Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Hablemos sin tapujos   -   Sección:   Opinión

El peligroso juego de la indefinición de Rajoy

“Mientras deliberamos cuando debemos comenzar, se hace ya tarde para intentarlo” M.F. Quintiliano
Miguel Massanet
martes, 10 de diciembre de 2013, 08:29 h (CET)
Algunos tenemos la preocupante sensación de que, en Génova, están perdiendo el control de su propio partido. Seguramente, el hecho innegable de que existen aspectos de la actual política del gobierno del PP, que resultan incomprensibles para una parte importante de su electorado y, me atrevería a decir, para muchos de sus cargos directivos, no sólo en la cúpula del partido, sino en las autonomías y en sus propios representante en el Parlamento Europeo; está produciendo una corriente de desconfianza que, cada día que pasa y se siguen manteniendo posturas equívocas, indecisas, dudosas y erráticas en algunas cuestiones que resultan ser fundamentales, irrenunciables y insoslayables para todos aquellos votantes y simpatizantes del PP; va conduciendo a un aumento de la desafección de una importante masa de antiguos simpatizantes que, consciente o inconscientemente, estamos buscando otra tabla de salvación a la que agarrarnos, ante el temor de que las próximas legislativas, las encuestas ya empiezan a dibujarlo, nos dejen un nuevo panorama en el que el voto de los españoles ( los que todavía se animen a hacerlo) se vaya fraccionando en una multitud de opciones, de izquierdas y de derechas, que hagan que la nación resulte de todo punto ingobernable.

Todos sabemos lo de que “ a aguas revueltas ganancias de pescadores”, que traducido a un hipotético conjunto de diversas formaciones elegidas, entre las que no haya ninguna que pueda gobernar por sí sola y, las posibles alianzas o acuerdos de gobierno, requieran la concurrencia de más de dos partidos; significaría entrar en una situación de caos político, que impida la correcta gobernabilidad de la nación y cree una situación de inseguridad jurídica, atropello de los derechos constitucionales y desorden que, con toda probabilidad sería terreno abonado para que, aquellos grupos antisistema, ácratas, comunistas extremos, independentistas o radicales incontrolables; sacaran partido de la situación y acabaran hundiéndonos en la bazofia tercermundista, que tan fatales consecuencias se ha demostrado que tienen para mantener la paz y el bienestar de un país.

Y es que, en este tutti orquestal que el señor Mariano Rajoy dirige, como presidente del PP, parece ser que se van produciendo disonancias cacofónicas debidas a unas improvisaciones del director que se alejan de la partitura que tiene en el atril. El peligro está en que el público abandone el concierto y que los músicos se nieguen a seguir la batuta de aquel que pretende imponer su propio criterio. De hecho, ya son muchas las personalidades del partido del señor Fraga, que se han apartado de la actual deriva que le viene imprimiendo el Ejecutivo del señor Rajoy. Figuras como la de María San Gil; Mayor Oreja o Iturgaiz, verdaderos pesos pesados en el País Vasco, ya han tomado la decisión, después de que fueron humillados por Rajoy, de irse separando del partido.

Pero, donde se está produciendo la verdadera batalla, donde más se viene notando la falta de sintonía entre los votantes del PP y lo que es la junta directiva del PP en esta autonomía es, sin duda, en la comunidad catalana en la que, una impotente señora Sánchez Camacho, lucha por acabar de hundirse en el descrédito al que le viene conduciendo sus fallos de estrategia política; su fracaso al pretender restarle votos a CDC intentando confraternizar con los independentistas al apoyar el concierto fiscal especial para Catalunya; algo que, como no podía ser de otra manera, la enfrentó al resto de comunidades regidas por su propio partido. Pero es que, señores, a medida que se van corriendo rumores de un posible relevo en la presidencia del PP catalán, parece que el nerviosismo y la falta de domino sobre sí misma de esta señora la van impulsando a cometer errores que pueden acabar por ponerle al resto del electorado, que la ha venido votando a pesar de no creer en su política, en su contra; lo que es muy posible que acabe con la influencia que pueda seguir teniendo en Madrid.

Si la baja reciente del presidente de DANAES, señor Santiago Abascal, uno de los jóvenes valores del partido; desengañado por el comportamiento de la cúpula del PP en casos tan sangrantes como su proceder desconsiderado con las víctimas de ETA; su prisa en poner en libertad a los presos a los que, al parecer ( sin que se hay comprobado, uno por uno, si en sus respectivos expedientes carcelarios se han observado, con escrupulosidad, si la redención de penas por el trabajo se había computado de acuerdo con las normas que la vienen rigiendo o existen casos, como parece que los hay en el País Vasco, en que las irregularidades son tan escandalosas que se han computado como asistencias a clases en las universidades, a presos que ni han aparecido por ellas) se les ha dado un trato preferente; ha sido un mazazo en la credibilidad del gobierno de Rajoy; lo que está sucediendo en el PP de Barcelona, puede acabar por hundirlo..

El estupor por la excesiva diligencia con la que ha actuado la Audiencia Nacional, con la aquiescencia del Gobierno, cuando se ha apresurado a extender la vigencia de una sentencia, que se dictó para una sola etarra, al resto de presos afectados por la doctrina Parrot; se ha extendido por toda España, sin que haya una sola persona decente que no se haya rasgado las vestiduras ante semejante barbaridad. Sea como fuere, el pasado día de la Constitución se produjo un lamentable incidente, en la manifestación que tuvo lugar en Barcelona en defensa de la Carta Magna; que indica a qué extremos de discrepancia y alejamiento se está llegando, entre los partidarios de la política blanda y dilatoria, utilizada por el señor Rajoy y su equipo de gobierno y aquellos otros que creen que el Gobierno cada día se va distanciando más de lo que son los principios básicos en los que se fundamente el PP, sus valores cristianos; su defensa de la vida humana y de la unidad de la nación, frente a los intentos de aplicar las filosofías relativistas y las cesiones a las que parece estar dispuesta la izquierda, tanto en el orden moral y ético como en lo que respeta al mantenimiento de la unidad de la nación española.

El señor Alejo Vidal Cuadras, situado en el centro de la segunda fila de la manifestación, en Barcelona; al parecer, fue empujado violentamente por dos mastuerzos que, por orden de la señora Camacho (que está furiosa con él porque, don Alejo, pone en evidencia sus carencias y sus fracaso al frente del PPC) intentaron apartarlo del centro de la manifestación algo que, probablemente, hubieran conseguido de no mediar el C’s cuyos miembros, con gran sentido de la responsabilidad, defendieron a Vidal Cuadras y, cortésmente, le invitaron a quedarse con ellos. ¿Es así como pretende la señora Camacho ganarse la simpatía de los votantes del PP? Esperamos que don Mariano tome cartas en el asunto y, aunque nada más fuera por coherencia y sentido de la responsabilidad, debiera de poner a la Camacho de patitas en la calle y expulsada del PP. No lo hará y el descontento continuará ganando adeptos para una escisión del partido que, para muchos, puede que sea necesaria, como lo es cuando hay que extirpar un tumor maligno que amenaza con acabar con todo el tejido sano de un cuerpo.

Estamos jugando con fuego y esta situación de incomodidad se está notando en muchas de las CC.AA dirigidas por el PP, que comienzan a discrepar, profundamente, de los apaños de un Gobierno que está perdiendo los papeles. O así es, señores, como valoro yo la actual situación del PP español.
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Iglesias se hace con el control del gobierno español

“Los líderes adictos al poder son fáciles de detectar…La forma de vivir de estos líderes es siempre en estado de alerta y a la defensiva, en una serie de maniobras competitivas” Amy Leaverton

El martirio de los días para algunos

El talento hay que transformarlo en genio, y tampoco tenemos otro modo de hacerlo, que injertando decencia en la labor

Aciago y embarazoso 12-O para Pedro Sánchez

J. Cruz, Málaga

La semántica y la fonética

V. Rodríguez, Zaragoza

Aforados y "aforahorcados"

A. Morillo, Badajoz
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris