Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
16º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Cine
Etiquetas:   Crítica de cine   Películas  

La belleza reside en lo real

'Antes del anochecer' logra emocionar porque parte de la sencillez
Bianca Castro
miércoles, 16 de julio de 2014, 07:46 h (CET)
No soy una fiel seguidora de Linklater, ni de ningún director en particular; simplemente me gusta o no dependiendo de la película. Aún así, como espectadora, no puedo negar lo encantador de esta trilogía y el increíble trabajo realizado por este realizador.

160714peli2

En Antes del amanecer conocemos a Celine y Jesse , que se encuentran en un tren, se gustan, se bajan juntos de él, pasan una noche juntos, se despiden y, lo que podría quedar en una simple aventura de verano, se convierte en algo más en Antes del atardecer. En esa segunda parte se reencuentran, ambos ya no tan jóvenes, y emprenden un camino, suponemos, juntos. Es, finalmente, en Antes del anochecer donde podemos ver como una pareja ya madura se enfrenta con las dificultades de la vida, las diferencias de personalidad, el futuro frustrado… Es decir, las complicaciones que toda relación acarrea.

Es genial porque no es perfecta. Para el que espere ver un drama romántico a lo hollywoodiense, que se prepare, porque no tiene nada de americano. No esperes ver giros de acción a lo clásico. Se trata de un drama romántico a lo europeo porque la pareja se enfrentará con obstáculos, pero reales, cercanos a lo existencial. Se trata de filmar lo cotidiano pero, al mismo tiempo, lo real, lo esencial, lo común a todos y, por ese mismo motivo, logra cautivar a cualquier espectador. Tampoco necesita música porque los diálogos tienen fuerza suficiente como para transmitir y expresar sin necesidad de artificiosidades.

Lo más importante, es sin duda, la interpretación. Unos actores excepcionales, Julie Delpy y Ethan Hawke, que logran transmitir sinceridad, empatía con el espectador porque éste se ve reflejado en ellos, en su historia. No se busca una empatía trucada, sino honesta, porque es una interpretación natural, donde los actores interpretan en largos planos secuencia que no serían posibles sino existiera esa gran profesionalidad, pues quedaría a la vista del espectador la falsedad de la actuación.

Personalmente, la considero una gran película porque, sencillamente, trata y muestra de forma dinámica lo que a todos nosotros nos preocupa: la vida y el amor.
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

CRÓNICA IV: She Dies Tomorrow

​Líneas de fuerza de obras de culto, ficciones en diálogo pero únicas cada una a su manera. She dies tomorrow tiene la valentía de buscar en lo extraño de lo íntimo, lo verdadero de lo universal

CRÓNICA III: Fronteras de lo humano

¿En qué se convierte un ser humano cuando deja de ser dueño de su mente, poseedor de sus recuerdos, habitante de su alma?

Crónica II: Posesiones sin bendiciones

​Al retirar de la ecuación del cine de posesiones el elemento sobrenatural y sustituirlo por el tecnológico

CRÓNICA I: Sitges 2020 o el terror de cada día

​La ficción, sus imaginarios y sus dinámicas de consumo también permean en la realidad y en su ​imágenes

Descubre el mejor cine español de los 60

​Estas películas, y muchas más, hechas a veces con poco presupuesto y de espaldas a la industria, se nos parece hoy como el cine más espectacular
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris