Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Contar por no callar   -   Sección:   Opinión

Feliz cumpleaños biquini

Rafa Esteve-Casanova
Rafa Esteve-Casanova
@rafaesteve
lunes, 17 de abril de 2006, 02:24 h (CET)
Todavía no hacía un año que los norteamericanos habían bombardeado el Japón con las primeras bombas atómicas mientras por estas tierras las gentes iban intentado rehacer sus vidas en una posguerra donde las sombras eran más que las luces. Vencida Alemania y las naciones del Eje en Nüremberg comenzaban a dictarse las condenas contra los jerarcas del nazismo y en Nueva York la Asamblea de las Naciones Unidas condenaba al régimen franquista produciéndose la retirada de todos sus embajadores en Madrid. Estábamos más solos que la una, pero de todo eso la mayoría de españolitos no se enteraba, los periódicos se hacían al dictado de los funcionarios de turno encargados cada día de dar las consiguientes consignas y por las emisoras de radio cada noche, al dar las diez en el reloj de la Dirección General de Seguridad, un cornetín de ordenes daba paso al “parte” , es decir las noticias previamente “cocinadas” para culpar de todos nuestros males al resto del mundo.

Las muestras de afecto entre los enamorados estaban prohibidas en público. Por eso muchas parejas salían de los cines con los ojos brillantes y las mejillas ardientes. La cómplice oscuridad de la última fila de los cines de sesión continua era el único refugio para el amor. En algunas playas hombres y mujeres estaban separados y los cuerpos, una vez fuera del agua, debían cubrirse con un albornoz so pena de recibir una reprimenda o una multa por parte de lo que por Valencia llamaban “la Moral” que eran la pareja de guardias que, a caballo, patrullaban las playas para que nadie mostrara el cuerpo libre de ropa.

Pronto iba a llegar el verano de 1946. En Francia un ingeniero técnico al que le toco en herencia un negocio familiar de mercería diseñó un nuevo modelo de traje de baño para señoras consistente en dos piezas que dejaban a la vista una parte más amplia de la anatomía femenina. En principio también a los franceses les pareció un escándalo semejante atavío, ninguna modelo quiso ponérselo para la presentación y el inventor tuvo que contratar a una bailarina profesional que se dedicaba a desnudarse en el conocido Casino de París. España e Italia, reservas de la moral de occidente, prohibieron semejante prenda a la que se llamó bikini quizás por lo explosiva que iba a resultar. Por aquellos días se venían realizando pruebas nucleares en la Micronesia, en la isla llamada Bikini y de ahí el nombre de la prenda llamada a sustituir, con el paso del tiempo, a aquellos bañadores con faldilla que llevaban nuestras madres.

El bikini cumple ahora sesenta años y ya ha sido jubilado por los minúsculos tangas, los “top less” o el “sin nada” de las playas nudistas. Pero aquí tardó en llegar. Las primeras mujeres que lucieron la prenda fueron, como es natural, famosas del cine. Entre las primeras que lo utilizaron los nombres de Jean Mansfield y Marilyn Monroe y también una joven B. B., que en el film de Roger Vadim “Y Dios creó a la mujer” hizo que mujeres de todo el mundo desearan llevar aquella prenda.

En España los primeros bikinis aparecieron en Benidorm y Marbella. En la ciudad de los rascacielos su alcalde, D. Pedro Zaragoza con sus entorchados de Alcalde y Jefe Local del Movimiento convenció a las autoridades de que aquella prenda hasta entonces piedra de escándalo sería un gran beneficio para el turismo. Mientras, en la Marbella todavía lejana de los tiempos del “pelotazo urbanístico” un arcipreste llamado Rodrigo Bocanegra, éste con sotana, llevaba caminos paralelos a los del alcalde de Benidorm y también conseguía de las autoridades que hicieran la vista gorda mientras convencía a sus feligresas que lucir la prenda no era pecado. Por el turismo hacia Dios podría haber sido el lema. A partir de ahí para unos todo fue como un Sodoma y Gomorra permanente mientras para otros comenzaron a sonar los maravillosos “clincs” de las cajas registradoras. Y en medio de todo esto la costa se llenó de extrajeras luciendo la prenda mientras a los camareros nativos se les despertaba una innata pasión de “latín lovers” que con el paso del tiempo daría lugar al rodaje de algunas de las más casposas películas del cine español.

Ahora, el bikini que ya ha sido jubilado, cumple sesenta años y para celebrarlo La Perla, Cánoca y Triumph van a lanzar al mercado unos modelos conmemorativos mientras en París las conocidas Galerías Lafayette expondrán durante este verano algunos de los modelos más reconocidos de bikini. De todas maneras, llámenme antiguo, soy de los que prefieren y admiran más a una mujer con un elegante bañador que con un minúsculo tanga. Ahora bien cada una que se ponga lo que quiera y feliz cumpleaños al sesentón bikini.

Noticias relacionadas

Donde se habla de encuestas sorpresivas y de otros temas

“Todo el estudio de los políticos se emplea en cubrirle el rostro a la mentira para que parezca verdad, disimulando el engaño y disfrazando los designios.” Diego de Saavedra Fajardo

Wittgenstein

​Una de las afirmaciones hechas por las personas que apoyaron la "I Carrera contra el suicidio" se refería a que quieren que este tipo de muerte deje de ser un tabú y que pase a ser estudiado con detalle para poder evitar fallecimientos por esta causa.

Cada día se suicidan diez personas en España

Carrera a favor de la prevención de las muertes por suicidio

Depredadores sexuales

Las mujeres siempre encontrarán en su camino felinos agazapados dispuestos a destruirlas en sus garras sedientas de sexo

Bélgica, condenada por vulnerar derechos humanos

A. Sanz, Lleida
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris