Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   El crisol   -   Sección:   Opinión

De Guadalajara a Valencia

Pascual Mogica
Pascual Mogica
sábado, 8 de julio de 2006, 01:44 h (CET)
El accidente ocurrido en el metro de Valencia y que se ha cobrado la vida de 41 personas ha servido para, una vez más, darnos cuenta del cinismo que rodea a todo aquello que hacen y dicen los gerifaltes del PP. En relación con éste luctuoso suceso el presunto líder del PP, Mariano Rajoy, manifestó lo siguiente: "estas cosas, ya se sabe, son así". O sea es uno más de los accidentes de ferrocarril, en este caso metropolitano, que se dan a "diario" y en el que "mueren todos los días" decenas de personas. Por tanto, según Rajoy, hay que aceptarlo y resignarse.

Como no hace mucho tiempo, aún no se ha cumplido el año, del incendio forestal en la provincia de Guadalajara, todos tenemos en la memoria a aquellos once trabajadores del servicio forestal que perecieron cuando intentaban controlar y apagar el fuego. Aquello le vino "al pelo" a Zaplana y compañía para convertir un desgraciado accidente laboral en una enorme falta de previsión y de medios tanto por parte del gobierno autonómico como del central. Hasta se llegaron a formar, a petición del PP, comisiones de investigación y los socialistas tuvieron que escuchar palabras muy duras y fuertes insultos y acusaciones de todo tipo a cual de ellas más despiadada.

Lo de Valencia, según Rajoy, son cosas que pasan porque tienen que pasar y que además pasan a diario. Valiente mentecato.

No es que ya quiere devolverle la moneda a nadie, no se trata de eso, además no es de mi competencia, pero, sin ánimo de culpar a nadie, sí he de llamar la atención sobre la prisa que se ha dado el gobierno valenciano para esclarecer las causas y dar un diagnóstico que se fundamenta en que al conductor le dio un mareo. Conductor que por cierto falleció. Ya sabemos que en muchos accidentes donde se ha producido la muerte del conductor, bien sea de autocar, tren, o aviación la mejor salida que han encontrado siempre aquellos que puedan contraer responsabilidades por el accidente de que se trate, es la de que "el conductor debió sufrir algún trastorno físico", en este caso dicen que un mareo, llegándose en ocasiones a decir que posiblemente este iba bebido.

La pronta respuesta que se ha dado a la hora de ver cual fue la causa del accidente del metro valenciano a mi me parece, como poco, muy precipitada. La línea en cuestión es muy antigua y se cometería un grave error si no se profundizase en la investigación y se diera por cerrado el caso, ello podría ser motivo de más accidentes. La línea del metro, la uno, es una vía muy antigua y son cantidad los testimonios que se han dado por parte de muchos usuarios de que precisamente en la curva donde ocurrió el accidente los trenes suelen hacer "mucho ruido" y "cosas raras", a esto añaden que se utilizan unidades de transporte, que al igual que el resto de la infraestructura de dicha línea, están obsoletas y con un mantenimiento que deja mucho que desear. Todo esto dicho por personas que utilizan este medio de transporte y por trabajadores de la red de ferrocarriles de la Generalitat Valenciana. Se dice que desde hace bastante tiempo hay cantidades presupuestadas para proceder a remozar la línea "cenicienta" del metro de Valencia, pero claro, primero es lo primero, y lo prioritario es gastarse el dinero en la Ciudad de la Artes y las Ciencias, en Terra Mítica, en la American Cup y en la visita del Papa.

Pero si Rajoy, dice que "estas cosas, ya se sabe, son así", ¿para que buscar más? Vale.

Noticias relacionadas

Marruecos también gana en Paraguay

Como viene sucediendo sistemáticamente en Latinoamérica con los aliados de Marruecos, éstos han ganado el fin de semana las elecciones en Paraguay

Politica afirmativa

Rosi Braidotti en su libro 'Por una política afirmativa' ofrece una nueva interpretación del sujeto

Un mundo para todos

Hace falta prestar más atención a ese mundo global si no queremos caer en una mezquindad permanente de retrocesos

Los cazadores quieren seguir cazando, los animales viviendo

Los animales no son objetos que están a nuestra disposición

Dejar la farsa y ponerse a trabajar por el bien común

J. Gacría, Cáceres
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris