Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Toros

Etiquetas:   Artículo taurino   -   Sección:   Toros

Tauromaquias del mundo

Ignacio de Cossío
Ignacio de Cossío
viernes, 19 de enero de 2007, 19:09 h (CET)
Club Taurino de Londres, la pasión de la fiesta más allá de nuestras fronteras

Ni siquiera viendo torear el año pasado al torero de Manchester, Frank Evans seríamos capaces de asimilar repercusión que La Fiesta ejerce en un país tan dispar al nuestro como es el Reino Unido. El Club taurino de Londres se fundó en noviembre de 1959 de la mano del diseñador George Erik con el único fin de mantener viva la llama del espíritu taurino a orillas del Támesis. Sus 350 socios repartidos por todo el mundo – de los que 180 son británicos—defienden con encomiable mérito este arte que su entorno no acierta a comprender.

El entusiasmo de los aficionados londinenses les hace convocarse los segundos jueves de cada mes en el restaurante español Don Pepe, situado en la calle Frampton número 99, para contemplar videos, hablar de toros y leer su propia revista bimensual “La Divisa” con sus 168 números a cuestas. Entre sus múltiples actividades está la de visitar las grandes ferias taurinas de España, como las de Sevilla, Madrid, Pamplona, Salamanca, Málaga, Murcia, etc.; y la de entregar sus premios anuales a finales de noviembre al ganadero, matador de toros y novillero con mejores trayectorias, además de al diestro más destacado de la temporada en nuestro país.

Venezuela bajo el mando de la dinastía de los Girón

Si la Venezuela taurina tuvo un máximo embajador del toreo, ése fue sin dudarlo el maestro César Girón, uno de los grandes toreros de América y probablemente uno de los mejores muleteros de la posguerra.

Barcelona 1952. El maestro toma con éxito la alternativa de manos de Carlos Arruza y Agustín Parra “Parrita”. Dos años más tarde lograría cortar dos rabos seguidos –el primero a un toro de Guardiola y el segundo a un astado de Sánchez Cobaleda-- en el plazo de 48 horas en la Maestranza durante la Feria del 1954. Nadie lo había logrado antes y nadie lo ha hecho después. Pero tampoco se podría escribir la historia de la Feria de San Isidro de Madrid de los años cincuenta sin sus míticas y poderosas tardes con los célebres pabloromeros, las corridas de Beneficencia; sus gallardas tardes de Bilbao, o los numerosos rabos cortados en Pamplona.

El valor sobrehumano, aquella muleta larga y poderosa catapultó al patriarca de los Girón para siempre a la gloriosa historia de la Tauromaquia. La casta y la raza de la saga familiar encontró su continuidad en manos de sus hermanos Curro, Rafael, Efraín Freddy y José Luis; sus sobrinos, Marco Antonio y Juan José; y su nieto César, quien curiosamente nacido en Sevilla, sueña con alcanzar la gloria de su insigne abuelo.

Plataforma para la Defensa de la Fiesta

En los tiempos que corren para el mundo de las corridas de toros en Cataluña, levantar una Plataforma en defensa de la Fiesta en tiene mucho de afición y de valor.

Desde el mes de abril del año 2004 y tras la injusta e insólita declaración del Ayuntamiento de Barcelona de proclamar a la ciudad condal antitaurina, la Federación de Entidades Taurinas de Cataluña creó la Plataforma para la Defensa de la Fiesta bajo la dirección de Luis Corrales. Desde entonces se han logrado más de 615.000 de firmas de apoyo a La Fiesta recogidas en casi todas las plazas y ferias de nuestro país. Todo un verdadero ejemplo de amor a la historia del toreo y a sus expresiones más artísticas y culturales.

El gran trabajo realizado en el ámbito parlamentario tanto catalán como español y europeo; las campañas de promoción y difusión de la Fiesta en la sociedad; lograr el compromiso de la intelectualidad, y la organización de actos tales como el festival del próximo sábado 8 de abril en la Monumental con lo más granado del toreo actual, son algunos de los ejemplos de los grandes avances logrados por esta plataforma. Ojalá un “no hay billetes” penda de las taquillas del coso barcelonés muestra del apoyo que la ciudad se merece.

Sebastián Castella, el máximo exponente de la torería francesa

Francia ha visto nacer hacer hace seis años al mejor diestro de su historia taurina. Un torero de Beziers criado en Gines a la vera del maestro José Antonio Campuzano, tocado por la gracia del valor ensordecedor, la madurez de su trazo largo y la inteligencia lidiadora. Sus triunfos se proclaman por ciudades como Madrid --culpable máxima de su imparable proyección taurina-- Barcelona, Almería --mejor faena de la feria de la Virgen del Mar--, Bilbao, Manizales—donde le otorgaron la Catedral de Oro--, Cali, Quito, Lima y Méjico.

Este torero, cabecera de cartel, se encuentra en ese momento cumbre en el que se desarrolla la misteriosa capacidad de torear cualquier toro con una templaza, despaciosidad y ligazón fuera de lo normal. Si en Francia es un ídolo, en América lo adoran y en España lo esperan. Desgraciadamente el diestro no está hoy entre nosotros porque se encuentra en Medellín, Colombia para torear en sus próximos compromisos los viernes 10 y 17 de febrero.

Morante de la Puebla o una temporada de arte

Decía Rafael Gómez Ortega “El Gallo” que torero es aquel que tiene un misterio que decir y lo dice. Pues bien, milagrosamente rescatado de un año en el exilio voluntario, aquel torero nacido a los pies de una vaca de Pérez de la Concha y apodado Morante de la Puebla nos ha regalado la mejor temporada de su carrera profesional hasta el momento. Una campaña envidiable para el genio de las marismas, 48 corridas, 42 orejas y tres rabos obtenidos apenas pueden resumir tanto duende, gracia y pureza derrochado en plazas como las de Espartinas en la corrida Goyesca por verónicas y naturales; Jerez y su brindis con sabor a relevo del arte hacia Paula; Sanlúcar y su sobrero; Almería y el magnetismo inspirador con un toro de Chafik; Salamanca en pie por dos faenas sobradas de arte; Barcelona recobrando la ilusión; Sevilla por chicuelinas y recortes gallistas; Granada, en dura pugna; San Sebastián, mejor faena; Marbella con banderillas a una mano y de espaldas; Valencia o la catarsis,… y el recital de Aranjuez. Gracias Morante.

Morante de la Puebla deja el alma en cada pase, es como si se vaciara por dentro. Su condición de artista no deja de sorprender en cada tarde. Cuando menos se espera salta un quite, un par de banderillas, un remate que hacía medio siglo que no veíamos, rescatado de las viejas tauromaquias. Nadie sabría explicar salvo él mismo ese ritmo mágico, esa estética sobrenatural que aúna talento, temple y gracia.

Ángel Peralta, centauro de la Puebla

En contadas ocasiones la vida nos brinda una de esas oportunidades de conocer y aprender de la mano de maestros, leyendas y mitos del toreo. Pues bien, nuestro último premiado de esta noche representa uno de esos casos maravillosos que a lomos de Gaviota, Ingenioso, Ruiseñor, Mejicana y Brujo, entre otros muchos, nos legaron su mejor lección escrita en los ruedos del mundo. Ángel Peralta Pineda, Centauro de la Puebla del Río como dijera Antonio Pérez Tabernero, maestro y caballero en la plaza; poeta de la fiesta; ganadero de toros bravos de encaste Contreras; criador de caballos españoles de estirpe cartujana; y agricultor de la Baja Andalucía, tiene una de las mejores trayectorias que cualquier rejoneador hubiera podido soñar.

Ángel Peralta, titán del rejoneo de todos los tiempos e introductor de la alta escuela en el arte de Marialva, conserva entre sus recuerdos más de medio siglo de toreo en activo ininterrumpidamente, ocupando el liderazgo en el escalafón dominando todas las suertes a base de su enorme afición, tesón y poderío; el record de corridas toreadas en una misma temporada, la del año 1971 con 126 corridas, más de 400 orejas cortadas y los rabos obtenidos por primera vez por un rejoneador en Sevilla y Valencia. Ahí quedaron granabas para la historia su docena de salidas a hombros por la Puerta del Príncipe y las siete salidas a hombros por la Puerta Grande de Las Ventas. Su constante inquietud profesional le ha llevado a la creación de suertes y protocolos conservados y mantenidos en el toreo a caballo actual. Su valiosa aportación en el ámbito ecuestre le hizo merecedor de importantísimas condecoraciones nacionales e internacionales como la espuela de oro recibida en Wembley de manos de la propia Reina de Inglaterra. Aquellas mismas espuelas orientaron a Peralta con sus caballos hasta la linde misma de la mitología taurina.

Noticias relacionadas

Miguel Hernandez o la forja de un taurino

A Miguel

Don Juan Carlos disfruta de una tarde de toros en Las Ventas

El Palacio de Vistalegre (Madrid) volverá a acoger corridas de toros en 2017

Contrato renovado por un año

Taurinos presentan 20.000 firmas en el TC para que se resuelva el recurso contra la prohibición de los toros en Cataluña

Más de 10.000 taurinos se manifiestan en Valencia

La Feria de Fallas había movilizado en los últimos días a los antitaurinos
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris