Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   Por comentar...   -   Sección:  

Fuera de juego y tecnología en el fútbol

Patxo Palacios
Patxo Palacios
viernes, 22 de septiembre de 2006, 22:05 h (CET)
Nos adentramos en el siglo xxi con el mismo deporte rey que nos dejó el xx en Europa. Y ciertas reglas han modificado sustancialmente la manera de jugarlo: a nadie se le oculta que la principal fue la introducción del fuera de juego. Esta medida propició el ‘achique de espacios’, las defensas adelantadas y la necesidad de jueces de línea que ayudaran al referee en su señalización.

La regla introducida en 1925 es hoy día discutida por muchos; gran cantidad de goles son encajados por estar los defensores más pendientes del fuera de juego que de marcar bien al contrario. Asimismo, nos ahorraríamos muchísimas jugadas polémicas con su supresión, además de obtener una notable mejoría en la ayuda al árbitro principal por parte de sus asistentes en las bandas, al aliviarse de la tarea más difícil que tienen.

No pocas teorías del fútbol estiman que el sistema moderno camina cada vez más hacia un equilibrio estratégico sin basarse en la Regla del fuera de juego.

Uno, en cambio, cree que debe mantenerse, es una regla más que premia al equipo que coordina bien sus movimientos colectivos. Pero, eso sí, con la incorporación de algunos de los no pocos recursos tecnológicos que ayudarían a reducir considerablemente los errores en su apreciación: chips electrónicos en las botas de los jugadores, un cuarto árbitro en la tribuna con un monitor de TV que avisaría apenas unos segundos después del gol, p.ej.

Los hay primitivistas que se niegan a introducir cualquier herramienta tecnológica en nuestro querido deporte, en aras a evitar supuestas dilaciones o tecnificaciones en el mismo. Son los que consideran los errores del árbitro como “parte del juego”. Se podría probar sin problema que esto es falso; apenas se perdería tiempo y se minimizarían los errores de apreciación en las jugadas más relevantes de los partidos: fueras de juego, penalties y expulsiones.

Me acuerdo ahora mismo del penalty que le señalaron al Athletic en la primera jornada por mano del defensor de la Real cuando el que tocó el balón fue su delantero Aduriz … unos segundos y el árbitro de Tribuna le habría indicado la decisión correcta a Undiano.

Otros cuantos son incluso reacios a utilizar el video para sancionar conductas punibles antideportivas con la justificación de no “rearbitrar los partidos” y sentar precedentes peligrosos. Mais do mesmo señores, se trata solo de ser justos y enjuiciar – a poder ser al momento – las acciones más importantes con acierto. Es un instrumento más de poder realizar el fair play.

A toro pasado, nadie duda del acierto que supuso la medida que penaba la cesión al portero, para evitar pérdidas de tiempo.

Sigamos pues progresando y teniendo abierta la mente para incorporar medidas y herramientas que posibiliten un fútbol más atractivo y con menos errores.

Pero que no me metan tiempos muertos y cheers leaders … por ahí no paso.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris