Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   Dos puntos sobre la ï   -   Sección:  

Sin Pau... también

Daniel Lázaro
Daniel Lázaro
@tanke_13
domingo, 3 de septiembre de 2006, 22:47 h (CET)
El Mundobasket llega hoy a su fin tras dieciséis días en los que los amantes del baloncesto hemos tenido que despertarnos muy temprano para poder contemplarlo en televisión. Ese final es el que todo español soñó con los partidos de preparación, aunque pocos fueron los que se creyeron el sueño. El pesimismo al que nos tiene acostumbrado el deporte español acabó el viernes con ese tiro de tres que falló Nocioni, aunque no se engañen, cuando empató Argentina a falta de veintidós segundos más de uno juró todo lo que le vino a la cabeza y mucho más. Afortunadamente –por una vez en la vida- la suerte nos sonrió y nos vamos a enfrentar a Grecia en la final.

Ay, los helenos... no me gustan nada como rival para nuestra selección, y mucho menos sin Pau en la pintura. El de Memphis es el único finalista entre los veinte mejores anotadores con una media de 21 puntos por encuentro disputado y sin duda que lo vamos a notar a partir de las 12:30. Reyes y el hermanísimo tendrán la gran responsabilidad de suplirlo pero salvo que los compañeros de laSexta nos lo enfoquen continuamente, no nos acordaremos de Pau. Debe ser la euforia de estar en la final pero confío en que Felipe y Marc no me dejen mal.

A nuestro equipo ya lo conocemos demasiado, pero habrá que luchar mucho ante Grecia. ¿Por qué no nos habrá tocado Estados Unidos? Los americanos hubieran sido una presa mucho más fácil, seguro. En fin, los de Pepu deberán apretar en defensa y no permitir tiros fáciles como ocurrió ante Argentina -33 tiros desde fuera de 6.25- que nos pueden matar. Grecia basará su juego en la fuerza y no nos podemos quedar atrás. Serán posesiones largas y tendremos que estar al 100% en cada una de ellas si queremos traer el oro para Madrid. Si conseguimos contagiar nuestra velocidad a los helenos, el partido será nuestro.

Y es que ¡debe ser nuestro! No se nos puede escapar, otra vez no. Dicen que para ganar primero tienes que sufrir derrotas. Las derrotas ya las hemos sufrido. Ahora toca arrollar a los griegos y saltar de alegría al ver a Jiménez levantar la copa. La euforia debe continuar, y si perdemos... no pasa nada, seremos segundos por delante de los campeones olímpicos y de los imbatibles que ni siquiera han dado miedo.

Pero tranquilos, el mundial ya está aquí, en la palma de nuestras manos.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris