Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Micro abierto   -   Sección:   Opinión

El final del verano (II): la vuelta al cole

Pelayo López
Pelayo López
lunes, 4 de septiembre de 2006, 19:37 h (CET)
Después de que la semana pasada nos ubicásemos en este final del verano, algo que hicimos con la primera parte de esta crónica de un retorno anunciado, hoy, siete días después, volvemos a incidir en otra circunstancia perenne, en lo que se refiere a su puntualidad anual, pero caduca en lo referente a su dimensión espacial. Tras hablar de nosotros los adultos, de nuestro estrés post-vacacional implícito en la vuelta al trabajo, es turno también para fijarnos en los más pequeños, porque ellos también terminan sus vacaciones, y eso, queramos o no, supone para sus progenitores más de un rompecabezas de horarios y balances monetarios.

Poco a poco, después de la tempestad estival llega la calma otoñal. El río vuelve a su cauce tras los excesos de estos meses, y, si bien podemos dejar que el caudal siga su curso, nunca mejor dicho, conviene no dejar que algunas cábalas jueguen a su antojo y coger el toro por los cuernos. A la tan socorrida cuesta de enero le ha salido una prima-hermana, la de septiembre. Aunque quizás sean parientes más cercanas, porque es más que posible que ambas compartan sangre y que sean uña y carne. O, al menos, eso es lo que parece a primera vista. Si curioseamos un poco más, nos daremos cuenta de que, ahora que se está disputando la Vuelta Ciclista a España, rodamos todo el año en un falso llano con una pendiente regular siempre hacia arriba, y que ésta se convierte en puertos de entidad cuando llegan tan señaladas épocas. Por eso, a estas alturas de la temporada, hasta un repecho se nos atraganta, porque todos los gastos que acarrea la vuelta al cole de los más peques, una cifra que aumenta proporcionalmente y de manera escandalosa según el número de retoños, nos supone un lastre considerable y, en muchas ocasiones, hasta insuperable. Uniformes, libros de texto, material escolar… todo eso, y por supuesto mucho más, es lo que ocupa gran parte del carro de la compra de muchas familias en este mes. De media, según las asociaciones de consumidores, la reactivación de la actividad escolar supone por niñ@ unos 700-800 euros, así que, para echar un poco más de leña al fuego, los sabios han decidido excluir a Plutón de la lista de planetas: el año que viene, nuevos libros. ¿Quién dijo que la educación era gratis?

El motor de nuestra cartera quema gasolina como si circulásemos a mil por hora. Hagan caso a todo un experto en estos menesteres, en los del volante digo, a Fernando Alonso. Circulen todo el año con el motor a bajas revoluciones, que ya tenemos ocasiones como éstas para sacar a flote las extras. No lo olviden, la marabunta comienza de nuevo, ha regresado, ya está aquí otro año más, la vuelta al cole…

Noticias relacionadas

Gobernantes y gobernados

De la adicción a los sobornos, a la adhesión de los enfrentamientos: ¡Váyanse al destierro ya los guerrilleros!

Borrell en retirada o táctica del PSOE

Pátina de sensatez capaz de equilibrar unos nombramientos en su momento tomados como extravagancias

Plagscan desmiente a la Moncloa y R.Mª.Mateo censura la TV1

Un gobierno enfocado únicamente a conseguir mantenerse en el poder

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris