Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Los trabajos y los días  

Aznar, un líder para un pueblo

España necesita su vuelta, es nuestro guía, ¡qué caray!
Francisco Morales Lomas
viernes, 24 de mayo de 2013, 08:11 h (CET)
La aparición del expresidente José María Aznar en televisión ha sido el acontecimiento de esta semana. Hacía tiempo que sentíamos necesidad de escucharlo. ¡Es siempre tan enternecedora su palabra! Y, ¿qué me dicen de esa adustez tan castellana y formal? Circunspecta, diría yo.

Aznar es un líder, ¿quién lo duda? Se ha hecho líder al cabo del tiempo. Los años, qué profundidad ofrecen a las personas. Recuerdan ustedes aquel chico de Valladolid que solo era bigote. Ahora lo ha perdido. Y es que los verdaderos líderes no usan bigote, sino ideas. Ahí tienen si no a Merkel. ¡Y vaya si tiene ideas el señor Aznar! El tiempo le ha dado como a los buenos vinos –esos vinitos de Ribera del Duero que tanto le gustan- un sabor sugestivo al paladar.

Pero el otro día el señor Aznar ha salido enfadado, como diría un castizo. Y no es para menos. También el señor Aznar tiene derecho a indignarse. ¿O solo son los coléricos o algunos perrosflauta los que lo tienen? Aznar está en contra de la política de Rajoy. Desde luego. Y tiene el derecho a manifestarlo. Claro que sí.

Él está al frente de la Fundación FAES que es, en teoría, la que aporta las ideas para gobernar. Pero Aznar no entiende esta actitud de su compañero en el gobierno. En lugar de bajar los impuestos, los sube. Y en lugar de reducir la administración al mínimo, la deja casi igual. Aznar sospecha que se está convirtiendo en un peligroso socialdemócrata o, en el peor de los casos, en un comunista de guante blanco, como dicen algunos medios. El otro día se lo leía a Roncagliolo. Llevaba razón el peruano.

Enseguida han salido los seguidores de Rajoy a acusarlo de deslealtad. Pero, ¿qué deslealtad es decirle al presidente que cumpla su programa?.
Aznar sí sabría conducirnos por el camino adecuado, y no Rajoy, que nos va a llevar al precipicio. Aznar sí es un líder para un pueblo, un líder como Dios manda, que diría su compañero Rajoy. Un líder que cumple su programa y pasa por ser el mejor presidente de la historia de España.

Pero su enfado también es con algunos periódicos –siempre hay quien quiere hacer daño- que lo acusan de haber financiado la boda de la hija con los obsequios de la trama Gürtel. Los hay que tienen mala uva. Él se ha defendido como gato panza arriba y les ha increpado con dureza. Como debe ser. Los líderes se miden por sus respuestas. Y ha dicho que está pensando volver. Que tiemblen algunos que lo habían dado por muerto. No puede soportar ver cómo sus ideas han sido dilapidadas por unos advenedizos que solo entienden de componendas.

España necesita su vuelta, es nuestro guía, ¡qué caray!.
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

El Gobierno se humilla ante el chantaje del separatismo catalán

“ Un apaciguador es alguien que espera que el cocodrilo se coma a alguien antes que a él” Wiston Churchill

Todos ellos dicen NO al Especismo

A algunos ciudadanos en China: Perros y Gatos también aman sus vidas

Andalucía, una ocasión para la izquierda

​​El ministro de Agricultura, Luis Planas, fue el orador invitado por la Agencia de Noticias Europa Press en su último Desayuno Informativo

Observaciones singulares

No basta con hablar de encuentros, es necesaria una mayor discriminación de los contendios tratados

Mantenerse en sus trece

Es triste contemplar la terquedad y cabezonería de los políticos y su incapacidad de dialogar ni de buscar puntos de encuentro
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris