Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Columna humo   -   Sección:   Opinión

El 6.5 de Wert

En los años pasados se cometieron graves errores que se pueden subsanar si la sociedad se vuelve un poco exigente consigo misma
Pedro de Hoyos
@pedrodehoyos
martes, 25 de junio de 2013, 06:59 h (CET)
Al pobre ministro le llueven de todas partes. Como decíamos ayer. Acaba de decir, que el estudiante que no llegue a un seis y medio debería plantearse si ha elegido la carrera adecuada… y le han empezado a a llover de todas partes…

El mundo universitario, las notas medias y la selectividad me son ajenos, hasta dentro de muy poco, espero, así que la verdad es que no sé ni quiero saber si un seis y medio está bien, es mucho o es poco… en algún sitio he leído que Aznar sacó un seis con cuatro y que hubiera quedado fuera. Además de que las palabras del ministro se interpretan muy libremente, arrimándolas siempre a la sardina que más interese según los casos –según la prensa que las analice- hay algo muy importante en el espíritu de esas palabras que se está dejando de lado: El esfuerzo.

Como ya dije en su momento, ayer mismo, a mí la ley Wert y la legión de leyes anteriores me importa un bledo, tragaré con ella dócilmente en la parte que me corresponda y la sufriré con serenidad… ¿Por qué a los españoles nos cuesta tanto confabularnos para sacar adelante las leyes más importantes? Sin embargo lo que los ciudadanos debemos tener claro es que el nivel de calidad, la exigencia formativa y el esfuerzo de los estudiantes ha caído en picado en las últimas décadas.

No, no me pregunten de quién es la culpa, ni lo sé ni me importa porque ahora no arregla nada, no sirve para nada. Lo que es urgente es que los niños españoles sepan los ríos de España, las montañas de España y los climas de España. Y cuando sean algo más mayorcicos pasen a Europa, sus ríos y montañas, y a Asia y América. Y cuando ya legalmente adultos, con derecho al voto y buscando una profesión que desempeñar, que salgan de la universidad… sin cometer faltas de ortografía. Que hay periodistas, maestros, médicos y altos directivos empresariales que comenten varias por folio, por pizarra, por receta o por comunicado, respectivamente.

No sé si un seis y medio es poco o mucho, si cierra las puertas a muchos futuros “Aznares” o si abre las puertas de la excelencia a grandes profesionales, pero en los años pasados se han cometido graves errores que se pueden subsanar si la sociedad se vuelve un poco exigente consigo misma. Y no hablo de los universitarios. Sólo.
Comentarios
Carlos J 25/jun/13    19:38 h.
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

El respeto como exigencia armónica

Necesitamos avivar el lenguaje de la consideración y del respeto

Ética de Pedro Abelardo

Fue un extraordinario pensador y dialéctico

Montados en la misma burra

Albert Boadella ha sabido dar una ejemplar lección a quienes rociaban con sal los sarmientos de la convivencia

Burla burlando van más de 3200 empresas huidas de Cataluña

“El arte de la economía consiste en considerar los efectos más remotos de cualquier acto o política y no meramente sus consecuencias inmediatas; en calcular las repercusiones de tal política no sobre un grupo, sino sobre todos los sectores.” Henry Hazlitt

Es hora de decir la verdad

“Quienes alcanzan el poder con demagogia terminan haciéndole pagar al país un precio muy caro”. Adolfo Suárez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris