Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Carta al director  

Deseos ciudadanos

José Carlos Navarro (Mérida)
Redacción
viernes, 7 de abril de 2006, 22:57 h (CET)
Estamos acostumbrados a escuchar con aburrimiento como se justifican los políticos en sus acciones, en base a que es lo que desea la ciudadanía. Nada más lejos de la realidad que la interpretación de esa voluntad ciudadana, es cuando se hace desde puntos de vista partidistas o ideológicos cocinando una opinión publicada como estructura inconsistente de la opinión pública. No son pocas las ocasiones que se publican encuestas oficiales o mediáticas, donde la oportunidad del momento es factor decisivo. Es por ello que los deseos ciudadanos colocados y reconducidos en el oleaje del poderío impreso o televisado, con posterior plasmación oficial por los representantes legales, no son los deseos reales. Corrupción es Marbella para el ciudadano que la tiene hasta en la sopa, el resto tiene un olor hermético contenido sólo en el baúl de pequeñas rencillas personales, de relativa trascendencia posterior. Se bombardeó con el deseo y demanda de la ciudadanía en comparar el matrimonio con la unión del mismo sexo, cuando en casi un año existen escasas centenas de éstas legalizadas.

Es un insulto a la inteligencia del ciudadano medio que se utilice su deseo, por el simple hecho de quién lo manipula ha trepado en un partido que ha ganado unas elecciones, en un sistema cerrado de cavernaria democracia. Con una tecnología que acerca en segundos la información y la opinión, pretende crear Cultura nuevos impuestos para el ADSL, en nombre de los derechos de autor dicen. Pero no hay más autor de la opinión propia que el que obtiene toda la información de manera global, para después opinar y tener criterio para ser tenido en cuenta. El resto es la manipulación del deseo ciudadano, que debería sonrojar al que lo utiliza reiteradamente, para justificar sus pocos democráticas actuaciones. ¿Para cuando el referéndum de la Constitución que nos están modificando por la puerta trasera?

Noticias relacionadas

La Gloria de Nanawa, ochenta y seis años después

Hace ochenta y seis años, un soldado de nombre e historia prohibida cambió el curso de la última guerra sudamericana

¿Qué nos habrá ocultado Sánchez de sus pactos secretos?

Desde Bélgica creen que podrán tumbar al Estado español manejando a sus peones de la Generalitat catalán

El mundo feliz

El libro de Luisgé Martín plantea en sus páginas un enfoque virtual de la realidad humana

La gran tarea

La Junta de Andalucía va a ser gobernada por el pacto que ha llevado a cabo el PP con Ciudadanos y con Vox

Navidad antigua

La Navidad actual no tiene nada que ver con la original
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris