Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   El crisol   -   Sección:   Opinión

Son asuntos menores. ¿Asuntos menores?

En definitiva, dos “asuntos menores” que si los mismos los hubieran protagonizado dos simples ciudadanos de a pié, ambos, sin duda alguna, hubieran acabado en comisaría y quién sabe si a disposición del juez de guardia
Pascual Mogica
martes, 8 de julio de 2014, 08:50 h (CET)
Mucho es lo que se ha hablado sobre la “escapada” de uno de los hijos del ministro de Justicia, Alberto Ruíz Gallardón, después de que el coche que conducía colisionara con otro automóvil. Distintos medios de comunicación informaron de que el hijo del ministro conducía ebrio y de que en su fuga, según manifestaron testigos presenciales, estuvo a punto de atropellar a una mujer que salía de su vehículo y golpeó a otro coche aparcado. A este respecto la delegada del Gobierno en Madrid, la celebérrima, Cristina Cifuentes, que por cierto sufrió un accidente cuando circulaba con su motocicleta por un carril prohibido para ciclomotores, se refirió a este incidente, como un asunto “menor”, un “rozamiento de dos vehículos”. No creo que la delegada del Gobierno esté muy legitimada para opinar sobre este asunto después del accidente que sufrió, que por cierto su moto circulaba sin la revisión de la ITV y además no entiendo porqué toda una delegada del Gobierno sale a comentar este incidente cuando no es su competencia. Seguro que no lo habría hecho si se hubiera tratado de cualquier hijo de vecino.

No sé si hubiera dicho lo mismo, la verdad es que no me consta que lo hiciera, en el caso de la fuga de Esperanza Aguirre cuando esta estaba siendo multada por agentes de la policía local madrileña por aparcar su coche en el carril bus, pero lo cierto y verdad es que desde el entorno político de la expresidenta se intentó quitarle importancia a la “escapada” de Esperanza Aguirre, que por cierto derribó la moto de uno de los policías cuando salió “pitando”. Muy posiblemente no salió en su defensa porque parece ser que las dos andan un poco a la “greña”. En todo caso desde el PP se quiso dejar el incidente como un “asunto menor”. En definitiva, dos “asuntos menores” que si los mismos los hubieran protagonizado dos simples ciudadanos de a pié, ambos, sin duda alguna, hubieran acabado en comisaría y quién sabe si a disposición del juez de guardia. Lo de las castas, las privilegiadas, claro, no es ninguna novedad, siempre han existido y seguirán existiendo.

Otro “asunto menor” puede ser el hecho de que, según la prensa, el Consell valenciano alquiló urinarios de lujo con parqué y televisión para los VIP de la Fórmula 1. En concreto se trataba de ocho sanitarios móviles de “lujo” y “superlujo” equipados con parqué, televisión de plasma, DVD y aire acondicionado entre otras comodidades. El caso es que estos suntuosos “santuarios” costaron 12.900 euros más IVA. Para el populacho se alquilaron 300 urinarios de más baja calidad al módico precio de 90 euros al día. Es muy posible que el que los lujosos artilugios para que los VIP pudieran poner en “orden” sus “apremios fisiológicos” contaran con esos complementos, fuese debido a que muy posiblemente los mismos poseyeran unas propiedades laxantes y diuréticas lo cual supondría un alivio para los que sufrieran de estreñimiento y padecieran retención de líquidos. En todo caso solo le veo una pega: No me acaba de convencer lo de que contaran con aire acondicionado ya que ello hubiera podido suponer un riesgo para la salud de los VIP, no por nada sino por aquello que solemos decir cuanto alguien estornuda: “Te has constipado, habrás dormido con el culo -con perdón- al aire”.

El resumen de lo anteriormente relatado se concreta en la respuesta dada por parte del Consell a la oposición cuando esta denunció y criticó el que se hubiera dado un cheque en blanco para que la intendente del Palau de les Arts pudiera dormir en hoteles cuyas habitaciones tenía un costo de 800 y 1000 euros por noche, que se hubieran usado limusinas para desplazarse a encuentros de trabajo y que se destinaran 6.000 euros mensuales a alquiler de vehículo y chófer. Ante esto la representante del PP respondió y descartó “entrar en factura por factura a discutir si una habitación es cara o no es cara” al considerar que “no es cuestión de bajar a esos detalles”. Lo dicho: Asuntos menores. ¿Asuntos menores?
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Rajoy, el francés Valls, Piqué y Cataluña

Los tres se ocuparon de ella

Leticia esclava de su imagen y aguijonazos electorales

“Con los reyes quienes gobiernan son las mujeres y con las reinas son los hombres los gobernantes” Duquesa de Borgoña

Cataluña a la deriva (y 3)

Entre lo emocional, caótico y ridículo

Hipatia, filósofa de Egipto

Es una mujer dedicada en cuerpo y alma al conocimiento y a la enseñanza

Hipnosis colectiva

La capaña representa uno de los capítulos más esperpénticos
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris