Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   A un toque   -   Sección:  

Las bondades de Aguirre

Luciano Sabatini
Luciano Sabatini
martes, 31 de octubre de 2006, 02:22 h (CET)
Mal pintan las cosas para el Atleti, por historia reciente, eso que se invoca en los mejores casos y no conviene perder de vista en los no tan buenos, para encontrar explicación muchas veces al rendimiento de un equipo. Para combatir la falta de títulos y juego que campean por el Calderón desde el año del doblete, hace más de diez temporadas ya, Clemente Villaverde y García Pitarch, encargados de la dirección deportiva del club, contaron con un entrenador que había demostrado en las filas del Osasuna ser un hombre de garantías, Javier Aguirre.

El mejicano es un hombre honesto en su trabajo y que habla con claridad con sus jugadores. Sus equipos no tiene secretos, todo parte del trabajo duro y de la sencillez en el trato de la pelota, hasta ahí bien. Pero al bueno de Aguirre parecen habersele torcido las ideas en su primera oportunidad en un “grande”. El Atleti no apunta mejores maneras que otros años, ni tiene más cantidad de puntos ni de pasiones despertadas en lo que llevamos de campeonato.

El primer pecado de Aguirre fue desechar el fichaje de Rosicky, un media punta que rebosa calidad por los cuatro costados y que ahora hace las delicias de los aficionados del Arsenal, sabio Wenger. No se fichó a Rosicky, a pesar de que se llevaban seis meses de negociaciones para también echar a Ibagaza, otro jugador de visión y desborde para jugar por detrás de los delanteros. Pero a Aguirre no le hacen falta medias puntas, y contribuye así a que esa bella figura del “10” esté en peligro de extinción en pro del doble pivote, una de las lacras del fútbol actual.

Cierto es que a pesar de prescindir de un hombre por detrás de Torres y Mista o Agüero, Aguirre ideó un once a principio de temporada en el que había cierto equilibrio. Maniche y Luccin cogerían el medio para abrir bien a las bandas a Maxi y Petrov. Pero Aguirre no sabía donde se metía cuando rubricaba su contrato con los rojiblancos. El “pupas” es un equipo desafortunado, y tanto el argentino como el búlgaro cayeron lesionados y seguramente solo volverán a jugar para final de temporada, cuando todo el pan quizás esté vendido. Además de dos hombres de banda, que habían hecho bueno el comienzo liguero del Atlético, Aguirre perdió el norte. Ahora las alineaciones del mejicano son un poema que sobrecarga el centro del campo con el “trivote” Maniche, Luccin y Costinha, jugadores demasiado parecidos, demasiado juntos. Lo mejor del asunto es que el primer cambio de Aguirre suele ser para quitar al portugués Costinha del campo y dar entrada a Jurado, que si es un jugador creativo del medio para delante, o al “kun” Agüero. Digo yo, ¿Por qué cometer siempre el mismo error para acabar rectificándolo?

Otra de las miserias que no le pueden perdonar a Aguirre es que relegue a Agüero al banquillo. El “kun” es el único jugador diferente con el que cuenta el Atlético, con esa magia especial que solo tienen los elegidos. Para el argentino los partidos ahora solo duran 20 minutos, y así es muy difícil hacerse al nuevo fútbol que le ha tocado jugar, ni demostrar el fútbol que atesora en las botas. Es comprensible que Aguirre le dosifique en cierta manera, pues Agüero es un chaval de 18 años y que tan sólo había disputado 50 partidos en la primera argentina; pero las necesidades del Atlético apremian, y el “kun”, sin presiones, sin sobreesfuerzos, debe poner la gota de calidad en el equipo.

Es una lástima ver salpicado por la vorágine del fútbol moderno a un hombre como Aguirre, noble y honesto, claro como pocos en sus explicaciones, llano y sencillo, con el que da gusto tomarse un café y hablar de fútbol, eso sí, sin trivotes ni mezquindades semejantes de por medio.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris