Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Artículo opinión   -   Sección:   Opinión

Cataluña, 'un barrio de Madrid'

Wifredo Espina
Wifredo Espina
@wifredoespina
martes, 31 de octubre de 2006, 06:25 h (CET)
La presencia, tan en activa y reiterada, de Zapatero y Rajoy en la campaña electoral catalana acabará dando la razón a Carod Rovira de que, a este paso, Cataluña acabará siendo “un barrio de Madrid”; añadiendo, para apoyar su vaticinio, que "quien ya ha regalado la Generalitat y el Estatut a Madrid es el candidato de CiU". Nada menos.

Mientras, Artur Mas, tras admitir por primera vez la huella que deja Pasqual Maragall con el nuevo Estatut, ha asumido sin modestia el rol de "heredero" de la historia de la Generalitat y ha prometido construir "la mejor Cataluña", siguiendo al servicio del país "pase lo que pase" el 1 de noviembre. Poco seguro debe estar de lo que va a pasar.

Por su parte, el candidato del PSC, José Montilla, ha tachado a Artur Mas, de "perdonavidas" por sus declaraciones de que ”gracias a la política de integración” de los gobiernos nacionalistas, un no catalán como Montilla podía presentarse como candidato a la presidencia de la Generalitat. Replicándole Montilla que sólo "se quieran a sí mismos y a los suyos". ¿O es que desde el nacionalismo se ha promocionado a los no nacionalistas?

Lo cierto es que tanto unos como otros, incluidos Zapatero y Rajoy, están trabajando a fondo las poblaciones y barrios más obreros y con más inmigrantes, especialmente el cinturón industrial de Barcelona, para recabar sus votos; los votos de quienes suelen quedarse en casa cuando hay elecciones autonómicas, porque creen que no es asunto de ellos o porque no se sienten representados por la clase política catalana. En el Parlament nunca se escucha una voz castellana.

Por su parte el candidato del PPC, Josep Piqué, ha pedido nada menos que a los votantes "socialistas por ideología" que "no se fíen de los que les han traicionado", y por tanto que "voten al PP" porque comparten con ellos "la misma idea de Cataluña y España". Como si, tras el acta notarial de Mas de no pactar con el PP, nos esperara un hasta ahora insospechado bipartito: PSC y PPC. Cosas veredes?

“¿La mejor Cataluña?” ¿O la “Cataluña, barrio de Madrid?”. El problema estará, seguramente, más que en lo que digan las urnas (que todos querrán apuntarse a su favor) en los “juegos de manos” de los pactos posteriores. Que, naturalmente, se dirá que es lo que querían loes electores, aunque sean pactos “contra natura”, como el fracasado Tripartito. No es lícito responsabilizar o atribuir a los ciudadanos los “pactos” (pactos “de barrio” político) que ellos no han votado.

Noticias relacionadas

Para reforzar relaciones comerciales

V. Abelenda, Girona

El Estado se lava las manos

G. Seisdedos, Valladolid

Educación trasvasada... Educación utilizada

A. Alonso, Madrid

Cataluña, cromos y culpa

V. Rodríguez, Zaragoza

Rajoy da alas a los separatistas

E. Díaz, Madrid
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris