Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   A bocajarro   -   Sección:  

Con el alma en vilo

Antonio Valimaña
Redacción
miércoles, 8 de marzo de 2006, 22:31 h (CET)
El campeonato liguero continúa su cauce, un cauce que ya va llegando a la desembocadura. Es allí donde cada año se pone el broche y en ese momento todo estará decidido, pero mientras todo son conjeturas y aprietos. Ahora estamos en el proceso de llegar a la meta, o lo que viene a ser lo mismo, en la etapa de las especulaciones y del sacrificio. El éxito o el fracaso quedan cerca.

Tocando la gloria
Las jornadas van pasando y aún quedan ciertos aspectos por esclarecer. Ahora bien, teniendo en cuenta que el campeón parece ser que a priori va a ser el Barcelona (a no ser que Real Madrid y Valencia se beneficien de una supuesta catástrofe blaugrana), las plazas europeas se encuentran aún sin amo. Osasuna, Celta, Sevilla y Villarreal se postulan como candidatos a una de las plazas teóricamente disponibles para la Champions, mientras que este cupo de clubes más Deportivo, Atlético de Madrid y Zaragoza optan por entrar en Europa a través de la hermana pobre, la UEFA. Evidente es que la plaza de Champions es un deseo mayor, pero a falta de pan… Todo queda en un pañuelo. En poco tiempo la resolución quedará manifiesta.

El infierno acecha
Por abajo todo es más dramático, siempre lo fue. El temor a perder la categoría es un claro de síntoma de frustración, agonía y abatimiento. Esta situación se acrecienta si no se tiene por costumbre estar en esa zona, o peor aún, si un club no conoce otra categoría que la Primera División, caso específico del Athletic. El temor es un mal consejero y acompañante y eso es lo que les ocurre a conjuntos como el bilbaíno o el Betis, por poner algunos ejemplos concretos. En cambio, otros ya sabían de antemano que su lucha estaba ahí y por ello la situación no es tan agonizante. Cádiz, Málaga, Mallorca o Alavés ejemplifican este caso. Sea como fuere, el tiempo pondrá a cada uno en sitio. Para lo bueno y para lo malo, el final se acerca. Será entonces cuando cada uno reciba lo que le pertenece. Cuestión de tiempo. Tiempo de nervios.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris