Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Fecundación artificial

Mª Paz Alonso (Valladolid)
Redacción
martes, 31 de octubre de 2006, 06:25 h (CET)
El adagio "de padres gatos hijos misinos" refleja la realidad de que el aspecto físico también ayuda al hijo a identificarse con sus padres, con la familia a la que pertenece. En la evolución psicológica del niño, en los años previos a la adolescencia, el hijo se mira al espejo y se pregunta sobre lo que le asemeja a sus progenitores. Después, en la adolescencia, comenzará un proceso de alejamiento de lo que le asemeja para manifestar su rebeldía. El problema está cuando no descubre ninguna semejanza con ellos. Por eso se aconseja a los padres adoptivos que expliquen a sus hijos que lo son en virtud de una opción de amor libre antes de los ocho años. Y la angustia de los hijos adoptados que quieres conocer quienes fueron sus padres genéticos.

Hoy día llegan a los institutos españoles hijos de madres solteras que los han logrado a través de procesos artificiales. Suelen ser niños que superan física e intelectualmente a sus madres, quienes se ven solas ante unos adolescentes en plena rebeldía. Madres que los han criado dedicándoles el poco tiempo que les dejaba su labor profesional. Es una realidad con la que debemos contar. Pero ¿no debería de ser explicada con detenimiento a esas mujeres antes de que se sometan a esos procesos de fecundación artificial? ¿Qué ocurre con esos jóvenes que descubren que no "encajan" en su ambiente familiar? ¿Quién se hará responsable del sufrimiento psicológico de esos jóvenes y garantizará su inserción social si no se da la familiar?

Noticias relacionadas

Diesel

El exceso de emisiones de los motores diésel está causando 5.000 muertes anuales en Europa

¿Hacia un Golpe de Estado en España?

¿De la III República al Golpe blando?

España encerrada en sí misma

Justo en la esquina de la calle donde me crié en Vigo había un quiosco de barrio

Una puta mierda de sentencia

La sentencia condenatoria contra él es una desgracia para todos los españoles

La conciencia, un instrumento muy útil para la vida

Cuando el ser humano fallece, la energía que ha estado emitiendo no se destruye
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris