Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Políticamente incorrecta   -   Sección:   Opinión

El cazador cazado

Almudena Negro
Almudena Negro
@almudenanegro
lunes, 15 de mayo de 2006, 21:59 h (CET)
En menos de una semana han estallado cuatro escándalos que a quién suscribe le recuerdan, y mucho, al famoso “Caso Bono”. En tres de ellos el PSOE ha acusado al PP de comisión de delitos sin pruebas. Y los tres casos, en mi opinión, es posible que acaben con socialistas sentados en el banquillo de los acusados. En el cuarto, el de la AVT, alguien ha accedido a datos confidenciales de la AVT y los ha utilizado para tratar de sondear el sentido del voto de sus socios en la Asamblea del sábado pasado. Estos datos, por motivos de seguridad que todos ustedes comprenderán, sólo los tienen la AVT y el Ministerio del Interior. Y la AVT asegura no haber facilitado dato alguno. Ustedes dirán… Pero vamos con los escándalos:

Escándalo uno.- Asturias. Hete aquí que parece ser que el secretario de organización del PSOE en Asturias se reunió con un comisionista que le entregó unas cintas en las que se trataba de implicar al senador popular Javier Sopeña en un escándalo de dinero negro. A cambio de las cintas el socialista habría ofrecido al comisionista arreglarle “unos asuntillos” en forma de expedientes urbanísticos que éste tenía abiertos en el Ayuntamiento de Laviana, gobernado por el PSOE. La exclusiva, naturalmente, en la SER. Y se armó la de San Quintín. Ahora el PP exige explicaciones por este comportamiento “totalitario” al PSOE de Asturias.

Escándalo dos.- Valencia. Esta semana Fernando Moraleda, Secretario de Estado de Comunicación, enviaba a los medios de comunicación un SMS con el texto: “La SER informa que 2 empresarios imputados en el caso “Terra Mítica” imputan en sus declaraciones a Zaplana por cobro de comisiones millonarias”. Eso sí, descubierto el pastel por el popular Eduardo Zaplana, se apresuró a afirmar que había sido un “error técnico”.

Pues bien, hay que leerse la denuncia que han presentado dos diputados socialistas ante la Fiscalía valenciana. Porque no hay por dónde cogerla. En ella no hay prueba alguna, sino una sarta de cotilleos y unas cintas cuya transcripción, según figura en la denuncia, es… ¡aproximada! Y es que de estas cintas se desprende que no hay prueba alguna –lo afirman los propios socialistas en su denuncia-, que todo es un mero cotilleo de barrio y, encima, que podría haber habido promesas de arreglar asuntos judiciales de por medio. Otra sinvergonzonería de la que el PSOE debe responder. La exclusiva, por supuesto, también la dio la Cadena SER. La misma que dio la exclusiva del siglo: el tío del primo del abuelo del suegro de Zaplana tenía un bar cuándo éste contaba con ocho años de edad. ¿Recuerdan? ¡Qué fijación tienen con este hombre!

Escándalo tres.- Murcia. Molina de Segura. Según ha desvelado la Cadena COPE un concejal del PSOE de Molina de Segura habría falsificado un Acta de la Comisión de Gobierno del Ayuntamiento, o sea, un documento público – como los tres policías condenados que falsificaron el atestado- para tratar de involucrar al concejal de Urbanismo de dicho municipio en un escándalo de corrupción inventado. Hala, al banquillo.

Es la estrategia de siempre. La estrategia totalitaria del PSOE: demoler al Partido Popular, destruirlo, para que no haya alternativa democrática alguna en España y así poder ellos establecer su régimen durante décadas. Y destruir todo aquello que pueda suponer un obstáculo para la construcción del Nuevo Orden Mundial que anuncian los socialistas.

Como ven todo muy democrático. Típico de la democracia, pero de la democracia socialista. Desde el PP se ha acusado al PSOE de inventarse escándalos para tapar el “gran escándalo”: las primeras detenciones políticas que han tenido lugar en España desde la instauración de la democracia. Escándalo por el que el Ministro del Interior de entonces, Alonso, aún no ha dimitido.

Escándalo cuatro.- Esta misma semana decenas de socios de la AVT recibían unas misteriosas llamadas de alguien que se identificaba como empleada de una empresa de sondeos contratada por la AVT en su número de teléfono particular y confidencial, para sondearles acerca del sentido de su voto en la Asamblea que dicha asociación celebró el sábado. El pastel se descubrió gracias al aviso de muchos socios a la AVT a dos días de las elecciones. Y la Asociación presentó las correspondientes denuncias ante los tribunales de justicia. Y los socios, enterados de la artimañaza, se movilizaron para ir a apoyar a Alcaraz.

Pablo Broseta que anunció que se presentaba a la Presidencia para “despolitizar” la asociación, retiró su candidatura el mismo día en que se celebraba la Asamblea tras admitir que las llamadas provenían de su entorno y después de negar relación alguna con el Gobierno ZP y, por supuesto, acusar a Alcaraz de “antidemócrata”. Sí, es que Francisco José Alcaraz, el valiente Presidente de la AVT, no ganó: arrasó. 601 votos a favor y 42 en contra. La jugada auspiciada, en mi opinión, desde el Gobierno, fracasó.

Como todo aquello que emprende este gobierno. Y es que no se puede gobernar ni en contra de la realidad ni en contra de las personas. Al final, el cazador acaba siendo cazado. Por furtivo, tramposo y mentiroso.

Noticias relacionadas

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida

Y vuelta a las andadas

Golpean el hierro en frío

La inclusión como camino: hacia una construcción de la “diversidad inteligente”

La fórmula debe ser la inclusión como camino del desarrollo

El acto de leer

Dignifica y al dignificar permite que las personas vuelen
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris