Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Punto crítico  

Hartazgo político

Raúl Tristán

miércoles, 15 de marzo de 2006, 01:48 h (CET)
A reventar. Los sesos a reventar. Plenos, saturados, inundados. Machacados bajo el oprimente peso. Cansados ya de resistirse inútilmente a la tenaza mediática orquestada por la política nacional desde los bandos irreconciliables de pandereteros del Reino de Taifas.

La guerra sucia se ha convertido, desde hace un tiempo, en una fritura de la que forman parte los más extraños ingredientes: el Estatut remake de “La historia interminable”; la lucha dialéctica contra el terrorismo que no es sino diarrea mental de los unos contra los otros; el inspector despistado y la mochila azul chillón que... ¡ah, no!, que era azul eléctrico... ¿quizás bleu royal?, ¡estaré tonto!, ¡si ese es el de mi pluma!, creo que era azul ultramar... ¡pero más vieja y con las asas más cortas!; el catalán que amenaza con convertirnos a todos en analfabetos funcionales; la COPE y el nido de la serpiente, la serpiente viperina misma, y las encuestas el EGM o e cómo meter en el puchero hasta datos escritos por mano fantasma...¡del gobierno, por supuesto!; de manifas peperas por la libertad del pepinillo en vinagre, por la causa del boquerón en salmuera, por la conservación inmaculada de la tierra que pisó Juan Pablo II (santo) en su nosecuantava venida a las Españas ultracatólicas, por la defensa de la vida del cordón umbilical de las gallináceas de la torre de la iglesia de Santo Domingo de la Calzada, ¡ah perdón, que no tienen umbilical!, pues entonces, ¡de las plumas! ¡y mañana, a seguir recogiendo firmas!; de trasvases que no se ahogan en sus propias aguas por más que se les remate a base de garrotazos a la aragonesa; de obras sacras que obispos ciuranetos guardan para sí haciendo ejemplarizante gala de su desapego por lo terreno; de bandas de cuatro desarrapados que pretenden gobernar nuestro país desde sus ínsulas de ignorancia, egoísmo, incultura y zafiedad, auspiciados por el “laissez faire” de algunos que los necesitan para seguir cobijándose mullidos en la poltrona del poder; del “no a todo” por sistema, por táctica política, por estrategia electoral; del paso del consenso a la conversación para besugos, al diálogo de sordos...

Del expresidente que no deja nunca de meter los bigotes allá donde sobran; que no deja desarrollarse por sí mismo a su heredero, doblegado bajo el yugo secular de su ideario; que mantiene bajo sus órdenes a los mismos guardianes del tesoro, canis horribilis que no lupus ni familiaris; que domina el arte de la mentira y la ausencia absoluta de arrepentimiento (cristiano, por supuesto, ¿cual si no en él?) por su principal pecado capital: el orgullo, la vanagloria, la prepotencia. Aquel que le sirvió de guía en su descenso a los infiernos, al ser arrastrado hacia ellos por su falsedad. Pedro negó por tres veces a Jesús...

Del heredero político que no sabe, o no puede, hacerse valer. El pobre, atado de pies y manos por la herencia envenenada. El día en que se libere de las ataduras que le amarran al cadalso, podrá reconducir por otra vía, la adecuada, la centrada, la el liberalismo radical, al partido perdido, al partido que ahora lo es de los exabruptos.

Del presidente de la sonrisa de Joker y los buenos modales, pero escasa eficacia. Pies en la tierra nos hacen falta, y no pamplinas. Realidades y no juegos de palabras: donde estaba disminuido pongo discapacitado o... ¿era al revés?, ¡qué más da!, donde eran nosecuantos pisos pongo actuaciones y si me aprietan digo minipisos y al final...¡si los jóvenes se conforman con un par de zapatillas guayses! Done dije “fuera IVA de los libros” digo “¿ah, que no se puede?”. El mago de la chistera, nuestro particular aprendiz de Mandrake (fallido, por supuesto).

Política española, ¿dónde te hallas que no te encuentro? Grito tu nombre y no me respondes, tan sólo ecos de torpes en los cielos escucho...

Noticias relacionadas

El protocolo del juramento de cargo público

La fórmula de juramento para la posesión del cargo público ha ido sufriendo modificaciones al hilo de los cambios del régimen político en España, desde el año 1958 hasta 1979

Sentido positivo de las enfermedades

La enfermedad compartida con Jesús por la fe es una fuente de consuelo y de crecimiento espiritual

Tan solo unas horas antes (I)

La sanidad, es un bien universal, al que todos tenemos derecho. Pero, ¿vamos a recibir una sanidad de calidad, en la que se prime la medicina rural?

Ucrania eligió como su gobernante a un cómico a quien tomó en serio

Zelensky ha ganado con más del 70% de los votos a su rival, el actual presidente Petro Poroshenko

Carta abierta a Gloria Serra, columnista de La Vanguardia

“El primer paso de la ignorancia es presumir de saber” Baltasar de Gracián
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris