Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Cristianismo originario   -   Sección:   Opinión

La Tierra sufre ya daños irreversibles

El ser humano, de la misma forma que actúa un tumor maligno en el cuerpo, se expande sin control y sin ningún tipo de miramientos
Vida Universal
miércoles, 3 de abril de 2013, 09:00 h (CET)
El ser humano, de la misma forma que actúa un tumor maligno en el cuerpo, se expande sin control y sin ningún tipo de miramientos. Tanto uno como otro crece sin tener en cuenta como le va al vecino de al lado, en el caso del tumor sin tener en cuenta lo que los demás órganos puedan necesitar para seguir viviendo.

La actuación del ser humano en el planeta ha llevado a que las diferentes especies del planeta se extingan a un ritmo vertiginoso: los vertebrados se extinguieron en un 33% entre 1970 y 2005. Las especies marinas en un 14%, y las de agua dulce en un 35%. La tala de la selva tropical avanza sin control: entre los años 2000 y 2005 se perdieron 27 millones de hectáreas principalmente en la selva amazónica. Tal como un tumor daña otros órganos de forma irreparable, las consecuencias de la actuación humana en las selvas tropicales son ya irreversibles.

Otra similitud radica en que el cáncer en el organismo genera muchos desperdicios que el cuerpo no sabe como liberar y el ser humano se comporta igual para con el planeta Tierra. Entre California y Hawai existe un remolino de basura del tamaño de Europa Central. La organización oceánica OCEANA ha calculado que cada hora se vierten 675 toneladas de basura al mar, siendo la mitad plástico. Esta alfombra de plástico en el Pacífico debe pesar unos tres millones de toneladas.

Por otra parte la sobreexplotación de los mares a manos del hombre está esquilmando la vida marina, pero además el 50% de los corales están severamente dañados, al igual que los bosques de manglares. La revista Focus publicó en 2007 un artículo con el título “Zonas de muerte o desiertos submarinos sin vida”, con el que se quería dar a conocer que hay zonas en los mares donde ya no hay peces, algo que además viene dado por el cambio climático puesto que el CO2 provoca la acidificación de los océanos con consecuencias graves para la vida en ellos.

Con estos pocos datos de los muchos que podrían haberse expuestos, si la pregunta es: ¿Es el ser humano el carcinoma del planeta Tierra?, la respuesta sería sin duda alguna, sí.
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Los oráculos se cumplen. El independentismo enfrentado al Estado

“El nacionalismos es la extraña creencias de que un país es mejor que otro por virtud del hecho de que naciste ahí” G.B.Shaw.

La realidad de los profesores

Parece que los docentes tenemos mala fama, pero no está justificada

Nada dura para siempre

Evitemos el dolor. Podemos hacerlo

Sting y la táctica de Rajoy en Cataluña

La táctica de Rajoy en Cataluña es rock. Puro rock

Diesel

El exceso de emisiones de los motores diésel está causando 5.000 muertes anuales en Europa
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris