Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Los trabajos y los días   -   Sección:   Opinión

El Alpe d´Huez de Mariano Rajoy es Bárcenas

El presidente, buen aficionado al ciclismo, sabe que este es un deporte de resistencia, fortaleza y templanza
Francisco Morales Lomas
viernes, 19 de julio de 2013, 07:57 h (CET)
No puede uno, a los primeros ataques de los líderes o enemigos, cebarse con la bicicleta y dar la cara. Sabe que cada uno tiene su ritmo y su estrategia. La de Mariano Rajoy, ya lo ha demostrado desde hace muchos años, es aguantar, soportar, sobrellevar el asunto como mejor pueda, y luego ya veremos.

El presidente tampoco ve a sus rivales o enemigos para tirar muchos cohetes: Rubalcaba (al que le crecen los enanos: dimisión de Griñán y elecciones en Andalucía vía EREs) amaga con presentar una moción de censura, que perderá ya o ya, y con las encuestas pisándole los talones de ser el líder peor valorado, incluso después de Rajoy, con la que está cayendo. El otro enemigo es Bárcenas: que solo ha tirado de la sábana, la manta la tiene guardada para el invierno. No habrá manta, si tira de ella sabe que van todos a la cárcel, incluida la mujer. No tiene afán de mártir y sí de multimillonario. El enemigo que más duele es el interior: los quintacolumnistas del PP. Aquí tiene Rajoy a sus enemigos de siempre haciéndole la ola a Bárcenas en silencio. Tienen la ocasión de hacerle un roto al líder y hacerlo bajar de la bicicleta en plena ascensión al calvario Alpe d´Huez.

El presidente sube tranquilo con el puro encendido y la seguridad de que todo es una tormenta de verano (mucho ruido y pocas nueces) y tiene dos bazas a su favor en esta subida al calvario Bárcenas: la fidelidad de los votantes del PP y el probable cambio de ciclo económico.

Con el tiempo sabe que estas oscuras golondrinas-gaviotas del PP que se han marchado, volverán: la fidelidad de los votantes de la derecha es a prueba de balas.

También sabe que el ciclo económico será reconocible para 2014 o 2015 como anuncian todos los datos que se proyectan en la actualidad.

Rajoy resistirá, no me cabe la menor duda. Pero el problema no es si Rajoy resistirá, sino si el país resistirá.

Creo, modestamente, que el país resistirá a Rajoy, resistirá la corrupción y lo resistirá todo lo que le echen: un país que dejó dormir a un dictador durante cuarenta años, lo resiste ya todo.
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida

Y vuelta a las andadas

Golpean el hierro en frío

La inclusión como camino: hacia una construcción de la “diversidad inteligente”

La fórmula debe ser la inclusión como camino del desarrollo

El acto de leer

Dignifica y al dignificar permite que las personas vuelen
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris