Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

La mano de Dios

Antonio García-Palao
Redacción
jueves, 7 de septiembre de 2006, 05:02 h (CET)
Los argumentos para salir en defensa de los derechos de nuestros compañeros, y me atrevería a decir hermanos, los animales, deberían ser tantos como los días que pasaron a nuestro lado trabajando, acompañándonos en el frío invierno, alimentando a nuestros padres y a nuestros hijos, tantos como los días que cuidaron de nuestras haciendas, tantos como los días de primavera que amanecieron con sus cantos.

¿Qué artista podría igualar la belleza del color de sus plumas?, ¿qué atleta podría correr como el guepardo?, ¿quién podría igualar la destreza en el vuelo del vencejo?, ¿qué ejercito podría compararse en número al de las hormigas? ¿qué nave podría descender a la profundidad del cachalote? ¿quién podría cruzar el orbe de norte a sur sin equipaje como un ánade?

Es tanta su fortaleza, tanto su valor, tanta su paciencia, tal su nobleza, tanta su abnegación, tal su sencillez, tal su desapego, tal su fidelidad, tal su sobriedad, tantas y tantas sus virtudes que harían postrarse a los ascetas de oriente y a los místicos de occidente si se cruzasen con ellos en el camino.

Jesús de Nazaret proclamó que nadie tiene más amor que el que da la vida por el otro y ellos nos entregan su vida cada día silenciosamente. Posible e inevitablemente Jesús se acordó de ellos en su sermón de la montaña cuando aventuró dicha para los que sufren, los pobres de espíritu, los limpios de corazón y los pacíficos.

Aprendamos de ellos y seremos un poco más sabios. Contemplemos su belleza y serenaremos nuestro espíritu. Apreciemos su perfección y descubriremos la mano de Dios.

Noticias relacionadas

Quisicosas de la política nacional

“El éxito es la capacidad de ir de fracaso en fracaso sin perder el entusiasmo” Winston Churchill

Preferiblemente otro día

Hacía un tiempo, Francisco de la Torre había declarado que no concurriría como cabeza de lista en las próximas locales

Los artistas mueren jóvenes

La corta vida del poeta

La verdad os hará libres

¿Qué verdad hace libres?

Envidia, odio y celos te debilitan y consumen

Pensamos y vivimos en gran parte de una manera inconsciente e irreflexiva
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris