Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   ¿Es sólo un deporte?   -   Sección:  

Los leones al foso

Miguel Cañigral
Miguel Cañigral
@mcanigral
jueves, 28 de septiembre de 2006, 08:24 h (CET)
No conozco al presidente del Athletic Club de Bilbao y tampoco estoy al tanto de lo que ocurre en uno de los tres equipos que siempre ha jugado en Primera división, pero desde que Fernando Martín se empeñó en ser el presidente del Real Madrid no había visto a nadie con tanta cabezonería.

Lamikiz parece un hombre inteligente y razonable, sereno y que no se mete con nadie. Su proyecto y su idea de futuro para el Athletic deben ser muy buenos para que se mantenga en el cargo aun con toda la que le está cayendo. Es comprensible que un hombre cuya máxima ilusión era dirigir a su club de siempre no quiera dejar pasar esta oportunidad de conseguir para el Athletic lo que desea. Ver caer un proyecto propio es muy duro y asimilarlo todavía más, es por ello que creo que Lamikiz piensa que conseguirá salvar a su equipo. Sin embargo, al igual que dije cuando el ya no recordado por nadie ex presidente del Real Madrid, Fernando Martín, quiso mantenerse como presidente, seguramente sea un gran proyecto el que tiene preparado y con algo de tiempo o quizá en otro momento funcionaría pero ahora lo que “los leones” necesitan es un cambio y que vuelva la tranquilidad a “la catedral”, porque, y lo digo desde fuera, este Athletic huele más que nunca a Segunda División.

El poder atrae, engancha y es difícil dejarlo. Igual que cuando una población se revela contra el poder, Lamikiz es el gobernador de un club y su población está iniciando una revuelta popular. Puede que sea precipitado dimitir en la primera gran manifestación en contra de uno mismo, pero no parece que vayan a cambiar las cosas en el próximo partido en San Mamés.

Las causas del actual fracaso del equipo pueden ser muy variadas pero quienes toman las decisiones son los directivos y si se han equivocado con los fichajes o con el entrenador, lo más normal es aceptar la derrota y marcharse antes de que sea demasiado tarde. Si el equipo se salva nadie se acordará de quien era el presidente del equipo en ese momento, pero si baja al infierno no habrá nadie que no recuerde quien presidía el Athletic en ese momento histórico.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris