Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Mundial / Octavos de final   -   Sección:   Deportes

Italia se mete en cuartos con un penalti inexistente en el descuento (1-0)

Italia jugó toda la segunda parte con diez, por la expulsión injusta de Materazzi
Redacción
lunes, 26 de junio de 2006, 20:46 h (CET)
Italia se ha clasificado para los cuartos de final del mundial, tras derrotar a Australia por la mínima en Kaiserslautern. Francesco Totti fue el encargado de anotar el penalti en el último suspiro del partido. Australia se vio incapaz de batir a Buffon a pesar de jugar con un jugador más toda la segunda mitad. Los de Guss Hiddink lo intentaron hasta que Medina Cantalejo se cruzó en su camino. Australia vuelve a casa con la cabeza muy alta.

Emilio Moreno López ( Enviado especial al Frantz Walter/Kaiserslautern)
Hay cosas que en el fútbol no cambian. Italia jugó como siempre – es decir, muy mal- y ganó como habitualmente pasa. Es la flor de los italianos. Australia lo sufrió.

Marcello Lippi cambió el sistema en referencia al partido de Chequia. Puso en liza a un equipo muy ofensivo con Toni, Gilardino y Del Piero. Eso sí, sentó a Francesco Totti. El técnico italiano se sentía superior y quería finiquitar el choque por la vía rápida. Pero aunque a la mona la vistan de seda, mona se queda. Eso es lo que le pasa a Italia. Por mucho buenos jugadores que tenga no juega un pimiento al fútbol.

Nada más comenzar Luca Toni apunto estuvo de abrir el marcador, pero su cabezazo salio rozando el poste izquierdo de Schwarzer.
Australia no se amilanó y rápido se hizo con el control del partido. Italia se siente cómoda dejando jugar. La premisa era clara, buscar rápido a Toni, y este cual pivote de fútbol sala, habilitar al que venia de cara. En una de esas Gilardino apunto estuvo de marcar.

Pasaban los minutos y el partido cada vez era más lento. Italia bien cerrada – made in Italy – y Australia intentando buscar algún hueco. No era tarea fácil porque Viduka era un islote arriba. Materazzi y Cannavaro no tenían problemas. A los 20 minutos Italia volvió a dar señales de vida arriba. De nuevo Toni la deja con el pecho a Gilardino que no es capaz de batir al portero australiano, que manda el balón a corner. Esa no era la última vez que se iban a encontrar ambos. Un minuto después Schwarzer metía un pie milagroso a disparo a la media vuelta del jugador de la Florentina. Bonito duelo.

Italia no era capaz de crear juego, pero tenía mucho peligro arriba. El gol de los transalpinos podía venir en cualquier jugada aislada. Buffon era un espectador más, hasta la media hora de partido cuando tuvo que sacar un disparo a bocajarro de Chipperfield tras una jugada a balón parado. Esa era la baza de los australianos. Lo mejor de Italia llegaba cuando entraba en acción Pirlo. Un pase suyo propició la enésima ocasión de Luca Toni.

El partido era soporífero. Cada vez peor según pasaban los minutos. Italia a lo suyo, esperando a que llegara el gol sin hacer nada de nada y Australia aguantando a que pasara el tiempo para llegar con opciones al final del choque. Así se llegó al descanso.

Penalti inexistente
Nada más reanudarse el partido, Luca Toni tuvo en sus pies el 1-0 para Italia, pero de nuevo su disparo se iba al limbo. Ya estaba fallando demasiado el pichichi europeo. A Italia se le complicó el partido. No había mencionado que el árbitro era el español Luis Medina Cantalejo. El más protagonista de nuestros árbitros la lió. Expulsó injustamente a Materazzi tras una falta de este sobre Zambrotta. Si,leen bien. La patada no se la da a Bresciano sino a al jugador de la Juve. Toda la segunda parte por delante e Italia con diez.

A Lippi le entró el miedo y sacó del campo a Toni, el mejor de los suyos, y metió a Barzagli, el central del Palermo. Australia se vino arriba y Chipperfield probó de nuevo a Buffon, pero el guardameta italiano es un seguro. Lippi mandó a calentar a Totti porque la aportación de Del Piero era nula. A los italianos no les importó mucho quedarse con diez porque seguían haciendo lo mismo, defender con nueve jugadores. Lo único que variaba era que tenían un delantero menos.

Lippi solo le dejaba quince minutos a Totti para que pudiera arreglar la situación. Pero la cosa iba camino de prorroga. A ambos equipo les valía. No había nada de emoción, solo por saber quien pasaría a cuartos. A diez minutos para el final Cahill tuvo en su cabeza el gol de la gloria para su selección, pero la pelota sé perdía por encima del larguero.

Hiddink movió el banquillo y dio entrada al jugador del Alavés, John Aloisi. Una amenaza para Italia. Pero todo pudo cambiar si Iaquinta no manda a las manos de Schwarzer un barullo dentro del área pequeña. Ahí tuvo el partido el equipo de Lippi, que sufría en los últimos minutos del partido. Australia metía balones desesperadamente en el área porque sabía del poder de Viduka y Aloisi por arriba.

Pero estando Medina Cantalejo en el campo se podía esperar cualquier cosa. Se inventó el último suspiro un penalti a favor de Italia que acabó con el sueño de Australia. Grosso se deja caer y el arbitro español pica aún estando al lado de la jugada. Totti no falló.

FICHA TÉCNICA:
ITALIA:
Buffon; Zambrotta, Cannavaro, Materazzi, Grosso; Gattuso, Pirlo, Perrotta; Del Piero(Totti, min.75), Toni (Barzagli, min.55) y Gilardino (Iaquinta, min.46)
Amarilla : grosso (29)
AUSTRALIA:
Schwarzer; Neill, Moore, Cahill, Culina, Grella, Chipperfield, Wilkshire, Sterjovski(Aloisi, min.81), Bresciano y Viduka
Árbitro:
Medina Cantalejo (España) Mostró tarjeta amarilla a Grosso (min.29),Gattuso(min.88),Zambrotta(min.90) por Italia y a Grella (min.23), Cahill (min.49),Wilkshire (min.61) por Australia. Expulsó con tarjeta roja directa a Materazzi (min.50)
Incidencias: O
ctavos de final del Mundial de Alemania. 46000 espectadores en el Frantz Walter Stadion de Kaiserlautern. 28º C, terreno de juego en buenas condiciones.


Datos destacables:

El bueno:
Francesco Totti. El jugador de la Roma necesitaba su momento de gloria. Tras pasarlo mal con las lesiones volvió a ser decisivo. Asumió la responsabilidad en el penalti y, no falló.
El feo:
Gattuso. Juega pasado de revoluciones. Protesta todas las acciones, y encima reparte demasiada leña.
El malo:
Medina Cantalejo. El árbitro español fue el protagonista negativo del partido. Se inventó la expulsión de Materazzi y para compensar señaló un penalti inexistente tras un piscinazo de Grosso. Los australianos sé acordarán de él.
El dato:
Italia se toma cumplida revancha de Guss Hiddink. Hace cuatro años, Corea eliminó a Italia en los penaltis. Ahora es el técnico holandés el que sufre las consecuencias de la pena máxima.

Noticias relacionadas

El Burela acaba con la imbatibilidad del Betis FS (3-5)

Primera derrota de la temporada de los verdiblancos, que no tuvieron su día ante un rival directo

Cinco razones por las que jugar al pádel con zapatillas especializadas

Podemos dar un salto de calidad brutal en nuestro juego

Gómez Noya concluye undécimo en el Ironman de Hawái

El alemán Patrick Lange se proclama campeón

Huelva recibe a Carolina Marín como "la reina del bádminton mundial"

Homenaje a una deportista onubense que ha ganado tres veces el Campeonato del Mundo de bádminton

Un Betis FS muy serio aplaca al Bisontes (4-0)

La pegada, el control y la seriedad de los béticos acabaron con el otrora Playas de Castellón
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris