Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Economía

Etiquetas:   Recuperación   Macroeconomía   Deuda   Déficit   -   Sección:   Economía

¿Brotes verdes en la economía española?

En España se estaría larvando un nuevo virus patógeno: el DDD
Germán Gorráiz López
@ggorraiz
miércoles, 16 de octubre de 2013, 07:34 h (CET)

fotonoticia_20131008095658_
De Guindos asegura que ya se observan los primero
brotes verdes
La economía española se ha basado en el último decenio en la conocida “dieta mediterránea”, (cuyos ingredientes principales eran el “boom” urbanístico, la exportación, el turismo y el consumo interno), fórmula que creaba excelentes platos minimalistas, de apariencia altamente sugestiva y precio desorbitado pero vacíos de contenido culinario y con fecha de caducidad impresa (2008), debido al estallido de la burbuja inmobiliaria y el hundimiento del castillo de naipes de la economía española.

Sin embargo, según ha indicado el vicepresidente de la Comisión Europea y responsable de Asuntos


Económicos, Olli Rehn, “la economía española ofrece signos de un cambio de tendencia en el 2013 que permiten apreciar algunos brotes verdes, aunque frágiles”. Así, según el Banco de España, el déficit de Estado se habría reducido al 4,93%( rondando el 4,5 % pactado con Europa para el 2013); el PIB habría caído tan sólo el 0,1%  en el segundo trimestre ; la prima de riesgo remolonea en los 250 puntos y el Déficit de la Balanza comercial en julio sería un 82,8% inferior al del 2012, (al conjugarse un incremento del 6,9% de las exportaciones con un descenso del 3,1% en las importaciones), pinceladas de un cuadro económico anclado en la recesión pero edulcorado con datos maroeconómicos mejores que las pesimistas previsiones de los analistas.

Por desgracia, y a  pesar de la cruzada mediática del establishment político-económico para inyectar optimismo a la sociedad española, se estaría larvando un nuevo virus patógeno, (el DDD), con un ADN dotado de la triple enzima D (Deuda desorbitante, Deflación en ciernes y Desempleo estratosférico). Así, el director del Departamento de Asuntos Monetarios del FMI, José Viñals, ha subrayado durante la presentación del informe del FMI sobre Estabilidad Financiera, que “la abultada deuda empresarial de los países periféricos europeos puede afectar al sistema bancario a través de pérdidas en los préstamos a empresas".


fotonoticia_20131014210018_500
El Eurogrupo espera dar por cerrado el rescate bancario
Según Viñals, “cerca del 40% de la deuda en España está  en manos de empresas que serían incapaces de hacer frente a sus deudas a medio plazo a menos que hagan ajustes como una reducción de la deuda, de los costes operativos o de los gastos de capital,( “debt overhag” en inglés), lo que sumado a la necesidad de la Banca de incrementar la dotación de provisiones de riesgo, provocará que el crédito siga sin fluir con normalidad a unos tipos de interés reales para pymes, autónomos y particulares.

Además, según el INE, el  IPC de septiembre  registró un descenso del 0,2 % respecto al mes de agosto, lo que representa una reducción del 1,2 % de su tasa interanual en el presente ejercicio, (la más baja desde noviembre del 2009 ), estimando el FMI que se alcance la tasa del  1,8% para el 2013 y de un 1,5% para el 2014  y aunque estima  que el riesgo de deflación ha caído en todo el mundo, considera que España es el país con mayor riesgo de caída de precios después de Grecia,por lo que podríamos asistir a escenarios de deflación en el horizonte del 2014.

Por deflación se entiende “la caída mantenida y generalizada de los precios de bienes y servicios durante un mínimo de dos semestres” y conjugada con una tasa de desempleo tan bestial como la española (estimaciones del 26,9 % para finales del 2013), podría dar lugar a la aparición de un cóctel explosivo en la economía española de final incierto (el  DDD),  ya que dichos factores económicos se retroalimentan.

Así, las empresas se ven obligadas a estrechar sus márgenes de beneficios  para seguir siendo competitivas lo que les impide mantener sus  beneficios empresariales así como realizar las necesarias inversiones en Bienes Equipo y que tiene como efecto secundario la congelación o reducción del sueldo de los trabajadores y la pérdida de su poder adquisitivo, lo que hace reiniciarse la espiral deflactiva, alimentada por la subsiguiente reducción del consumo interno (reducción del gasto familiar del 3,2 % en el primer semestre del 2013 según el BdE y estimaciones de una caída del 3,8% para el final del 2013 según  los analistas del BBVA).

Para terminar de dibujar el escenario tras la batalla,un estudio de la agencia de calificación de riesgos Axesor indica que en el primer trimestre del 2013 se habría batido un récord de quiebras en España después de que 2.564 compañías se declararan en suspensión de pagos, pero la previsión del FMI es que la sangría continúe a menos de que se tomen medidas drásticas (según el FMI, España concluirá el ejercicio económico del 2013 con una tasa de paro del 26,9% y del 26,7% para el 2014).

Como factores negativos, el FMI cita  la continuación de la subida de salarios en España (incrementos del 1,30% en el 2012  y del 0,63% en el primer semestre del 2013) tanto en los bienes manufactureros como en la construcción y los servicios, por lo que el ajuste económico español se habría producido mediante la caída de la producción y el incremento del paro, pero "insuficiente en el lado de los salarios hasta fechas recientes", por lo que receta un drástico recorte de  los salarios nominales (brutos) del 10% y una rebaja de las cotizaciones sociales en 1,75 puntos para crear 1,2 millones de empleos.

Caso de que la Deuda Pública y privada prosigan su vuelo por la estratosfera, que los salarios sigan congelados o con incrementos inferiores al IPC,que el crédito bancario siga sin fluir con normalidad a unos tipos de interés reales a pymes, autónomos y particulares y no se implementen medidas keynesianas como la inversión en Obra Pública para reducir el desempleo, la economía española se verá abocada a un peligroso cóctel explosivo,(el DDD), cuyos ingredientes sería una deflación en los precios que impedirá a las empresas conseguir beneficios y a los trabajadores incrementar sus sueldos, una deuda privada imposible de asumir por las empresas y unas tasas de paro estratosféricas (rondando el 27%), lo que podría generar una década de estancamiento en la economía española, rememorando la Década perdida de la economía japonesa.
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Energía concederá ayudas de 100 millones para eficiencia energética en hostelería, industria y comercio

Más de 900 empresas han salido ya de Cataluña desde el 2 de octubre, 112 este miércoles

Una empresa sale cada 19 minutos

¿Por qué las calderas Ferroli de condensación están en el escaparate de todas las empresas gasistas?

Las más pequeñas y fáciles de utilizar

Guindos atribuye a Cataluña cinco décimas de desaceleración del PIB

Asegura que se puede revertir

El Gobierno baja al 2,3% su previsión de alza del PIB en 2018

Eleva al 2,3% el déficit por Cataluña
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris