Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   A pie de calle   -   Sección:   Opinión

Verídico, real y además cierto

Paco Milla
Paco Milla
viernes, 18 de agosto de 2006, 19:22 h (CET)
- Hola joven, ¿sería usted tan amable de mirarme el boleto este que traigo en el bolso? Verá, es que estuve una semana de vacaciones en Benidorm. Con mi marido y uno de mis hijos que es médico, pero médico de los de verdad, no vaya usted a pensar que es uno más... no, no, no, bueno oiga, con el numero uno acabó la carrera, no le digo más.

El dependiente pensaba de la señora que tenía una “especial facilidad para la verborrea” y esta pensaba de él que, con aquellos cortos brazos de los que colgaban unas especiales manos, sería difícil obtener premio.

- Verá usted, es que hemos venido al Festival de Teatro, nosotros somos de un pueblo de aquí al lado y le he dicho a mi marido: "Oye, ¿por qué no nos llevas a Margarita y a mi a ver una obra?" Margarita es esta vecina mía que no habla... pues eso, que como le digo...

El Manquillo estaba tomando un color grisáceo en la cara. Aquella señora disparaba palabras por su boca cual ametralladora bien engrasada. No se atascaba ni para cambiar el cargador.

- Oiga joven, ¿está usted bien? ¡Le veo paliducho!

Quedó petrificado ante la pantalla del ordenador y su cara parecía la de un condenado o como mínimo la de un dependiente con diarrea, hasta que se recuperó minimamente y dirigiéndose a la señora le dijo:

- Oiga, ¿por qué no se sienta usted un momento? ¿Esta usted bien de salud?

- Pues verá usted, joven, ya no soy lo que era, pero salvo un amago de infarto que me dio la primavera pasada, yo me encuentro bastante saludable. Ya ve usted mi fluidez verbal y mi evidente energía.

- Sí ya lo veo, si... ¿y su amiga también tuvo amago de infarto?

- No, hijo, no. Ella tiene Alzheimer desde hace 15 años. ¿No ve usted que no habla? Pero vamos a ver: me está usted poniendo nerviosa con tanto misterio. ¿Pasa algo?

- Sí, verá, es que este boleto del gordo de la Primitiva está premiado.

- Ah bueno, solo era eso, pues nada, hágame usted otro boleto para esta semana con ese premio.

- Pues por eso se lo digo, señora, es que el premio es importante. ¿No podría usted llamar a su esposo?

- “Josus, josus, josus” que me está usted descomponiendo el vientre, joven. Mire como tiemblo, mire. Marque usted, busque ahí en el móvil, Mariano que es mi marido. Dígale que ya no tiene que preocuparse por las ruedas nuevas para el coche, porque entiendo que nos han tocado más de “veinte mil duros” ¿O no llega?

- Sí, señora, sí llega. Don Mariano, oiga que se venga usted a recoger a su esposa, que le ha tocado un premio de seis millones y esta muy nerviosa.

- Coño, coño, ahora mismo voy... seis millones, justo lo que le falta por pagar a mi hija de hipoteca. Vaya suerte, ¿dónde es?

- Aquí en la misma plaza del pueblo, pegado al Ayuntamiento, pero oiga, verá, que quiero aclararle que el premio son seis millones... de euros.

- Ahhhhhhhhhhhh.

- Oiga, oiga, Mariano, ¿está usted ahí?

- Oiga, joven, no le diga a mi marido lo que ha tocado que lleva 12 infartos. ¿No se lo he contado? Pues verá, es que durante toda su vida fumó muchísimo y claro, con estos cambios de clima, pues eso. Y además trabajó en la mina, eso fue antes de irse a la División Azul. Oiga joven, ¡sigue usted muy pálido!

Dedico este escrito a quien, pudiendo aprovecharse de personas mayores, tiene la honradez suficiente como para, encima, meterse en berenjenales y estar a punto de matar al Mariano de turno de un susto... un gran susto. Lo mejor de este texto es que es verídico. ¿A que parece coña marinera? Pues no.

Noticias relacionadas

Qué explicaría la visita de Xi Jinping a Panamá

Panamá no constituye ejemplo de gran o mediana potencia

¿A quién voto en las próximas elecciones andaluzas?

Los socialistas han gobernado en Andalucía desde 1982 sin interrupción y no hemos salido del vagón de cola

Macron y Mohammed 6 en tren de alta velocidad

Mientras otros países del Magreb se resisten a la modernidad, Marruecos se suma a la carrera espacial y viaja en trenes de alta velocidad

¿Hacia un Brexit traumático?

La irrupción de fuerzas centrífugas consiguió la victoria inesperada

Interior del Ministro de Interior

​Desayuno de Europa Press con el ministro de Interior Grande-Marlaska en el hotel Hesperia de Madrid. Llegué con adelanto y atendí el WhatsApp: “¡Vaya espectáculo!.
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris