Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Al aire libre   -   Sección:   Opinión

Instancias superiores (II)

Pascual Falces
Pascual Falces
martes, 26 de septiembre de 2006, 00:36 h (CET)
Alguno de los “tres o cuatro lectores” de esta columna (según acostumbra a señalar de sí mismo el editorialista mexicano y maestro, Catón), habrá apreciado que no tiene por costumbre empalmar artículos o dividirlos en partes para días distintos. Pero, hay ocasiones en que “le quitan la palabra”, tal y cómo ha sucedido estos días pasados con la anterior columna, y en la Cumbre de Países No Alineados (NOAL) llevada a cabo en La Habana –“la Ciudad de las columnas”, según otro maestro cubano de la lengua castellana, Alejo Carpentier-. De las conclusiones a que llegaron, se deduce que han de encontrar el modo de dialogar y entenderse con el resto del mundo “alineado”.

Se convocó a los países miembros a unirse para hacer frente a las "pretensiones de dominio mundial de Estados Unidos” (sic). Si este inmaduro y enorme país tuvo tales objetivos, o los sigue teniendo, no deja de ser un “juicio de intenciones”, como acostumbra a calificar el materialismo dialéctico cuando desautoriza los propósitos de quienes, tan sólo, quieren servir a la verdad y la razón. Cuesta admitir que esa clase de juicio sirva como rumbo para nadie, y menos aún, para quienes pretenden hacer frente al país, con más dinero, y con el ejército más poderoso del mundo.

Sin embargo, es para sentirse cerca de los “no alineados”, cuando entienden, que, “su papel debe estar dirigido a lograr el respeto a la soberanía de los Estados, y la oposición activa a la guerra, así como a cambiar el actual orden económico mundial, que, a su juicio, sólo extiende la brecha entre ricos y pobres.” A pesar de que esta última afirmación es manida y pertenece al recurso de cuantos quieren quedar bien con sus afirmaciones en voz alta, ya, que, suena a la práctica política de ganarse con halagos el favor popular (demagogia). Es el antiguo dilema de ¿con quién se debe acabar, con los pobres o con los ricos?

La actual coyuntura internacional no sólo está caracterizada, como señalaron, por las irracionales “pretensiones de dominio mundial por parte de la única superpotencia global (Estados Unidos)”. Sería simplificar hasta la falsedad el panorama global que se contempla. La Unión Europea (p.e.) no sólo ha conseguido una moneda 25% más fuerte que el dólar, sino mantener la ilusión de cohesión sin fronteras en países que han sufrido las más cruentas guerras, entre ellos, y que en el mundo “mundial” han sido. Si de verdad tiene esos planes (EEUU), le aguarda un duro camino en el que cada vez las Uniones supranacionales reducirán los países que pudieran ser engullidos. No es aventurado suponer una cifra de cuánto estarían dispuestos a pagar por salir airosos, en este momento, de Afganistán o Iraq. De hecho, la fuerza de interposición entre Líbano e Israel, no cuenta con soldados norteamericanos.

El NOAL fue creado en 1961, en un intento de agrupar los intereses de países del Tercer Mundo, más, su presencia activa decayó a partir de los 90 con la desaparición de la Unión Soviética. Los países que permanecen “tercermundistas”, cada día hacen mayor esfuerzo para salir de él; su permanencia enriscada y con aires victoriosos, despide un tufo de victoria “pírrica”, y tras la que se oculta la incapacidad de los sistemas gobernantes por conducirlos a su desarrollo.

De los 118 países que agrupa, algunos forman parte del llamado "eje del mal" y mantienen una tensa relación con la Casa Blanca, como Cuba, Venezuela, Corea del Norte, o Irán. La lógica emergente de la actual era de globalización, hace referencia a que todos, alineados o “no”, han de apelar, para entenderse, a una Instancia Superior, que, mientras no exista otra, ha de ser la ONU con los reajustes que necesite. Este es el reto común.

Noticias relacionadas

Rajoy, el francés Valls, Piqué y Cataluña

Los tres se ocuparon de ella

Leticia esclava de su imagen y aguijonazos electorales

“Con los reyes quienes gobiernan son las mujeres y con las reinas son los hombres los gobernantes” Duquesa de Borgoña

Cataluña a la deriva (y 3)

Entre lo emocional, caótico y ridículo

Hipatia, filósofa de Egipto

Es una mujer dedicada en cuerpo y alma al conocimiento y a la enseñanza

Hipnosis colectiva

La capaña representa uno de los capítulos más esperpénticos
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris