Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Con permiso   -   Sección:   Opinión

Pin y pon en Madrid

Pedro de Hoyos
Pedro de Hoyos
@pedrodehoyos
sábado, 28 de octubre de 2006, 04:34 h (CET)
Para mí que es verdad, que no era una maledicencia. Para mí que Zapatero es un batiburrillo de Bambi, Alicia en el País de las Maravillas y Pepito Grillo. Todo ello bien agitado por Zerolo. No puede ser que la burra que nos ha estado vendiendo tanto tiempo con tanto secreto y tanta meliflua sonrisa sea Miguel Sebastián. Para mí que de verdad Zapatero se había creído que bastaba querer para poder. Y de pronto la pitopausia le ha hecho descubrir la diferencia entre querer y poder.

¿Es ésta la séptima maravilla que nos había prometido Zapatero? ¿Es éste el colmo de los colmos con que el encantador de serpientes había querido camelarse a la ciudadanía? No puede ser que pensara todo esto en serio, no puede ser que creyera que con su sonrisa iba a conseguir que el conejo saliera de la chistera a la de tres (bueno, a la de seis o siete), no puede ser que creyera que bastaba con ponerse simpático y vestirse su habitual cara de buena voluntad para que se hiciese su real gana y conseguir un buen candidato para Madrid. Hasta Dios tuvo que poner mucho empeño y siete días de trabajo para hacer este mundo. Y luego mira cómo le quedó. Para mí que es verdad, para mí que Zapatero se ha creído Dios. Y luego mira cómo le quedó.

O sea, que ese candidato tan maravilloso, ese candidato ideal para desalojar de Madrid a la derecha es... Miguel Sebastián, un desconocido absoluto, alguien que jamás ha intervenido públicamente en el juego político, alguien que para pelear con Ruiz Gallardón tiene que partir de cero ante el electorado. No sólo es un desconocido para el pueblo de Madrid, es que él mismo desconoce lo que es un proceso electoral, ni ha vivido una campaña o un mitin en primera persona. Miguel Sebastián más que candidato es cándido. Tan cándido como Bambi.

Si yo fuese militante socialista madrileño ahora mismo devolvería mi carné no sólo como protesta por la ausencia descarada y consentida de democracia interna, por la que alguien debería sonrojarse, sino por la burla al militante y al buen sentido que ha sido el desenlace de la elección de candidato, que ha sido toda la elección del candidato: La montaña no puede parir un ratón.

Y como hipotético votante socialista exigiría ante la urna un documento escrito en el que además de las eternas promesas electorales me pidieran perdón y me entregaran un pase gratis para ver todas las películas de Santiago Segura, más que nada para que se me pasara la depresión.

Ahora que ya tienen un nombre ya pueden empezar a trabajar sin pérdida de tiempo. Mucho van a tener que currar los especialistas del PSOE para fabricar un candidato de donde de momento sólo hay buena voluntad, mucho va a tener que volcarse el partido para sacar esto adelante. Porque a esto se le llama partir de la nada, si Sebastián es todo lo que el PSOE puede ofrecer a los madrileños pueden sobrar las elecciones, si el frente socialista ante Ruiz Gallardón y Esperanza Aguirre está conformado por Pin y Pon me parece que no vamos a disfrutar de un verdadero enfrentamiento. Esta ocasión pueden no ser necesarios los tránsfugas.

¿O esta supuesta tomadura de pelo no es más que debilidad aparente calculada para movilizar a las masas para que corran a detener a golpe de voto la debacle de la izquierda madrileña?

Madrileños, la Patria socialista está en peligro, acudid a salvarla.

Noticias relacionadas

Para reforzar relaciones comerciales

V. Abelenda, Girona

El Estado se lava las manos

G. Seisdedos, Valladolid

Educación trasvasada... Educación utilizada

A. Alonso, Madrid

Cataluña, cromos y culpa

V. Rodríguez, Zaragoza

Rajoy da alas a los separatistas

E. Díaz, Madrid
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris