Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   La tercera puerta   -   Sección:   Opinión

Sobre nubes y tormentas

Jabier López de Armentia
Opinión
lunes, 21 de agosto de 2006, 23:54 h (CET)
Una legión de nubes cubre los cielos de estas tierras acompañada de una permanente tormenta que poco o nada deja ver de esperanza al mañana. En una situación tan delicada cómo es la que vivimos los vascos en este momento, los orgullos y las falsedades democráticas están ahogando un proceso que tenía como fin la paz.

¿Qué es lo que está pasando en Euskal Herria?, nos preguntamos muchos. La pregunta parece fácil de contestar pero requiere de un análisis exhaustivo de todos los factores y sobretodo de las decisiones que están adoptando cada uno de los agentes en este proceso de pacificación, y que no se olviden va de la mano de un proceso de normalización política. Mal observador político sería aquel que no viese que desde hace mucho tiempo se demanda en estas tierras un nuevo marco político para la convivencia de todos, siendo la hora de cambiar muchas cosas.

En cuanto a las decisiones adoptadas por los agentes políticos, la mayoría de ellas brillan por su ineficacia o por el ostracismo político que generan. Existen decisiones de todos los colores; las hay que niegan el proceso de paz, las hay que lo consideran corto e ineficaz, las hay que separan el contenido político de las negociaciones, en definitiva para todos los gustos.

Ahora todos parecemos aterrados por el último comunicado de E.T.A. que daría al traste con las negociaciones y la fructífera tregua. Pero ¿en qué situación se ha tomado esta decisión? ¿sobre qué marco o en qué circunstancias se genera este último comunicado de la banda?. El proceso de paz de complica y se complica por la proximidad de unas elecciones municipales, se complica por el motivo de siempre, el voto.
Tiempos en los que la doble cara cobra poder porque hay muy poco que ganar pero mucho que perder. ¿Acaso ven normal el doble juego del PSOE?. Doble juego existe en todos y cada uno de los partidos políticos, existe desde antes que se inventara la política, siendo un mal que se revela imposible de erradicar. Por este mismo motivo mis críticas no son tan airadas ni fuertes contra el PSOE, porque entiendo que es un decálogo de su naturaleza como partido. En cambio me enerva ver cómo los presos todavía siguen dispersos por toda la geografía española y parte del extranjero, siendo un derecho básico para cualquier preso estar lo más próximo a su lugar de origen, reflejado en la constitución del Estado español. Considero que el acercamiento de los presos es la pieza del tablero que debe mover el gobierno lo antes posible, para de esta manera adentrarnos en una negociación bilateral. E.T.A. ha dejado de matar hace tres años y ahora mismo ha declarado un “Alto el Fuego”. ¿Cuál ha sido la ficha que ha movido el gobierno socialista? El silencio se hace en la sala. No podemos pretender que la paz llegue a esta tierra sino ponemos todos un poco más de nuestra parte.

Con la postura del PSOE frente al acercamiento de presos y fin de la dispersión vemos claramente su doble juego. Primero lo promete en Euskal Herria y luego lo niega en España. El PSOE, cuál ave rapaz, no es tonto y no se deja ni un voto en el camino. Sabe que en España todas las concesiones que otorgue al pueblo vasco le costarán votos y a un precio muy caro, por tanto la política del doble juego se impone, teniendo más peso y más importancia para los socialistas la política estatal que la política vasca, relegándola a un segundo puesto. Al igual que con el fin de la dispersión, el doble juego esta presente en la derogación de la Ley de partidos, en un nuevo marco político para Euskal Herria, en la consulta popular, en la libre adhesión de Navarra, etc.

Si de verdad quieren la paz en Euskal Herria, acaben con la dispersión, deroguen la fascista ley de partidos y dejen decidir al pueblo libremente sobre su futuro.

“Esperemos que las nubes nos dejen ver el Sol”.

Noticias relacionadas

Trampantojos esperpénticos

Quiero una democracia como la sueca, no una dictadura de izquierdas demagógicamente mal llamada democracia como la que tenemos en España

Ministra de Justicia, Garzón, un comisario, Sánchez e Iglesias

¿Pero qué pasa aquí?

¿Son útiles las religiones?

El sincretismo religioso conduce a no creer en nada

El día de…

Nos faltan días en el año para dedicarlos a las distintas conmemoraciones y recordatorios

Como hamsters en jaula

​Hermanos: estaréis de acuerdo conmigo de que los acontecimientos políticos están pasando a una velocidad de vértigo
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris