Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

¿Orgullo del escarnio?

José Carlos Navarro (Mérida)
Redacción
viernes, 30 de junio de 2006, 01:30 h (CET)
Lo que legitimamente y con sentido se originó un verano de 1969 en Nueva York, con la rebelión ante las redadas policiales en los bares de homosexuales, constituyó el Frente de Liberación Gay y su bandera el Arco Iris. Las revueltas de más de un millar de homosexuales consiguieron el inicio de su aceptación, que anualmente vienen celebrando en los multicolores desfiles de lo que llaman el Orgullo Gay. La aceptación de la libertad sexual no por ello puede entenderse como patente de corso para el ataque, como hoy parecen entender determinadas facciones de este movimiento en España. Mientras las telarañas cubren la denuncia que se realizó el año pasado al fiscal general del Estado por el escarnio a las creencias religiosas, sucedidos durante el desfile del Orgullo Gay con representación de altos dirigentes del Gobierno y del partido. Finiquitado el circo balompédico queda el pan nuestro de cada día, que es el ataque de los que no tienen escrúpulos mandados por quien no da la cara. En vísperas del V Encuentro Mundial de las Familias en Valencia, han vuelto a ofrecer el triste espectáculo del ataque a la Iglesia católica, con mofa y escarnio.

Son el PSOE y Zerolo los que piden a los ciudadanos que acudan a la manifestacion del sábado convocada en Madrid por la Federación Estatal de Lesbianas Gays y Transexuales. Atacar a los defensores de la familia generadora de vida es vulnerar la verdad. Decir que es homófobo el que acepta que las parejas homosexuales tengan los mismos derechos que el matrimonio, incluido el interés superior del menor a tener padre y madre según reconoce la legislación internacional, pero que esta union no es un matrimonio, es sencillamente faltar a la verdad. ¿Es Francia homófoba por continuar vigente una ley desde 1983 que no permite donar sangre a los homosexuales másculinos, deducida de los datos epidemiológicos que muestran un mayor riesgo de transmisión del virus del sida usando sangre de homosexuales?

Lo que se consiguió en Nueva York, a través de los ataques lo único que hace es echar tierra encima a gran parte del colectivo que quiere vivir en paz su libertad, poniendo en su contra a parte de la opinión pública. No es difícil entender que la libertad -incluida la sexual- empieza cuando se respeta la de los demás. Máxime aquella que se inició por la rebelión pacífica en Judea, hace muchísmos más años que 1969.

Noticias relacionadas

Sánchez en situación apurada

Casado exculpado por el fiscal

Los ejes sobre los que Hitler construyó el Nazismo

La historia que sigue después es conocida, y sin embargo sus promesas nunca fueron cumplidas

Una muralla para aislar el desierto del Sahara

Intelectuales de todo el mundo analizarán en Marruecos el problema de la inmigración que causa insomnio y desacuerdos en Europa

El discurso de la payasada

Cuatro artículos que me han ayudado a encontrar la mía

Heráclito

Es un filósofo presocrático que ha especulado acerca del mundo y de la realidad humana
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris