Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   ¿Es sólo un deporte?   -   Sección:  

Cómo levantar un partido

Miguel Cañigral
Miguel Cañigral
@mcanigral
jueves, 22 de junio de 2006, 01:03 h (CET)
Bienvenidos al primer curso internacional de fútbol sobre “Cómo levantar un partido de un Mundial”. Lo primero que deben saber es que en un campeonato del mundo de fútbol sólo hay tres partidos seguros y si de esos se pierde alguno, la clasificación comienza a peligrar.

En estos torneos suelen emparejarse selecciones muy potentes con otras bastante humildes. Lo más normal es que la selección, a priori, con mayor calidad se imponga sin demasiadas complicaciones aunque en los últimos años el fútbol se ha igualado y cada vez es más complicado ganar un partido.

Entrando ya en materia, un partido se ha de remontar o levantar cuando, jugando contra un equipo inferior, éste se adelanta en el marcador, en la mayoría de los casos recién comenzado el partido. A partir de aquí el conjunto más potente, llamémosle España, debe iniciar una prueba contrareloj en la que tendrá que superar a una defensa formada por once jugadores que lo darán todo para que el balón no entre en su portería.
Los nervios irán cuajando en los jugadores a medida que pasen los minutos pero la desesperación no es el mejor camino, es más fácil ser paciente y buscar el camino del gol analizando los fallos del rival. No sería apropiado dedicarse a mandar balones largos para que los delanteros las bajen del cielo, puesto que los defensas rivales tienen todas las de ganar.

Cuando el gol siga sin llegar a pesar de haber usado todos lo argumentos posibles, es la hora de realizar cambios. Se puede pensar que lo mejor es introducir a tantos delanteros como se pueda pero así lo único que se consigue es reducir los espacios y saturar la zona de ataque, es más efectivo tras haber analizado el juego del rival abrir el juego a las bandas y meter en el campo a jugadores con gran capacidad de creación.
Cuando todos los elementos están preparados y se pongan a funcionar, el gol no tardará en llegar y a renglón seguido la remontada se hará efectiva, porque en el terreno de juego habrán once hombres con la única idea de marcar gol.

Así se remonta un partido según el maestro Luis Aragonés. Hay otras fórmulas, como mandar balones arriba o meter muchos delanteros pero probablemente funcionen con menor regularidad. Este es el único modo de sufrir, jugar bien y acabar ganando.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris