuestro de cada día, sin ellos nada sería lo mismo. Si quieres ser excelente en algo, acostúmbrate a caminar sobre los dientes de sierra, sube, baja, sube, baja…hasta haber conseguido tu objetivo.

Cualquier actividad que requiera ejercicio físico intenso y mantenido te enseñará esta habilidad, por eso el deporte es algo tan útil y tan paralelo a nuestra actividad profesional. El deporte nos enseña generalmente la capacidad de resistir, perseverar pese a las dificultades, y finalmente, conseguir nuestro objetivo.

Tirar la toalla siempre es lo fácil, lo que menos cuesta, pero ¿es siempre lo más acertado? Generalmente no. La capacidad de resistir y perseverar por mejorar nuestra realidad actual sí que es lo más acertado, pues nos habla de sueños que no son fáciles de conseguir, de metas ambiciosas, de anhelos practicamente imposibles que sin contancia y fuerza interior no podremos conseguir.

El proceso que seguimos hasta que tiramos la toalla es bastante sencillo, todo comienza con una sensación, le siguen unos cuantos pensamientos, sensaciones más grandes, más pensamientos y finalmente nos damos la razón de que lo mejor que podemos hacer es tirar la toalla.

Ayer salí a correr cerca del mediodía, mi mujer me había dejado con el coche unos kilómetros antes del chalet en el que comeríamos: 35º, calor, calor, cansancio, bajón de tensión, una cuesta arriba interminable… y de repente todos esos pensamientos que te vienen a la mente cuando quieres tirar la toalla “Para un poco y ves caminando”, “Hoy hace demasiado calor, deberías parar”, “Llevas la tensión por los suelos”…

Me rehíce como pude y subí la cuesta repitiendome “Puedo con esto y con más”, finalmente llegué a mi meta. Estuve a punto de cometer autosabotaje. Si somos capaces de detectarlo a tiempo, este autosabotaje no tiene porqué hacernos tirar la toalla.

Cómo intentarlo una vez más

• Repítete una frase motivadora, por ejemplo “Yo puedo” o “Lo voy a conseguir”. Al cambiar nuestro diálogo interno, cambian también nuestras sensaciones y pensamientos de fracaso, es como insuflar un poco de oxígeno a tu cerebro cansado.


• Márcate metas muy cercanas, por ejemplo “Voy a aguantar un poquito más, a ver qué pasa”. El hecho de conseguir pequeños retos es motivador. No seas demasiado ambicioso, trata de fijarte metas próximas que puedas hacer realizables en un corto periodo de tiempo.

• Métete en tu mundo paralelo: Desconecta las sensaciones de tu cuerpo y los malos pensamientos y métete en tu mundo paralelo de pensamientos sobre cualquier otro tema. En ocasiones, sobretodo cuando la presión es mucha, debes de aprender a desconectar, a salir del torrente de pensamientos y emociones nocivas mediante una técnica de choque. Aprender a poner tierra entre nosotros y nuestras sensaciones de fracaso es en muchas ocasiones la mejor opción, ya que nuestro cuerpo y nuestra mente en ocasiones tratarán de que hagamos lo contrario. Es lo que tiene el autosabotaje, al final te mientes tanto que te convences a ti mismo/a.

No depende de nosotros el decidir cómo de difíciles serán las metas que enfrentaremos en la vida, a veces las cosas se complican mucho más de lo que tú quieres, y es entonces cuando la vida te pone a prueba, cuando te hecha un pulso. ¿vas a tirar la toalla? vamos, aguanta, ¡tú puedes!
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Durán i Lleida transversal

Se nos jodió Cataluña

Habla, pueblo, habla

UCD adquirió “Habla, pueblo, habla” para su campaña de 1977

Cataluña a la deriva (II)

La enajenación colectiva

Propia imagen

El derecho al honor y a la propia imagen es un derecho protegido por la Constitución

Salvar Cataluña ¿Voto útil para Ciudadanos?

Errores de apreciación del PP pueden acabar con un retorno a la situación previa a la aplicación del Artº 155
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris